Industria

España atrae más de 51.000 millones de inversión extranjera desde 2022

  • Amazon Web Services, Maersk y el Grupo Volkswagen lideran los desembolsos
Firma del acuerdo entre Ebro y el grupo Chery el pasado 19 de abril. Foto: EFE

Las multinacionales mantienen a España como uno de los principales destinos de sus inversiones. Amazon Web Services ha sido la última multinacional en anunciar la que hasta ahora es la mayor inversión de una compañía tecnológica en España.

La compañía destinará 15.700 millones de euros para ampliar sus tres centros de datos que tiene en Huesca, El Burgo de Ebro y Villanueva de Gállego (Zaragoza), al tiempo que sumará un nuevo enclave en la capital maña. Con todo, Amazon prevé crear 6.800 nuevos puestos de trabajo en Aragón.

Pero la región que preside Jorge Azcón espera otros importantes desembolsos. Sin ir más lejos, esta misma semana Forestalia y la empresa china CGE firmaron un acuerdo para crear el mayor ecosistema de autoconsumo industrial en España. Ambas compañías se han comprometido a impulsar una plataforma verde de 700 MW, ampliables a 1.000 MW, con un valor inicial de la inversión que alcanza los 1.000 millones de euros.

Por si esto fuera poco, Stellantis espera a llevar a cabo un desembolso cercano a los 3.000 millones de euros en la región. El consorcio francoitaloamericano quiere tener en su factoría zaragozana de Figueruelas la plataforma STLA Small, dedidaca a la producción de vehículos eléctricos. Pero el grupo que capitanea Carlos Tavares también está pendiente de cerrar su inversión en la misma localidad para contar con una gigafactoría de baterías en la que irá acompañado con el productor chino de baterías CATL. En el caso de la gigafactoría, se prevé el desembolso de 2.500 millones de euros, mientras que para la plataforma de vehículos eléctricos el monto superará los 500 millones de euros. Para acompañar estos desembolsos Stellantis se ha presentado al Perte del Vehículo Eléctrico y Conectado. Hasta la fecha, el grupo automovilístico ha logrado para su planta de Zaragoza 113,5 millones en dos convocatorias de este programa de ayudas públicas. Lo cierto es que el consorcio automovilístico también trata de aterrizar una inversión para implementar una plataforma eléctrica en la factoría de Vigo, a la que destinará otros 500 millones. En el caso de la fábrica de la ciudad olívica, Stellantis ha recibido 29,2 millones de euros para mejorar la eficiencia de la planta.

Pero las multimillonarias inversiones no se reducen exclusivamente al sector del automóvil. El gigante danés Maersk anunció en 2022 un megaproyecto para impulsar la producción de hidrógeno verde y biocombustible para el sector marítimo en España. Para dicho proyecto, la naviera se comprometió a invertir en España 10.000 millones de euros. Dichas inversiones se destinarán a Andalucía y Galicia en la creación de cinco o seis núcleos de producción de metanol verde.

También en el sector del automóvil destaca la histórica inversión del Grupo Volkswagen en España. El gigante alemán del automóvil destinará más de 10.000 millones de euros a España. Este histórico desembolso se divide en 3.000 millones para su gigafactoría de baterías en Sagunto, otros 3.000 millones se dedicarán a la transformación de Seat, 1.000 millones irán para la factoría navarra de Landaben y otros 3.000 millones lo aportarán los socios que forman parte del proyecto Future: Fast Forward. Lo cierto es que la inversión prevista para la gigafactoría valenciana se eleva hasta los 4.500 millones de euros hasta 2026. En este desembolso se incluyen 500 millones de Iberdrola para abastecer los paneles solares que abastecerán a la instalación y otros 1.000 millones de Power Holdco, empresa del Grupo Volkswagen, los cuales llegarán una vez se inicie la producción en la planta.

La eslovaca InoBat prevé desembolsar 3.000 millones para contar con una gigafactoría de baterías en Valladolid, la cual tendrá una capacidad de 32 GWh y se desarrollará en varias fases.

La china Envision, por su parte, destinará 2.500 millones de euros en una gigafactoría de baterías en Navalmoral de la Mata (Cáceres). La firma china ha logrado 300 millones del Perte VEC, de los que 200 son en subvenciones y otros 100 son préstamos.

También en el sector del automóvil, Mercedes-Benz destinará 1.000 millones para la fabricación en su planta vitoriana de vehículos eléctricos a partir de 2026.

Chips, transporte y 'pharmas'

En cuanto a las empresas tecnológicas, Microsoft anunció a comienzos de este año su mayor inversión en España. La multinacional norteamericana destinará hasta 2025 cerca de 1.950 millones de euros para la apertura de una región cloud de centro de datos en la Comunidad de Madrid, así como a la construcción de un nuevo campus de centros de datos en Aragón que dará servicio a empresas y entidades públicas europeas, sobre una superficie de 84 hectáreas.

Asimismo, Broadcom anunció el año pasado una inversión cercana a los 900 millones para implantar en España una planta de diseño de semiconductores.

En el sector del transporte, la irlandesa Ryanair trata de aterrizar en España una inversión de 5.000 millones de euros en un plan que se prolongará hasta finales de la década.

En cuanto al sector farmacéutico, la británica AstraZeneca anunció este año una inversión de 1.300 millones de euros en Cataluña hasta 2027, que suponen 500 millones más de lo previsto en un primer momento, con el fin de crear un centro de datos. En definitiva, el apetito inversor por las multinacionales en España se mantiene tras la pandemia.

Chery, otro actor que apuesta por España

En el sector automovilístico, uno de los últimos actores en decantar sus inversiones hacia España ha sido el grupo Chery. El consorcio chino llega a las antiguas instalaciones que ocupaba Nissan en la Zona Franca de Barcelona con el fin de producir, por ahora, dos modelos, ampliables a cinco en el medio plazo (el Omoda 5 en versión eléctrica y de combustión, el Jaecoo 7, y los Ebro S700 y S800, en versiones híbridas enchufables y de combustión, que se basan en modelos de Chery). No se descarta en el medio plazo la producción del Omoda 7. Para ello ha destinado 400 millones de euros con el fin de producir 150.000 vehículos al año en Barcelona a partir de 2029.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud