Telecomunicaciones

Telefónica España supera en un 64% las ventas de la futura Orange-MásMóvil

  • Factura casi un tercio más por cliente que los ingresos proforma de su reforzado competidor 
  • Las cuatro grandes 'telecos' congelaron sus cifras de negocio y recortaron sus márgenes operativos 
Imágenes corporativas de MásMóvil y Orange.
Madridicon-related

La inminente fusión de Orange España y MásMóvil apenas ha alterado los rankings proforma del sector, con Telefónica España aferrada en lo más alto del podio patrio de las telecomunicaciones en la práctica totalidad de las magnitudes y, además, con diferencias relevantes respecto a su reforzado rival. De hecho, el operador que preside Emilio Gayo ha ingresado un 64% más que la suma de las ventas de Orange España y MásMóvil, compañías que prevén formalizar su fusión antes de finales de mes.

Según los datos de los cuatro principales operadores españoles correspondientes a 2023, el tradicional líder del negocio conservará su histórica condición en todas las principales magnitudes del negocio salvo en clientes. Y, en este último caso, por una diferencia de apenas 1,48 millones de accesos a favor de la futura joint venture. No obstante, si en el mismo censo se incluyeran los más de 3,6 millones de accesos mayoristas de banda ancha de Telefónica, la balanza de la clientela se hubiera inclinado en favor de la compañía que comercializa Movistar.

En el capítulo de las ventas cosechadas durante 2023, la filial española de Telefónica alcanzó los 12.654 millones de euros, exactamente un 64,8% más que la suma de Orange España (4.698 millones) y el Grupo MásMóvil (2.979 millones de euros), que se cifró el año pasado en 7.677 millones de euros. Además, el análisis de las cifras de negocio de 2023 y 2022 favorecen a Telefónica, operador que ha aumentado interanualmente en tres décimas su diferencia sobre la joint venture.

El anuncio de las cuentas anuales de MásMóvil, desveladas este martes por el grupo amarillo, permite actualizar las comparaciones empresariales en lo más alto del sector. Entre ellas destaca la hegemonía de Telefónica España en cuanto a ingresos medios anuales por acceso, de 338 euros anuales por línea, casi un tercio más (32,5%) que los 228 euros anuales de la suma del reforzado Orange-MásMóvil.

Al margen de los ingresos, Telefónica encabeza el escalafón sectorial del ebitda, con 3.229 millones (4.609 millones sin las provisiones extraordinarias del último trimestre de 2022). Y lo mismo sucede con la caja operativa reportada (ebitda-CapEx), con 1.622 millones (3.022 millones sin las referidas provisiones). Igualmente mantiene el liderazgo en otras dos categorías: accesos de televisión de pago, con 3,42 millones de abonados (frente a los 2,2 millones de la futura fusionada, de los que 1,2 millones corresponden a Orange y un millón a MásMóvil); y en churn convergente, del 0,9%, según datos del año pasado.

Del análisis de las mismas cuentas sectoriales también se desprende que el conjunto de los cuatro grandes operadores españoles congeló su cifra de negocio durante el año pasado. De hecho, los ingresos de las filiales españolas de Telefónica, Orange y Vodafone, junto con los del Grupo MásMóvil, ascendieron a 25.178 millones de euros en 2023, frente a los 25.169 millones de euros de 2022, con un raquítico incremento interanual del 0,03%. Es decir, el impacto del incremento de las tarifas aplicadas por el referido póker de operadores durante el pasado año ha resultado neutro, sin apenas repuntes en el ejercicio en cuanto a ventas.

El resultado conjunto de los líderes hubiera sido diferente con la inclusión de Digi. En concreto, este operador se desmarcó el año pasado del resto del mercado al reportar un incremento interanual de sus ingresos del 28,1%, hasta los 642 millones de euros, frente a los 501 millones del ejercicio anterior. Con este operador, la facturación conjunta de los cinco grandes aumentó interanualmente el 0,58%, hasta los 26.462 millones de euros.

Además, la suma del ebitda operativo de los cuatro grandes del negocio español de la telefonía fija y móvil ha menguado interanualmente en el mismo ejercicio más del 25%, con un margen bruto de explotación lastrado por las partidas extraordinarias reportadas el año pasado por Telefónica España.

La suma de los datos de Orange España y MásMóvil tampoco cambia el podio actual en cuanto a esfuerzo inversor anual. De esta forma, Telefónica España destinó el año pasado 1.607 millones de euros en la mejora de sus infraestructuras de sus redes fijas y móviles, mientras que la proyección de la joint venture se situó en 1.192 millones de euros, un 25,8% menos que el líder en Capex del mercado español.

En la comparativa realizada entre los cuatro principales operadores españoles se han contabilizado los datos de Vodafone España correspondientes a su año natural 2023, ya que en su caso no coincide con el ejercicio fiscal de sus rivales.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud