Mariano Colmenar

Managing Partner y Responsable de la División de Capital Market de Fellow Funders

Los mercados de capitales americanos no dejan de sorprendernos. Incluso en un año como 2020, en el que la pandemia causada por el coronavirus ha provocado la “madre de todas las crisis”, las salidas a bolsa están cerca de alcanzar un record histórico, superando los niveles del 2000, año en el que la burbuja dot.com provocó un aluvión de ofertas públicas de suscripción de acciones (IPO en el argot anglosajón) sin precedentes. Ello ha contribuido a que, tan solo en el tercer trimestre del año, los grandes bancos de inversión en su conjunto hayan obtenido ingresos por un total de 4.900 millones de dólares en su negocio de IPO frente a 1.900 millones en el mismo trimestre del año anterior, según datos de Refinitiv.

Últimos artículos de Opinión
Más artículos de Opinión