Bolsa, mercados y cotizaciones

Aún se puede 'coger el tren' con la segunda mejor oportunidad del Ibex en la década

  • El índice se adquiere a 6,7 veces EV/ebitda, con un descuento del 18% con respecto a su media de la década
  • Solo en 2022 se compró más barato a 6,2 veces 
iStock
Madrid icon-related

Con el aumento de la tensión geopolítica en Oriente Medio, el incremento de las rentabilidades de los bonos, que vuelve a hacer atractiva a la renta fija, y el incipiente rally navideño en las bolsas el tren todavía sigue en el andén y, aunque no llegan en el instante más idóneo para subirse a él, no es tarde para los potenciales inversores del Ibex 35 que aún pueden cogerlo a tiempo para invertir en uno de los mejores momentos de valoración del índice nacional de la toda última década.

El Ibex 35, por concepto, es un mercado en constante reconstrucción, un value puro, especialmente por su alta exposición al sector bancario, que se ve obligado cada cierto tiempo a reedificar su valor por las sacudidas económicas. Castigado tradicionalmente por valoración, actualmente el índice presenta un EV/ebitda de 6,7 veces. Esta ratio relaciona el valor total de un índice o empresa con la capacidad de la misma para generar beneficios recurrentes. Es, además, una de las más transparentes y fieles para evaluar cómo de barato o caro se compra un índice o una compañía concreta -incluso más que el propio PER [veces que el beneficio se recoge en el precio de la acción] que se usa tradicionalmente para esta función-, sobre todo en un momento en que el apalancamiento cobra especial relevancia, por el elevado coste de financiación actual -en el 4,5% en la eurozona, el más alto desde 2001-.

Estas 6,7 veces son, además, lo niveles más bajos entre los principales índices del Viejo Continente. Son más atractivas que las 9,1 veces que presenta el EuroStoxx 50 o las 8,6 veces de la bolsa parisina y se sitúan prácticamente en línea con las 6,3 veces del Dax. Todo ello, reforzando aún más la oportunidad de inversión que presenta el Ibex 35 frente a sus pares.

"Si analizamos la situación de los mercados de renta variable en mayor profundidad, vemos que la dispersión de las valoraciones y los ciclos sectoriales ofrecen importantes oportunidades de inversión, que están respaldadas por tendencias positivas a largo plazo", explican Andy Budden, Investment director y Katharine Dryer, directora de desarrollo de negocio de renta variable de Capital Group. A ello añaden que "ha llegado el momento de replantearse la inversión en los mercados de renta variable, con un enfoque activo que ofrezca flexibilidad y diversificación en un entorno de mercado cada vez más amplio, y equilibrando al mismo tiempo los riesgos y las oportunidades".

Las 6,7 veces a las que se valora el Ibex actualmente no son, sin embargo, el mejor dato del índice en la última década. El tren con el momento más oportuno para invertir en el selectivo de las 35, sin embargo, ya se marchó, pues el ejercicio pasado el Ibex llegó a adquirirse a un EV/ebitda de 6,2 veces. Las pérdidas acumuladas por el Ibex el año pasado, del 5,6% -llegó a caer en octubre a los 7.261 puntos, el mínimo anual del año, con el que regresó a niveles de noviembre de 2020-, pero con unos beneficios crecientes -en 2022, las ganancias del conjunto del Ibex superaron un 3% las expectativas del mercado y el beneficio por acción del índice creció hasta un 27% con respecto a 2021- generaron la oportunidad más atractiva de toda la última década. Con todo, la actual ratio es la segunda más baja de estos últimos 10 años y es un 18% inferior a la media de éstos (excluyendo 2020, por la distorsión que generó el Covid), de 7,7 veces.

Esta relación se ha establecido durante cinco años de la última década por encima de las 8 veces -se consideran ratios normales entre 6 y 9 veces- alcanzando los mayores picos en 2015 y en 2020, años en los que el Ibex cotizó por encima de las 9 y 11 veces EV/ebitda respectivamente. Estos años coinciden con fechas señaladas de eventos que tuvieron un fuerte impacto en los mercados. En 2015, en busca de animar la economía y las exportaciones, tras los malos datos macroeconómicos, el Banco Popular de China devaluó su moneda en varias ocasiones distintas. En 2020, la mayor pandemia del siglo XXI golpeó con virulencia a los mercados y en el caso del índice nacional aún no ha logrado recuperarse del fuerte choque que supuso el Covid-19 -para lograrlo, debe superar los 10.083 puntos en los que cotizaba antes del estallido de la enfermedad, de los que aún se encuentra a un 8% de distancia-.

La valoración por compañías

Si se desgrana esta fotografía general del Ibex, por valores, hasta tres ofrecen descuentos de más del 50% con respecto a su ratio media de la última década: Acerinox, Repsol y Sacyr, que cotizan en 3,4, 2 y 6,8 veces EV/ebitda respectivamente en 2023.

La acerera sufre en bolsa la aproximación del fin del actual ciclo -sus acciones apenas avanzan sobre un 1% en el ejercicio- presentando este año, sin embargo, la deuda neta más baja desde 2001, según las estimaciones del consenso de analistas que recoge FactSet, de 355 millones de euros y con un ebitda que supera los 770 millones de euros. La valoración entre ebitda media de su década se coloca en las 8 veces, ofreciendo actualmente un descuento con respecto a ella del 57%, pues cotiza a 3,4 veces. Al igual que ocurre con el Ibex 35, solo se compró más barata en bolsa el pasado ejercicio, cuando cotizó a 2,2 veces -gracias a una fuerte generación de ebitda, que superó los 1.200 millones de euros-. Su principal comparable dentro del Ibex, Arcelor, cotiza, sin embargo, aún más atractiva que la propia Acerinox, a 2,9 veces, que suponen un descuento del 47% con la media de los últimos 10 años, de 5,5 veces.

Repsol ofrece la valoración más baja de todo el índice, de 2 veces EV/ebitda en este ejercicio. Con ella, además, tiene una rebaja del 56% con respecto a la media de la última década, que se sitúa en las 4,6 veces. Será difícil que Repsol viva un año tan extraordinario como el de 2022 en el que, impulsado por la crisis energética, registró ganancias récord y una fuerte revalorización bursátil que situaron su valoración en las 1,7 veces EV/ebitda. Los inversores, sin embargo, aún están a tiempo de subirse al carro de la petrolera en este momento que también es para ella el segundo mejor desde 2013.

Las acciones de Sacyr cotizan a un EV/ebitda de 6,8 veces. Su media de estos últimos 10 años supera el doble dígito, situándose en las 13,8 veces. Durante la década, esta ratio de Sacyr ha llegado a alcanzar las 23 veces en las que cotizaba en 2013, año en el que la compañía sufría pérdidas de casi 500 millones, por un impacto negativo del proyecto en el canal de Panamá. Con el 100% de analistas recomendando comprar, ostenta actualmente el mejor consejo del Ibex 35.

Meliá, Inditex e Indra son las siguientes que ofrecen los mayores descuentos con respecto a las medias de sus décadas, todas con una rebaja por encima del 40%. La hotelera cotiza a 7,6 veces EV/Ebitda, frente a las 9,2 veces de Inditex o las 4,9 veces de Indra.

Lo cierto es que actualmente el 91% del Ibex 35 se adquiere con descuentos sobre sus respectivas medias de la década. Solo tres compañías cotizan con prima: ACS, Enagás e IAG. La acerera y Enagás se sitúan entre las peores recomendaciones de todo el índice nacional y se sitúan en las 5,4 y 10,2 veces respectivamente -sus medias están en las 5,3 y 9,9 veces-. Por su parte, IAG se coloca en las 3,2 veces, frente a las 2,3 de media.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud