Vivienda

Berlín vota a favor de expropiar 240.000 viviendas a empresas privadas

  • El referéndum no es vinculante, aunque servirá como medida de presión
  • Las empresas podrían ser compensadas con hasta 13.700 millones

Ha ganado el 'sí'. Los ciudadanos de Berlín han votado a favor de expropiar 240.000 pisos de alquiler que actualmente están en manos de empresas privadas. En concreto, la iniciativa electoral exige la expropiación de las grandes empresas inmobiliarias y comerciales, y que una nueva empresa de vivienda pública gestione los alquileres.

El referéndum de este domingo se ha saldado con un 56,4% a favor de la medida y un 39% en contra, según confirmó la dirección electoral. 

Las empresas inmobiliarias cuentan con más de 3.000 pisos en la capital, y en base a esta iniciativa algunos de ellos serían "socializados" o puestos en manos de la gestión pública. Esto afectaría a cerca de 240.000 apartamentos, en torno al 15% del parque de vivienda berlinés.

A cambio, las empresas serían compensadas económicamente con unas liquidaciones que se estima que puedan alcanzar los 13.700 millones de euros. Sin embargo, esta votación no es legalmente vinculante, aunque sí que servirá como medida de presión para los legisladores de Berlín para que aborden este aspecto que es punto de conflicto en una ciudad que lucha contra la gentrificación y el aumento del precio del alquiler.

La iniciativa 'Deutsche Wohnen & Co', que impulsó el referéndum, cree que la medida podrá detener el aumento de los alquileres y asegurar precios asequibles a largo plazo. Aún así, habrá que esperar hasta este lunes por la tarde para conocer los resultados finales oficiales de la votación.

Los portales inmobiliario alertan de que este tipo de control sobre el mercado provoca efectos contrarios a los deseados como son la disminución de la oferta, economías sumergidas y la mayor obsolescencia del parque de alquiler por el menor incentivo de los propietarios a invertir en la conservación de sus viviendas."La situación actual del mercado del alquiler de Berlín no es comparable con el de las grandes capitales españolas, pero la medida que se pretende aprobar plantea un escenario en el que se pondría en entredicho el derecho a la propiedad privada", ha dicho el director de Estudios de pisos.com Ferran Font. 

Desde el portal inmobiliario creen que la correcta regulación del mercado del alquiler no pasa por su intervencionismo excesivo o por la imposición de limitación de rentas sino por el incentivo fiscal al propietario. "Hay que aumentar la oferta y ayudar a la demanda. La diferencia entre la capacidad de pago de las familias y la evolución de las rentas hace necesaria la actuación de las administraciones públicas, pero las medidas deben ir enfocadas a aumentar la situación económica de los inquilinos y aumentar el parque de vivienda en alquiler a través de la colaboración público-privada. Este tipo de propuestas no solucionan el problema de acceso a la vivienda de alquiler a largo plazo", asegura Font. 

Cuestión de ámbito nacional

El problema con el control del precio de los alquileres afecta a todo el país. Por ese motivo, era inevitable que la cuestión se colara en la agenda de los candidatos de los diferentes partidos políticos que se han presentado a la cancillería.

Los conservadores proponen construir más de 1,5 millones de viviendas hasta 2025 pero no hablan de limitar la subida de los precios. Mientras, el plan del SPD es construir 100.000 viviendas sociales al año y congelar los alquileres para evitar que superen el IPC.

Por su parte, los liberales del FDP se muestran en contra de limitar el precio de los alquileres y apuestan por la compra de viviendas. Queda por ver cómo llevarían a cabo la limitación del precio de los alquileres los partidarios de esta medida, dado que es competencia federal.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud