Sabine Weber

Directora Corporativa de Soporte a la Operación de Solunion

La crisis de la COVID-19 y sus respectivas consecuencias ha sido un acicate para replantearnos el comportamiento del escenario económico actual. Cada día más empresas establecen como prioridad en sus agendas estratégicas cuestiones como la transformación digital, un factor que ha demostrado ser crucial durante este primer año de pandemia. De hecho, aquellas economías con mayor capacidad de digitalización, tuvieron un mejor desempeño en términos de absorción del choque que supuso la crisis sanitaria. Es decir, las compañías que fueron capaces de adaptarse a las nuevas tecnologías pudieron afrontar con mayor holgura el reto que supuso a todos los niveles la pandemia para sus negocios.

Últimos artículos de Opinión
Más artículos de Opinión