Economía

China ataca de nuevo en la guerra comercial: anuncia más aranceles por 75.000 millones de dólares

  • Entrarán en vigor los próximos días 1 de septiembre y 15 de diciembre
  • El anuncio ha tumbado a los mercados occidentales...
  • ... y la respuesta de EEUU no se ha hecho esperar
Xi Jinping, presidente de China. Autor: Reuters.

La tregua comercial ha volado por los aires. Más de una semana después de su aviso, China confirma su última amenaza a Estados Unidos. El ministerio de Finanzas del país asiático ha anunciado a través de un comunicado este viernes nuevos aranceles por 75.000 millones de dólares sobre productos importados de Norteamérica. Estas nuevas barreras entrarán en vigor el 1 de septiembre y el 15 de diciembre. La respuesta de EEUU no se ha hecho esperar.

En concreto, el domingo de la próxima semana, 1 de septiembre,el gigante asiático establecerá dos aranceles del 10% y otro dos del 5% que, en conjunto, afectarán a un total de 1.658 productos estadounidenses. La soja, el petróleo y varios productos agrícolas, como la carne de cerdo, están en esta lista.

Dos meses y medio después, el 15 de diciembre, China activará un aranceles al 10%, al que se le agregará otro 10% en ciertos productos, y dos más al 5%. En total 3.361 artículos norteamericanos se verán afectados.

Entre ellos se encontrarán algunos automóviles estadounidenses a los que, si se suman las tarifas ya existentes, el gravamen final puede ascender hasta el 50% a partir de diciembre. Este sector ha sido precisamente uno de los más controvertidos en todo el proceso de negociación que Estados Unidos y China, las dos mayores potencias económicas del mundo, comenzaron a finales del año pasado con el objetivo de alcanzar un acuerdo comercial permanente.

La respuesta de EEUU no se hace esperar

El 'contraataque' no tardará en tener respuesta: el presidente estadounidense, Donald Trump, ha asegurado que será este mismo viernes. 

"Responderé a los aranceles de China esta tarde". Así ha anunciado el mandatario norteamericano su próximo golpe al gigante asiático, a través de su canal de comunicación habitual, su cuenta personal de Twitter. "Es una gran oportunidad para Estados Unidos", ha añadido.

En un hilo de mensajes, Trump también ha afirmado que ya ha "ordenado" a las "grandes compañías" del país que "comiencen a buscar inmediatamente una alternativa a China". "Que incluya traer vuestros negocios a CASA y fabricar vuestros productos en ESTADOS UNIDOS", ha tuiteado (las mayúsculas son suyas).

Las bolsas se dan la vuelta

Este anuncio del Gobierno chino ha tumbado a los mercados occidentales. Las bolsas de Europa, que cotizaban con alzas moderadas desde primera hora, se han girado a la baja. También los futuros norteamericanos han pasado a anticipar ventas en Wall Street, cuya apertura será a las 15:30 horas (en la España peninsular).

El ministerio de Finanzas de China ya avisó el jueves de la semana pasada de que llevaría a cabo las "contramedidas necesarias" para hacer frente al últimos aranceles anunciado desde la Casa Blanca, por valor de 300.000 millones de dólares.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció a principios de mes dicho arancel, del 10% sobre productos chinos que no había 'tocado' hasta el momento. Entraría en vigor el 1 de septiembre. Pero menos de dos semanas después, el Ejecutivo norteamericano decidió retrasar su imposición hasta el 15 de diciembre, así como reducir la lista de productos del gigante asiático que se verán afectados. Entre medias, China devaluó su moneda, el yuan, a mínimos de once años.  

"EEUU ha amenazado seriamente el sistema multilateral de comercio y el principio del libre comercio"

Pese a ello, el gobierno chino ha contraatacado. Y no solo con aranceles, ya que en el comunicado acusa a la mayor economía del mundo de llevar a una "escalada continua" sus "fricciones económicas y comerciales", perjudicando "en gran medida los intereses de China, Estados Unidos y otros países".

Asimismo, China asegura que, con su último arancel por 300.000 millones de dólares, el Ejecutivo de EEUU "ha amenazado seriamente el sistema multilateral de comercio y el principio del libre comercio".

¿Habrá reunión en septiembre?

Cabe recordar que Trump anunció su último 'ataque' justo después de que delegaciones de EEUU y China se reunieran en Shanghai, a finales de julio. Ambos países acordaron que los próximos encuentros cara a cara tendrían lugar en Washington en septiembre.

Parecía así que agosto sería un mes sin novedades en lo que respecta a la guerra comercial, pero esta percepción cambió totalmente el mismo 1 de agosto (con el arancel del 10% de EEUU). 

Ahora el futuro de las negociaciones comerciales entre las dos mayores economías del mundo pasa a ser casi un misterio tras el 'contraataque' de China este viernes. La tregua comercial que Donald Trump y Xi Jinping, su homólogo chino, acordaron a finales de junio en Osaka (Japón) con motivo del G20 se diluye. Y, en consecuencia, las probabilidades de que ambas potencias alcancen un acuerdo permanente se hunden. 

Todo ello se produce en un contexto en el que el temor a una recesión global aumenta por días. Ayer mismo se conocía que la industria de EEUU ha entrado este mes en contracción por primera vez desde septiembre de 2009. Algo que Tim Moore, director económico de IHS Markit, entiende como "una señal clara de que el crecimiento económico (de EEUU) ha seguido debilitándose en el tercer trimestre".

De hecho, el anuncio de los últimos aranceles de China se ha producido apenas dos horas antes de que el presidente de la Reserva Federal (Fed), Jerome Powell, comparezca en el simposio de bancos centrales en Jackson Hole (Wyoming, EEUU).

Los inversores esperan con ganas que ante el contexto de desaceleración, y más aún después del 'contraataque chino' en la guerra comercial, el banquero central norteamericano dé señales más claras de que el organismo volverá a rebajar los tipos de interés en su próxima reunión, a mediados del mes que viene.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum8
forum Comentarios 8
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

colores
A Favor
En Contra

¿China compra algún tipo de producto ?

Puntuación 16
#1
Pepito
A Favor
En Contra

La venganza del chinito siempre fue terrible.

Puntuación 5
#2
Quien perderá más
A Favor
En Contra

China no compra productos USA los copia y frabica, mano de obra barata, para appel,general motor,Ford,etc,etc.

Puntuación 15
#3
A Favor
En Contra

Trump se pensaba que los chinos iban a ser igual que mexicanos,canadienses y europeos que se nos caen los pantalones al primer tuit en contra. Los chinitos si que van a plantar cara de verdad.

Puntuación 17
#4
PILOT - M 1966
A Favor
En Contra

mas madera que es la guerra

Puntuación 13
#5
No es más fuerte quien fanfarronea de fuerza, si no quien usa la cabeza.
A Favor
En Contra

Uno de los elementos de algunas artes marciales de oriente, es usar la fuerza del atacante para revertirla y emplearla contra él.

Estos chicos anabolizados de USA, siempre han empleado la fuerza bruta sin usar la cabeza y ahora se han topado con alguien, que aun teniendo fuerza bruta, no la usan y emplean la cabeza.

Cuando a un perro lo arrinconas y te enseña los dientes, date por mordido.

Puntuación 9
#6
pepe
A Favor
En Contra

RESETEO DEL DOLAR EN BREVE.,.,...FIN DEL PODEROSO EEUU

Puntuación 3
#7
David
A Favor
En Contra

Lo que dice "Pepe" será lo definitivo. En cuanto China se empiece a deshacer masivamente de la deuda de EEUU empezará la crisis de verdad. Y a eso yo no le llamaría una recesión sin más. Pienso que vamos a una depresión.

Puntuación 1
#8