Motor

Ford sella el ERE para 1.124 empleos en Almussafes y paga 40.000 euros extra a los voluntarios

  • UGT acepta el ERE con prejubilaciones a partir de 53 años
  • Dobla la prima a los menores de esa edad que se sumen antes del 30 de junio
  • Supone recortar casi uno de cada cinco empleos de la planta española
Trabajadores de Ford en Almussafes.
Valenciaicon-related

La mayor factoría de la Comunidad Valenciana, la planta de Ford en Almussafes, recortará drásticamente su tamaño con la salida de prácticamente uno de cada cinco trabajadores actuales durante los próximos meses tras alcanzarse un acuerdo entre la empresa y UGT, el sindicato mayoritario en las instalaciones valencianas.

Finalmente, el acuerdo contempla la salida de 1.124 trabajadores de la filial española, apenas 20 menos que la cifra inicial planteada por Ford desde que anunció su intención de llevar a cabo este expediente de regulación de empleo (ERE). De hecho, las negociaciones más que en el número de afectados se han centrado en intentar que las condiciones más ventajosas se pudiesen aplicar a los trabajadores de más edad.

Para lograr el acuerdo Ford ha rebajado hasta las 53 años la edad de los empleados que se podrán acoger a complementos e incentivos para prejubilarse y precisamente los últimos flecos pendientes eran las cantidades que recibirán los empleados con esos años. Finalmente complementará a los empleados de 53 y 54 años hsta que reciban el 75% del salario neto hasta que cumplan los 57 años, en que alcanzará el 80% hasta los 63 años. Los beneficiados de entre 55 y 56 años percibirán el 80% del sueldo neto y los de 57 o más hasta el 85% hasta que cumplan los 63 años.

40.000 euros antes del 30 de junio

Con esa medida, el sindicato mayoritario busca que se pueda cumplir casi la totalidad de los despidos con bajas voluntarias entre los empleados con más edad. Pero además, Ford también ha incrementado las indemnizaciones propuestas a las personas de menos edad que se acojan voluntariamente antes del 30 de junio. Así, ha doblado de 20.000 euros a 40.000 euros la indemnización adicional si se adhieren antes de esa fecha, mientras que pagará 20.000 euros a los que lo hagan también con posterioridad.

La factoría valenciana ha justificado este recorte por el final de dos de los cuatros modelos que actualmente ensambla Almussafes, el S-Max y el Galaxy. Dos coches que representaban menos del 7% de la producción de la factoría y que se abandonan por su cada vez menor demanda en Europa.

Además, en los próximos meses Valencia también se despedirá de la Transit Conect y sólo mantendrá la fabricación del Kuga. Una situación que se debería mantener hasta 2026, cuando esta previsto que Almussafes empiece a producir los nuevos modelos eléctricos de la plataforma asignada a la planta española en detrimento de la alemana de Saarlouis, cuyo futuro amenaza con el cierre.

Además de a las líneas de montaje, las salidas previstas también afectan a la planta de motores, con en principio 140 trabajadores.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud