La Inspección de Trabajo y Seguridad Social se estrena esta año como un Organismo Autónomo, y por tanto, con líneas de actuación propias. Entre una de las primeras medidas que adoptará, es la creación de una Oficina Estatal de Lucha contra la Discriminación para garantizar la igualdad entre mujeres y hombres en el empleo y la ocupación. Esta oficina potenciará las inspecciones en esta materia, según se recoge en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado.

Los Presupuestos "más ambiciosos" del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana de los últimos 10 años concentran el grueso de su fuerza inversora en el ferrocarril y la vivienda, dos sectores que se van a repartir 8.126 millones de euros en 2021, el 58% de los 13.868 millones que el departamento de José Luis Ábalos prevé destinar a inversiones reales y que supone un alza del 53% respecto al año pasado. Un auténtico Plan Marshall con el que el Ejecutivo busca "contribuir a la salida de la crisis y la transformación medioambiental, social y productiva". "Al contrario que otras crisis, no nos vemos en la apremiante obligación de hacer recortes que afecten a la inversión. Esta vez podemos "impulsar la recuperación económica con los Presupuestos", ha asegurado el ministro en la presentación de las Cuentas.

Recuparación económica

En opinión de las empresas familiares, lo peor de la pandemia en términos de empleo ha pasado. En la encuesta de las Empresas Familiares que el Instituto de la Empresa Familiar IEF) realiza cada año desde hace doce con motivo de su Congreso anual que se ha iniciado hoy y termina mañana, sólo una de cada cuatro empresas (27%) de los asociados que han contestado al cuestionario se plantea reducir plantilla el año próximo. El 63% confía en mantener los niveles de empleo actuales e incluso un 10% contesta que incrementarán plantilla.

El Gobierno fija el crecimiento de la economía para el próximo año en un 7,2% (tras una caída prevista del 11,2% este año), aunque si contabiliza los 27.400 millones de euros de transferencias comunitarias que piensa incluir como gasto en los presupuestos de 2021, el PIB aumentará un 9,8%. Es decir, atribuye un impacto de 2,6 puntos porcentuales (pp) a los fondos New Generation UE. Un cálculo que se coloca por encima de las previsiones que realizan para el año que viene organismos internacionales y nacionales, así como los departamentos de análisis macroeconómico.

Economía

La ministra de Economía y vicepresidenta tercera, Nadia Calviño, está negociando con la Comisión Europea (CE) que el dinero que el Tesoro pida el próximo año a los mercados para cubrir parte de los 27.400 millones de euros que se incluirán en los Presupuestos como fondos comunitarios no sean computados como deuda pública, según informan a eE fuentes de Economía.

Diálogo Social

El Ministerio de Trabajo tenía la intención de regular la relación laboral de los repartidores, conocidos como riders, antes de que finalizase el año. Y su intención era hacerlo a través del diálogo social con empresarios y sindicatos. Sin embargo, estos han planteado esta mañana en la primera reunión, que su intención es entrar a debatir la relación laboral del conjunto de las plataformas digitales y no sólo la de los mensajeros.

El Gobierno ha comunicado a Bruselas a través del plan Presupuestario que en los próximos tres años las inversiones ligadas a los fondos del plan de recuperación New Generation UE se limitarán a los 70.000 millones de euros de transferencias directas, ayudas a fondo perdido, y que pospondrá el uso de los créditos -con condicionantes- por otros 70.000 millones, al trienio 2023 a 2026. De hecho, la ministra de Economía, Nadia Calviño, precisó este lunes en RNE que sólo recurrirán "si es necesario pedir créditos más adelante, en una segunda fase".

ECONOMÍA

Uno de los secretos mejor guardados sobre el impacto económico de la pandemia en las cuentas de la Seguridad Social fue revelado por el Gobierno en la hoja de ruta presupuestaria enviada a Bruselas esta semana: el coste para el Estado de las exoneraciones de cotización para empresas y autónomos ascenderá este año a los 9.225 millones de euros. Concretamente, no se trata de un desembolso sino que este es el dinero que espera dejar de ingresar en el Sistema la Seguridad Social por las diferentes medidas de apoyo impulsadas en los peores meses de la pandemia para mitigar la destrucción de empleo y la erosión del tejido productivo.