Transportes y Turismo

Stadler Valencia bate su récord de pedidos y roza los 5.200 millones de euros

  • La factoría valenciana ganó 34,8 millones de euros el año pasado
  • Su cartera de contratos ha crecido un 55% en el último año
  • La filial facturó 628 millones de euros, un 27% más
Planta de Stadler en Albuixech.
Valenciaicon-related

La factoría valenciana del grupo ferroviario suizo Stadler sigue engordando su cartera de pedidos a toda máquina. Stadler Rail Valencia, la filial encargada del diseño y producción en la planta española, cerró el año 2022 con un volumen de pedidos por valor de 5.189 millones de euros, un 55% más que al cierre del ejercicio anterior.

La planta de locomotoras y trenes de Stadler alcanzó una cifra de negocio de 628,17 millones de euros, lo que supuso un incremento del 27% en el último año, en que también mejoró su rentabilidad pese a los incrementos de los costes. La filial valenciana ganó 34,83 millones de euros, un 21% más que un año antes.

Y ello a pesar del coste de la energía, que según recoge en su informe de gestión "se ha incrementado más del doble de lo previsto, aunque el impacto en el Ebit de la compañía ha sido marginal". Mayor impacto achaca a la crisis inflacionista, que "ha provocado la revisión y actualización de salarios de acuerdo con el convenio colectivo", señala.

Para hacer frente a la fuerte carga de trabajo acumulada con nuevos pedidos como los de Renfe para los trenes de alta capacidad de Cercanías, la empresa ultima una planta auxiliar en Vall d'Uixo (Castellón) para la que ya está realizando el proceso de selección. Al cierre del año pasado contaba con 1.870 empleos y también se ha adjudicado un suelo en la terminal ferroviaria de carga de Albacete para un centro de pruebas de sus trenes.

Entre sus últimos grandes contratos, se encuentran pedidos de nuevas locomotoras para las empresas estatales Trenitalia y Renfe. Además, la filial valenciana es la responsable de la ingeniería del mayor contrato logrado hasta ahora por el grupo suizo para un consorcio de varias empresas de transporte público de Alemania y Austria. En principio en Valencia se montarán las primeras 12 unidades del Citylink, un modelo diseñado al 100% por la filial valenciana, de ese pedido. 

Ese contrato supone un compromiso inicial de 246 convoyes por cerca de 1.700 millones de euros, con la opción de ampliar la flota en otras 258 unidades durante los próximos años y que además con su mantenimiento alcanza los 4.000 millones de euros.

Juicio por Feve

La empresa también recoge que espera que en los próximos meses se celebre la vista oral por el litigio que mantiene con Renfe, por el contrato anulado de varios trenes de la antigua Feve. Un conflicto que es heredero de un contrato inicial que se produjo hace más de una década, cuando la empresa estatal que explotaba la red de vía estrecha encargó decenas de trenes y piezas por hasta 70 millones de euros para varias líneas en León y Asturias.

En un precedente de la última polémica generada por los trenes encargados a CAF con las dimensiones de las unidades que circulan por el ancho ibérico y no por la red de ancho métrico, finalmente el Estado decidió anular la compra ya que la infraestructura no se adaptaba a esas unidades, al tampoco haberse acometido las inversiones anunciadas.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud