Economía

EEUU y China ultiman su primer cara a cara en Alaska

  • Biden retoma contactos en una relación bilateral complicada
  • EEUU ya ha dado el paso con la UE y Reino Unido
Encuentro entre Joe Biden y Xi Jinping en 2013. Foto: Reuters.
Nueva York

China y Estados Unidos están en conversaciones para que sus principales diplomáticos se reúnan en Alaska en un intento de restablecer una relación volátil pero fundamental, según adelantó el South China Morning Post citando fuentes conocedoras del asunto.

La delegación china podría incluir a dos pesos pesados del gobierno chino y estar encabezada por Yang Jiechi, el funcionario del Partido Comunista encargado de los asuntos exteriores que a menudo actúa como enviado del presidente Xi Jinping. A Yang podría unirse el Consejero de Estado y Ministro de Asuntos Exteriores, Wang Yi.

Ambos son los diplomáticos más veteranos de China y hombres de confianza de Xi. Su elección reflejaría la importancia que Pekín otorga a la reconstrucción de los lazos entre China y EEUU, posiblemente la relación bilateral más difícil e importante del mundo actual.

No obstante, la Administración del presidente de EEUU, Joe Biden, no parece dispuesta a dejar de presionar al gigante asiático en un momento en que inyectará otros 1,9 billones de dólares a su economía para garantizar una recuperación en V. De hecho, de momento, no hay indicios que apunten a una reducción de los aranceles que tasan más de la mitad de los productos chinos que llegan a este lado del Atlántico.

Además los planes de Biden, que también busca inversiones en infraestructuras, endurecer los requisitos de compra de productos estadounidenses en la contratación pública, eliminar a China de las cadenas de suministro y aumentar la aplicación de las leyes antimonopolio, perfilan una estrategia que no facilitará las relaciones entre Washington y Pekín.

Al contrario que su predecesor, el republicano Donald Trump, Biden ha iniciado ya un proceso de reconstrucción de sus relaciones con aliados como la Unión Europea o Reino Unido, un guiño que podría asegurar un frente común en el futuro contra las prácticas comerciales de China.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin