Javier Romera

Jefe de Redacción
Empresas

La industria alimentaria y la de la distribución han empezado a subir el sueldo a sus plantillas y pagar bonus ante el esfuerzo para poder seguir produciendo en plena crisis del coronavirus. Compañías como Acesur, Juver, Mercadona o Dia están tomando la iniciativa para garantizar el abastecimiento de los españoles.

Las organizaciones agrícolas quieren incorporar a parados para las cosechas

Empresas

El campo español vuelve a estar otra vez en la encrucijada. Tras la crisis vivida por los bajos precios en los últimos meses, la crisis causada por el coronavirus está pasando ahora también factura. Pese a que la alimentación se considera un sector estratégico y no va a parar su actividad, los agricultores necesitan urgentemente mano de obra para poder recoger las cosechas y garantizar el abastecimiento ante las dificultades para encontrar personal por el cierre de las fronteras.

Crisis

España es el país más pesimista respecto a una rápida recuperación económica tras el coronavirus. Según una macroencuesta realizada por Kantar entre 30.000 personas de 50 países, solo un 20% de los ciudadanos españoles espera una salida rápida de la crisis, mientras que la media mundial es del 34%, lo que demostaría también falta de confianza en el Gobierno y las medidas que se están adoptando. Frente a los datos de España, un 65% de los chinos apuesta por una recuperación inmediata. En Arabía Saudí ese porcentaje es, por ejemplo, del 49%, en Brasil del 37% y en Turquía del 36%. En EEUU el ratio baja ya al 33%, muy por encima en cualquier caso de España. De hecho, todos los países de nuestros entorno son más optimistas. En Reino Unido, un 33% de los ciudadanos confía en una rápida recuperación e incluso Italia, con muchos más fallecidos y contagiados, un 22% lo espera. Al mismo nivel que España se sitúan, en cambio, Alemania o Francia.

Empresas

Dia refuerza la venta online para dar respuesta a la creciente demanda y reconvierte un total de ocho tiendas -cinco en Madrid, una en Sevilla, una en Cádiz y una en Málaga para uso exclusivo de la preparación de los pedidos de comercio electrónico. Esta tiendas, se únen a las otras tres que la compañía ya tenía dedicadas exclusivamente a la venta online, dos en Barcelona y una en Madrid.

Empresas

La aceitera española, líder a nivel mundial con marcas como Koipe, Carbonell, Bertolli o Carapelli, se ha nunido a la Asociación Americana de Productores de Aceite de Oliva para luchar contra el fraude en el sector en el mercado estadounidense. Ambos han presentado una petición ciudadana a la FDA, la Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU para impulsar una normativa de calidad, que con base científica, permita al consumidor distinguir un aceite de otro.

Distribución

La Confederación Española del Comercio lanza un mensaje contundente al Gobierno. Su presidente, Pedro Campo, explica que "en España hay 430.000 pequeños comercios que dan empleo a 1,3 millones de trabajadores y, ante el cese total de la actividad y la falta de ingresos es imposible que se puedan seguir pagando los impuestos.