Gastronomía y viajes

Perú combina restaurantes creativos con sencillas casas de comidas que recuperan las tradiciones más ancestrales. Es un paraíso natural, repleto de cocinas con identidad propia como la amazónica, la andina, la limeña o la criolla. Un viaje gastronómico que se precie puede comenzar en Arequipa, por eso de ir aclimatando el cuerpo a las alturas, que por cierto pasan factura.