Vivienda

Subida de precios, ahorro en máximos y financiación barata: los expertos creen que es el momento de comprar vivienda

  • La vivienda ha demostrado que responde mejor que otros activos
  • La subida de los costes de construcción puede afectar a la producción

"Es el momento de comprar vivienda". Así de categóricos se muestran los 14 expertos y directivos consultados por elEconomista para saber si nos encontramos en un escenario idóneo para llevar a cabo la que probablemente es la inversión más importante que realiza una persona a lo largo de su vida.

Una de las principales motivaciones para llevar a cabo esta afirmación es el hecho de que "nos encontramos en una situación de bajos costes en las hipotecas que probablemente no se repita en el futuro", apunta Jorge Pérez de Leza, CEO de Metrovacesa, que destaca que la compra de una primera vivienda suele tener siempre un componente emocional, y desde luego si quieren hacerlo "es buen momento para ello".

En lo que se refiere al aspecto racional, Mikel Echavarren, CEO de Colliers, asegura que es un momento bastante positivo tanto por los tipos de interés bajos como "por la inflación, que se espera en los próximos años que sea bastante elevada, y por tanto tener los ahorros sin producir conllevará una devaluación de los mismos".

Este aumento previsto de la inflación llega en un momento en el que los "ahorros se encuentran en máximos históricos", tal y como lo apunta Pedro Soria, director comercial de Tinsa, que considera que "realmente se dan todas las condiciones en el mercado para hacer una inversión buscando ese incremento del precio y una rentabilidad que ahora mismo no te la da ningún otro tipo de inversión".

Además, "se ha demostrado a lo largo de los últimos años y en los últimos ciclos que la vivienda es el activo que mejor responde en entornos inflacionistas como el que nos vamos a encontrar, por lo que creo que no solo hay una buena oportunidad de compra en primera vivienda, también la hay como inversión", apunta José Carlos Saz, CEO de Habitat.

Esta situación ya se está reflejando en las operaciones, ya que a pesar de que la mayoría de las transacciones son para uso y disfrute de la vivienda, "si hemos detectado un aumento en las compras como inversión, especialmente en pequeños ahorradores, que están muy activos", explica Ricardo Sousa, CEO de Century 21. El directivo asegura que, en cualquiera de los dos casos, "no merece la pena esperar si alguien está pensando en comprar, ya que los precios de la vivienda se están estabilizando en algunas grandes urbes y están subiendo en los entornos de las grandes ciudades debido al cambio que ha habido en el perfil de la demanda por la pandemia".

En el caso de la compra para inversión, Francisco López, CEO y fundador de Almagro Capital, cree que "es el momento de ir por calidad". Es importante dar con "buenos activos, buscar en zona prime inmuebles que se puedan alquiler fácilmente y te ofrezcan liquidez, ya que un activo liquido se vende mucho más rápido que en una zona de menor calidad, que puede dar una rentabilidad más alta, pero cuando lo quieres vender te cuesta mucho más", advierte el experto.

Carlos Olmos, fundador y managing director de urbanData Analytics, cree que a pesar de estar en un ciclo maduro a nivel inmobiliario "hay muchas oportunidades en todo lo que es transformación, ya que el contexto sociodemográfico y económico va a cambiar en los próximos cinco años y eso requiere de cambios también en los activos inmobiliarios y ahí hay una buena oportunidad".

Subida de los precios

Si nos centramos en la compra de vivienda habitual, los promotores destacan que se trata de un buen momento para llevar a cabo una adquisición ya que "parece que este ciclo expansivo va a hacer que los precios suban de forma moderada, sobre todo en el producto de obra nueva durante los próximos años", explica Javier Sánchez, director de Innovación y Marca de AEDAS Homes.

Juan Antonio Gómez-Pintado, presidente de Vía Ágora, coincide en que "este año, debido al aumento que estamos detectando en la demanda, que a raíz del Covid se ha intensificado, se va a dar una subida clara de los precios".

José Ignacio Morales, CEO de Vía Célere, también cree que "los precios seguirán subiendo". "Antes de la pandemia estábamos en un momento de despegue de producción que se frenó con el Covid y aunque llevará algo de tiempo retomaremos el impulso para ser capaces de poner más oferta en el mercado", destaca el directivo.

"Hoy en día existe una oferta estupenda en cuanto a ubicación, prestaciones y calidades"

Mientras eso sucede, la oferta de obra nueva se agota en los mercados con alta demanda. "Hoy en día existe una oferta estupenda en cuanto a ubicación, prestaciones y calidades, y, de hecho, hay ubicaciones que ya no van a existir una vez que se agoten los proyectos que están en comercialización", advierte David Martínez, CEO de AEDAS Homes.

Por su parte, Francisco Pérez, CEO de Culmia, confía en que el sector será capaz de ofrecer cada vez una mejor oferta "ajustada a las nuevas necesidades de los clientes, lo que sumado a "los bajos tipos de interés, que previsiblemente se mantendrán todavía durante un tiempo, hace "que el mercado inmobiliario cuente ahora con interesantes oportunidades".

Así, Pérez considera que "la activación poco a poco de los grandes desarrollos urbanísticos en las grandes ciudades, unido a la implementación de nuevos modelos más eficientes de construcción como la industrialización, hace prever que dispondremos de una oferta atractiva que complete la necesidad creciente de la demanda en el parque de vivienda. No es de extrañar por tanto que el número de hipotecas esté ya a niveles precrisis".

En este sentido, María Matos, directora de Estudios de Fotocasa, recuerda que prácticamente "acabamos de salir de la crisis del sector inmobiliario y estamos viendo como el sector está recuperándose muy fuertemente y presenta datos de compraventas y de hipotecas superiores a niveles de años anteriores, no solo del 2020, ya hemos vuelto a niveles de 2019 y eso hace dejar latente que tiene muchísimo dinamismo y una gran capacidad de recuperación, por lo tanto diríamos que es el momento de aprovechar para hacer transacciones por que los precios podrían alterarse en los próximos años".

Costes de construcción

"En lo que va de año los costes de construcción han crecido un 24%-25%", advierte José Luis Miró, presidente de Almar Consulting. Este incremento de los costes podría terminar repercutiendo en el precio final de la vivienda, ya que hasta el momento son los promotores y las constructoras las que están absorbiendo el impacto ajustando sus márgenes. Si bien, es probable que si los materiales se mantienen al alza en los futuros proyectos residenciales se registre un encarecimiento de alrededor de un 3% del precio que sería adicional al que ya de por si está experimentando este producto de forma natural por el aumento de la demanda.

En este sentido, Miró asegura que lo que le preocupa es que esto "conlleve una paralización de proyectos porque no se pueda asumir ese incremento en precios en las viviendas" por parte de la demanda.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud