Infraestructuras y Servicios

De Telefónica a Ferrovial: así estrecha el cerco sobre Europa el rey Salmán de Arabia Saudí

  • El fondo soberano del país PIF extiende sus tentáculos en distintos sectores y países del Viejo Continente
Mohamed Bin Salmán, rey de Arabia Saudí

Public Investment Fund (PIF), el fondo soberano de Arabia Saudí, vuelve a saltar a la primera línea mediática empresarial en España y en Europa. Si el pasado mes de septiembre la firma presidida por el rey saudí, Mohammed Bin Salmán, sorprendió al mercado con su irrupción, a través de Saudi Telecom Company (STC), en el accionariado de Telefónica, ahora protagoniza otra adquisición sonada con una empresa de origen español, Ferrovial, en el lado vendedor. PIF ha sellado un acuerdo con el grupo que preside Rafael del Pino para tomar el 10% del Aeropuerto Internacional de Heathrow, en Londres (Reino Unido). La compraventa se enmarca dentro de la salida de Ferrovial de la concesionaria de la infraestructura por la que también transfiere el 15% al fondo francés Ardian.

La compañía dirigida por Del Pino e Ignacio Madridejos, como consejero delegado, ingresará más de 2.700 millones de euros por su 25% en Heathrow Airport Holdings (HAH). El 10% que compra PIF, por tanto, implica un desembolso por su parte de casi 1.100 millones de euros. En el caso de Telefónica, para hacerse con el 9,9%, STC, que está controlada en un 64% por el fondo soberano saudí, pagó alrededor de 2.100 millones de euros -por ahora sólo controla directamente el 4,9% y el 5% restante lo tiene a través de derivados-.

Con Telefónica, PIF ha desembarcado en una compañía estratégica para España, por su posición en el sector de las telecomunicaciones y, sobre todo, por sus actividades con el Ministerio de Defensa y, por tanto, con implicaciones para la seguridad nacional. Con Heathrow, el fondo soberano aterrizará en el mayor aeropuerto de Reino Unido y de Europa por tráfico de pasajeros, y en uno de los mayores del mundo. Si el resto de propietarios de HAH no ejerce sus derechos de tanteo y las autoridades regulatorias autorizan la transacción, Arabia Saudí se convertirá en uno de los accionistas de referencia de una infraestructura clave en las conexiones internacionales a nivel mundial.

PIF secundará al fondo soberano de Qatar en el capital de Heathrow. Con la salida de Ferrovial, Qatar Holding quedará como primer accionista con el 20%. Una participación que construyó en 2012 cuando adquirió a la compañía de origen español -hoy con sede en Ámsterdam- el 10,62% de la antigua BAA, el 5,63% a Britannia Airport Partners, propiedad del fondo de pensiones canadiense CDPQ, y el 3,75% al fondo de Singapore GIC por un total de 900 millones de libras (1.143 millones de euros al cambio de entonces).

Además de Qatar y PIF, el accionariado estaría conformado, una vez se cierren las operaciones con Ferrovial, por Ardian, que se erigiría en el segundo mayor inversor con el 15% -participación por la que pagará cerca de 1.650 millones-; el fondo de pensiones canadiense CDPQ, con el 12,62%, el fondo de Singapore GIC (11,20%), Australian Retirement Trust (11,18%), China Investment Corporation (10%), USS (10%) y PIF (10%).

Ahora bien, todo puede cambiar porque los accionistas actuales pueden decidir adquirir al mismo precio el 25% de Ferrovial en Heathrow o, incluso vender sus participaciones a Ardian y PIF. En este último caso y en función de qué inversos optaran por vender, las participaciones de Ardian y PIF podrían, por tanto, subir sustancialmente. Los actuales propietarios tienen un plazo de 30 días para tomar una decisión.

Fútbol, coches, 'telecos'...

Con su entrada en el capital de Telefónica y de Heathrow, PIF redobla sus posiciones inversoras en Europa. El fondo soberano tiene en Reino Unido uno de sus mercados prioritarios en su estrategia internacional. No en vano, es el propietario del Newcastle United, equipo de fútbol de la Premier League, y es el segundo accionista del fabricante de coches de lujo Aston Martin, en el que este mes de noviembre ha incrementado su participación hasta el 20,5%. Sus tentáculos se extienden por el Viejo Continente no solo directamente, sino también a través de sus participadas. Así ocurre, por ejemplo, con STC, que antes de irrumpir en Telefónica compró United, una empresa de torres en Bulgaria, Croacia y Eslovenia. Su foco global, más allá de Europa, alcanza a Estados Unidos, donde destaca su presencia en la firma de movilidad Uber y en la compañía de coches eléctricos Lucid, o a Japón, donde participa en el grupo de entretenimiento Nintento.

Arabia Saudí creo PIF en 1971, si bien fue a partir de 2017 cuando comenzó a ganar relevancia. Paso a paso, el fondo soberano está sellando incursiones en distintas áreas de actividad en Europa y su apuesta por esta región es decidida. A finales de octubre, durante el Foro Saudí-UE, el ministro de inversión de Arabia Saudí, Jaled al Faleh, aseguró que "están listos" para trabajar con los países de la Unión Europea. Señaló que Arabia Saudí y la UE tienen una relación económica "potente", y subrayó el papel del reino como "fuente principal de energía y materia prima" para los países europeos, que constituyen uno de "los mercados más importantes para las exportaciones" saudíes.

La entrada de PIF en Telefónica, llevada en secreto a través de compras a mercado realizadas por Morgan Stanley, generó la oposición de Sumar, el socio de gobierno del PSOE -una alianza que han renovado tras la investidura de Pedro Sánchez del pasado 16 de noviembre-. Por ahora cuenta con el 4,9% del capital de la 'teleco' y no hay comunicación oficial por parte del fondo para ejecutar el 5% que tiene en derivados. En ese caso, necesitará la autorización del Ejecutivo español.

Arabia Saudí expande su presencia en Europa como han hecho -y continúan haciéndolo- muchos otros fondos soberanos de los países y emiratos del Golfo Pérsico. En España su posicionamiento alcanza a algunas de las mayores compañías y a sectores muy diversos. Qatar, a través de Qatar Investment Authority (QIA), es accionista de referencia de Iberdrola, y participa en IAG, El Corte Inglés, Colonial y Prisa, Mubadala, fondo de Abu Dhabi, hace lo propio en Cepsa y Enagás, Adia, el otro fondo de Abu Dhabi, figura en el capital de de Cellnex, y Mumtalakat, fondo soberano del Reino de Bahrein, ha invertido en Aleastur y Grupo Premo.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud