Simone Tagliapietra

Economista del Instituto Bruegel (Bruselas)

De gobiernos a empresas, desde el mundo académico hasta las organizaciones internacionales, en los últimos meses un número cada vez mayor de actores pide una reconstrucción verde de la economía tras la COVID-19. Esta petición es sensata, el nivel de perturbación causado por la pandemia ofrece a nuestros dirigentes una oportunidad de introducir políticas ambiciosas para acelerar la transición a un sistema económico ecológico.

opinión

Un billón de euros: esta es la "ola de inversiones verdes" que la Comisión Europea pretende movilizar durante diez años con su Plan de Inversiones del Pacto Verde Europeo, lanzado en enero. Con este plan financiero, el brazo ejecutivo de la UE busca liberar la financiación pública y privada necesaria para alcanzar sus ambiciosos objetivos de descarbonización, así como proporcionar apoyo a los territorios que se enfrentan a graves retos socioeconómicos derivados de esta transición.

Tribuna

Nuestro reto más apremiante es mantener nuestro planeta sano. Es la mayor responsabilidad y oportunidad de nuestro tiempo”. Así es como Ursula von der Leyen instó al Parlamento Europeo a respaldar su propuesta de un acuerdo ecológico europeo, que haría que Europa fuera climáticamente neutral para el año 2050.

Francia y Alemania han presentado recientemente un manifiesto en favor de una política industrial europea adaptada al siglo XXI, que ha suscitado un animado debate en todo el continente. El manifiesto se basa en una idea sencilla: en un momento de creciente competencia mundial, Europa debe aunar sus fuerzas para seguir siendo una potencia industrial y manufacturera mundial.

Simone Tagliapietra

Los ciudadanos de Europa siguen siendo vulnerables a otra crisis del gas, diez años después de que Rusia cortara los suministros de gas a Ucrania y a Europa en los inviernos de 2006 y 2009.

Últimos artículos de Opinión
tecnología
Opinión
Opinión
Opinión