Opinión

Del SMI al BCE: el temor a una crisis de deuda como en los años setenta

La subida del SMI va contra la política social, afectará a jóvenes y parados de larga duración

El Gobierno estaba decidido a aprobar una subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) en el consejo de ministros de esta semana. Pero lo aplazó después de darse cuenta de que la ruptura del diálogo social ponía en riesgo la negociación de otros aspectos esenciales, como son la reforma laboral, la prórroga de los Ertes, que debería decidirse antes de finales de mes, ó el incremento de las cotizaciones sociales para culminar la segunda fase de la reforma de las pensiones. El entendimiento que Sánchez ha logrado con Garamendi puede irse al traste por un puñado de euros.

¿Realmente van a cambiar la historia los 15 euros de subida media que propone la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz? , se preguntan desde los sindicatos y el Gobierno. Es obvio que no. Pero por la misma regla de tres la medida ni incentivará el consumo ni contribuirá a reactivar la economía. En un año en que la electricidad y las materias primas están por las nubes, generan inflación y merman la competitividad de las empresas, el SMI se convierte en la guinda que colma el vaso de las dificultades.

Un reciente estudio comparativo con Alemania arroja conclusiones contundentes. Mientras en España, la subida del 22,3 por ciento del SMI en 2019 se tradujo en una menor creación de empleo o en una destrucción de éste, que el Banco de España cifra entre 90.000 y 170.000 personas, en el país teutón se produjo una mejora de la productividad de los trabajadores para poder sufragar los costes, ¿A qué se deben estas diferencias?

En primer lugar, la subida alemana fue una cuarta parte de la española, del 5,4 por ciento y, por lo tanto, más fácil de absorber. En segundo término, se trata de un país con pleno empleo, mientras que el nuestro encabeza la tasa de paro de Europa.

Si en Alemania el SMI equivale al 45% del salario medio, ¿por qué aquí superará el 60%?

El resultado no se traducirá en la creación de empleo de mayor calidad, como pronostica Díaz, si no en la pérdida de oportunidades, porque las empresas reaccionarán recortando su plantilla o renunciando a incrementarla. El Banco de España muestra, además, que los colectivos más afectados serán los más golpeados por el desempleo: los jóvenes y los mayores de 45 años.

Las posibilidades de creación de empleo entre los jóvenes, con tasas superiores al 40 por ciento, se redujeron el seis por ciento, mientras que entre las personas de entre 45 y 64 años. las posibilidades de perder su trabajo se incrementaron el 11 por ciento, como consecuencia de la anterior subida. Otro colectivo muy afectado, son los temporeros dedicados a labores agrícolas. Puede ocurrir que el producto de la cosecha acabe sin recoger porque no es rentable hacerlo.

Hasta el ministro de Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, que comenzó su carrera profesional en el servicio de estudios del Banco de España, reconoce que la nueva subida del SMI provocará una destrucción de empleo, que calificó de "moderada", porque en esta ocasión es mucho menor que en 2019.

Pero es que hay más motivos para desaconsejar la medida en estos momentos. El SMI representa ya más del 50 por ciento del salario medio y el compromiso del Gobierno es que alcance el 60 por ciento al final de la legislatura, es decir, en 2023. Un objetivo encomiable desde el punto de vista social, pero muy perjudicial desde el lado empresarial si no va acompañado de una mejora de la productividad de los trabajadores.

En Alemania, donde las oportunidades de mejorar la remuneración son mayores debido al pleno empleo, el SMI representa sólo el 45 por ciento del salario medio. Cinco puntos menos, que la media española y quince menos por debajo del objetivo al que aspiran Sánchez y Díaz.

Sánchez echa un órdago a Aragonès en El Prat. Pero no habrá crisis, se volverán a entender

Subir el SMI a golpe de decreto ley sólo contribuirá a un ahogamiento de los colectivos más afectados por la crisis, jóvenes y parados de larga duración, que ya están con la soga al cuello. Es el efecto boomerang de las políticas socialistas del Gobierno.

Un acuerdo sobre el SMI debería ir acompañado de medidas para incrementar la productividad de alrededor de 1,5 millones, como en Alemania, para evitar que se conviertan en una pesada mochila, de la que las empresas intenten desprenderse y paguen justos por pecadores.

Del fiasco de la luz a El Prat

El otro caballo de batalla es la luz. El Gobierno dio carta blanca a la vicepresidenta tercera y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, para que lo explicara a los ciudadanos. Pero el fracaso de su comunicación no pudo ser más estrepitoso.

Ribera acudió al Congreso, donde reconoció que la luz subirá el 25 por ciento en este año, para sorpresa de Moncloa, donde se llevaron las manos a la cabeza. La secretaría de Estado de Comunicación, que dirige Francesc Vallés, intentó arreglar el desaguisado con una entrevista de Sánchez a El País, el diario oficial, que tomaron esta primavera. El titular, jaleados luego por el resto de medios, fue que la luz subirá igual que en 2018. Pero desde el sector eléctrico se apresuraron en desmentirlo.

elEconomista reunió este miércoles al sector en unas jornadas en las que el grito unánime fue que la escalada de la electricidad será inevitable en lo que queda de año y se prolongará durante los primeros meses de 2022.

El anuncia de Ribera de poner en marcha subastas alternativas para grupos industriales ó los cambios en las subastas mayoristas para que la tarifa PVPC sea menos dependientes del gas, no llegarán a tiempo para corregir el rumbo de los precios, que esta semana marcaron nuevos récord.

El último frente abierto por Sánchez es El Prat. La súbita suspensión de la inversión de 1.700 millones prevista para su ampliación es una decisión personal del presidente, harto de "los titubeos y los chantajes del Gobierno catalán", según fuentes cercanas. Con su estrategia persigue desmarcarse del separatismo y contrarrestar las acusaciones del PP, que sube como la espuma en los sondeos.

Pero tendrá que manejar con precisión los tiempos de la crisis, porque el presidente de la Generalitat, Pere Aragonés le ha mandado el mensaje de que no cuente con los votos de su partido en el Congreso. El Gobierno tiene que aprobar los Presupuestos para mantener los fondos europeos y, por ende, su presunción de que agotará la legislatura.

"Es un conflicto en el que ambas partes están condenadas a entenderse", aseguran en medios cercanos. La mediación empresarial, encabezada, en esta ocasión, por Foment del Trevall, de Josep Sánchez Llibre, va a ser clave para la resolución del conflicto.

El plan secreto del BCE

El mundo comienza a deshacer el experimento monetario que nos sacó de la depresión de 2008 y de la crisis del Covid-19: las inyecciones masivas de liquidez para evitar la falta de liquidez. Pero las recetas aplicadas a uno y otro lado del Atlántico difieren. Mientras que la Reserva Federal se muestra remisa a retirar estímulos después de los malos datos de empleo y esperará por los menos hasta finales de año hasta ver cómo evoluciona la economía americana, Europa comienza a dar los primeros pasos para aminorar las compras de bonos.

El optimismo de Christine Lagarde y Luis de Guindos, que revisaron al alza en medio punto el crecimiento europeo para este año y el que viene, a la par que rebajaron el de 2023, contrasta con el de Jerome Powell.

Estados Unidos crece a tasas superiores al 5 por ciento tanto en precios como en PIB. Pero mientras que los pronósticos sobre los precios son estables, Goldman Sachs rebajaron un punto el crecimiento para el segundo semestre y advierte de una súbita desaceleración ya el año que viene, en que su tasa caerá hasta el 1,5 ó 2 por ciento, lo que mantiene en vela a los sabuesos de Powell.

¿Va a mantener el año que viene la economía europea su ritmo de crucero, con un crecimiento próximo al 5 por ciento, si Estados Unidos desacelera? Lo dudo. El optimismo del BCE, probablemente, sea exagerado.

Pero ha decidido poner coto al gigante de la deuda pública y privada europea, que amenaza con escapar al control de los estados. El objetivo es actuar poco a poco para evitar una retirada de estímulos radical que provoque una crisis de endeudamiento, unida a precios altos y crecimientos bajos (estanflación) como ocurrió en los setenta. Como se ve, pese a las apariencias, la economía, no está para tirar cohetes.

comentarios4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

ODYSSÉOS 0.45
A Favor
En Contra

-Se cumplen 20 años del 11S. ¿Fue tan decisivo?

-Para la CIA y el FBI seguro que sí… Pero ahí siguen tan incompetentes como siempre…(Risas)

-Estados Unidos se ha gastado 8 billones en las guerras subsiguientes ¿Qué balance se puede hacer?

-A pesar de lo que dicen algunos comentaristas, de que el dinero ha vuelto a los Estados Desunidos eso es mentira. Hace unos días se conmemoró el fin de la convertibilidad del dólar por oro. Fue debido al coste de la Guerra de Vietnam. Seguro que lo que se gastó revirtió en los tontos americanos y por eso dejaron de convertirse los dólares en oro… (Risas)

-Ciertamente se dicen muchas estupideces… Ahora EEUU está presionando en Taiwán… ¿Puede eso desembocar en una guerra?

-Rotundamente no. Después de salir apaleados de Afganistán tienen que bravoconear. Es el viejo matonismo imperialista. Tiene que intentar resultar intimidatorio o se comen a los Estados Desunidos empezando por las pelotas… Puntualizo, esas ya se las han comido(Risas).

Puntuación -9
#1
ODYSSÉOS 0.45
A Favor
En Contra

-¿Es Afganistán para EEUU como España para Napoleón?

-No se debe abusar de las comparaciones, pero ciertamente los Estados Desunidos van directos a su derrota decisiva, su Adrianópolis, su Lepanto. Una derrota decisiva que los conduzca a su Segunda Guerra Civil que están pidiendo a gritos. Desde luego su tiempo de liderazgo ha terminado. El efecto sobre sus inversiones en el mundo va a ser tremendo. Dese cuenta el dinero que la economía de los Estados Desunidos es ya meramente financiera, es por tanto tan fiat como el propio dólar, que ya no vale nada después de las emisiones suicidas de la FED. Es como si el mundo peleará por ver quién hace la Estafa Ponzi más grande, pero como pasa siempre al final, después de manipularlo todo ya no saben qué comprar o qué vender. Sólo saben fabricar más dinero, porque se ha roto la economía de mercado. No puedes estar seguro de qué producir, de quién fiarte, a quién vender… Es mucho peor que si hubiera hiperinflación.

-Por eso las cadenas de suministro están fallando.

-Elemental. Porque la economía real tiene que simplificarse para reducir el riesgo disparatado qué existe. Tenemos ya los efectos de la hiperinflación, sólo que no su signo de alarma que es la subida de precios. Lo que han hecho los bancos centrales estafadores es dar una dosis de antipirético a la economía. Tiene una infección de caballo pero el termómetro dice que todo está bien. Por supuesto la historia no acaba bien.

Puntuación 0
#2
Os lo mereceis
A Favor
En Contra

Este país, españa o como quieran llamarlo, jejeje, está quebrado económica y socialmente. Una pais, jejej, donde se protege al ocupa antes que al propietario, donde se homenajean a terrorista, donde se da dinero y ampara a regímenes dictatoriales y genocidas, donde en la escuelas se enseña a vaguear y a mentir, donde la manipulación de todo es tan mediocre que nada te puede sorprender, donde se persigue al que no piensa como los mafiosos inútiles de izquierda y nazionalistas, donde el paro es parte de lo cotidiano, donde la deuda dejará en ruina absoluta a su pueblo, jejeje, donde se protege al vago, al ventajista y se castiga al trabajador, al responsable, donde se persigue al hombre por el hecho de ser hombre, donde se persigue una lengua universal, el castellano y se protege a las lenguejetas. Esto es españa, jejeje y mucho peor. Este país, ya no tiene remedio por la cobardía y mediocridad de un pueblo, jejeje, que ha puesto la mediocridad y la cobardía por bandera. Enhorabuena españoles, jejej, disfrutar miserables, no merecéis menos.

Puntuación 11
#3
solo se trabaja una vez vida
A Favor
En Contra

ley debe ser todo ciudadano que cumpla 60 años esta eximido de deudas y pagos.

Puntuación -1
#4