Banca y finanzas

Cambio de tendencia en hipotecas: se frena la caída del saldo en plena meseta de tipos

  • En el último mes apenas se redujo en 500 millones de euros
Firma de una hipoteca. Ep

La meseta de tipos de interés provoca un cambio de tendencia en el mercado. De acuerdo con los datos hechos públicos por el Banco de España este mismo lunes, el saldo de los préstamos para vivienda ha frenado la caída que venía sufriendo desde que comenzó la subida de tipos en el verano de 2022. En concreto, durante el mes de febrero, la caída en los saldos fue de poco más de 500 millones de euros, cifra que se queda muy por debajo de las variaciones intermensuales que se cosecharon anteriormente.

De esta forma, el saldo vivo de los préstamos para vivienda a cierre del mes de febrero se quedó en los 494.157 millones de euros. Esta cifra supone en la comparativa interanual una caída del 2,5%, porcentaje que también se reduce con respecto a los cosechados en meses previos.

¿Qué hay detrás de este frenazo? Durante el último año y medio, con el aumento del coste del dinero, las familias decidieron desembalsar ahorro para repagar las hipotecas de forma anticipada. Algunos bancos incluso llegaron a dar cifras trimestrales de amortizaciones anticipadas que suponían triplicar los importes habituales. De esta forma, los hogares trataron de evitar las subidas de las cuotas mensuales por el alza de los tipos que, en el caso de hipotecas con revisión de precios anual, todavía se siguen produciendo durante este primer trimestre de 2024.

Al mismo tiempo que ocurría este movimiento, las alzas en los tipos de interés suponían un frenazo a la nueva concesión, con lo que la suma de estos dos movimientos llevó a una caída de los saldos de forma muy relevante. Pese al cambio de tendencia, el saldo total marca los niveles más bajos desde el año 2006, antes incluso del estallido del boom inmobiliario.

Guerra hipotecaria

Para tratar de paliar la debacle que se estaba viviendo en los saldos, la banca ya frenó el pasado verano la subida de precios de las nuevas hipotecas. Tras unos meses en standby, comenzó a fraguarse una guerra hipotecaria que se recrudeció tras la Navidad. Desde entonces, las diferentes entidades comenzaron a reducir el precio de los préstamos para vivienda, sobre todo en el caso de las hipotecas mixtas, batallando para recuperar parte del pastel que durante un año estuvo paralizado.

A ello se unen las previsiones de una primera bajada de tipos de interés durante este mes de junio, que han apoyado esta tendencia de precios al ajuste.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud