Bolsa, mercados y cotizaciones

La bolsa europea tiene una nueva oportunidad para alcanzar el techo de Lehman Brothers

  • Los índices europeos abren con tímidas subidas tras el parón navideño
  • El euro aún tiene motivos para mantener su fortaleza frente al dólar
  • El mercado de deuda se cree una bajada de tipos de interés a partir de marzo
Un inversor revisa sus operaciones.
Madridicon-related

Los índices del Viejo Continente se ponen al día después de dos sesiones consecutivas de cierre por las festividades navideñas. Los primeros instantes de cotización de este miércoles registran las alzas de la bolsa europea, aunque con tímidas subidas que dan continuidad a la sesión asiática. El EuroStoxx 50 avanza un 0,2% pero sin llegar a acercarse a su techo pre-Lehman, mientras el Dax y el Cac frances suben una décima cada uno. El Ibex 35 en cambio cede los 10.100 puntos y cae un 0,1% este miércoles.

Mientras, Wall Street, que sí que funcionó en la jornada del martes, mantiene una estela de subidas, aunque con un menor volumen de operaciones. El S&P 500 se sitúa en los 4.774 puntos pro lo que resta una subida de tan solo 23 puntos para marcar un nuevo máximo histórico en el indicador neoyorquino.

En las sesiones previas al parón navideño el EuroStoxx 50 anduvo en la zona de resistencia de los 4.570 puntos que son los altos alcanzados previos a la crisis de Lehman Brothers. Sin embargo, este techo no ha sido perforado desde entonces a pesar de los continuos ataques del índice europeo. No obstante, que el EuroStoxx haya mostrado calma en esta zona no es un signo de debilidad, según el asesor de Ecotrader, Joan Cabrero.

A corto plazo, un signo de debilidad dentro de la referencia de la bolsa europea sería ver al EuroStoxx por debajo de los 4.500 puntos. "En este sentido, la resistencia de los 4.570 puntos es la que debe ser atentamente vigilada junto con la resistencia creciente que surge de unir los máximos de 2015 y de 2021, que discurre por los 4.630 puntos", puntualizó Cabrero. De hecho, el experto señala que una vez se superasen los altos de Lehman esperar a una eventual corrección sería una oportunidad de comprar bolsa europea antes de que el índice se vaya a buscar los 5.500 puntos.

Los principales bonos soberanos registraron un drástico descenso de los rendimientos en los dos últimos meses a medida que se anticipaba el recorte de tipos de interés en 2024. Ahora, la mayor parte de expertos considera que el Banco Central Europeo y la Reserva Federal de Estados Unidos comenzarán a iniciar el ajuste de su política monetaria a partir de marzo.

El bono estadounidense a diez años se sitúa en el 3,87% mientras que el alemán con el mismo vencimiento está en el 1,97%. Esto supone que la deuda estadounidense a diez años ofrece un retorno en la línea con la que comenzó el año mientras que el bund alemán está 60 puntos básicos por debajo del registrado el primero de enero. El bono español por su parte se sitúa en el 2,87%.

El euro mantiene una subida superior al 5% desde los mínimos del año vistos a finales de octubre. Con este avance, el euro recupera los 1,104 dólares no vistos desde junio. El mercado tiene la expectativa de una bajada de tipos de interés tanto en Estados Unidos como en la eurozona, pero el Banco Central Europeo tiene menor margen para bajar los tipos de interés, en parte también porque fijó su techo en el 4,5% frente al 5,5% que alcanzó la Reserva Federal.

Por tanto, el consenso de mercado que reúne Bloomberg considera que el euro saldrá fortalecido una vez se hayan producido varios ajustes a la baja de la política monetaria a ambos lados del Atlántico. A corto plazo, la mayor parte de expertos estima que el euro mantendrá el 1,10 alcanzado la semana pasada, con posibilidad de que cierre el 2024 por encima de los 1,12 dólares. Sin embargo, si el BCE finalmente no baja los tipos en marzo, como mantiene el consenso de mercado, esto daría al euro un nuevo impulso en su cruce con la divisa estadounidense.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud