Vivienda

Irene Trujillo (DoveVivo): "Damos soluciones habitacionales de calidad a jóvenes que quieren vivir en comunidad"

  • La empresa cuenta con una cartera de 9.000 camas en 14 ciudades
  • El 'coliving' se ajusta al usuario que busca una vivienda más flexible
Irene Trujillo, directora general DoveVivo España. Fuente: DoveVivo

La empresa DoveVivo, el gigante del coliving en Europa, aterrizó en España después del estallido de la pandemia por el Covid-19, con el objetivo de dar soluciones a los nuevos hábitos de vivienda que están demandando estudiantes universitarios, de postgrado y jóvenes profesionales. Al frente de esta compañía en España se encuentra Irene Trujillo, que acaba de ser nombrada directora general de DoveVivo en nuestro país.

¿Cómo afrontas el reto de posicionar a DoveVivo líder en coliving en España?

Es un reto interesante. El coliving hasta ahora no era casi conocido en España y con DoveVivo tenemos la labor de implantar una nueva empresa y de desarrollar un nuevo modelo dentro del sector inmobiliario y ofrecer una alternativa para esta demanda que está surgiendo y que no tiene un espacio habitacional ajustado a sus necesidades.

¿Qué es DoveVivo?

Es la mayor empresa de coliving de Europa, con 1.500 inmuebles gestionados y una cartera de 9.000 camas en 14 ciudades. Fue fundada en 2007 en Milán por los empresarios William Maggio y Valerio Fonseca, que mantienen la mayoría del capital. La empresa surge por la necesidad que tenían los jóvenes de encontrar espacios de calidad gestionados de una forma profesional para vivir en comunidad. En España y Francia llevamos año y medio y en los próximos años abriremos en Inglaterra y Alemania.

¿Qué proyectos tenéis en España?

El primer proyecto está en Madrid en la calle San Lorenzo, un edificio histórico del año 1.800, que era una antigua residencia. Nosotros hemos hecho una rehabilitación y lo hemos abierto bajo el formato de coliving con 44 habitaciones todas con baño privado y zonas comunes como espacio de coworking, sala de yoga, cocina tipo chef o sala de estudios. Ha sido todo un éxito, contamos con una ocupación del 100%, así como en otros coliving que hemos abierto, y seguimos trabajando en nuevos proyectos de próxima inauguración.

¿Qué objetivos y estrategia de crecimiento tenéis para DoveVivo España?

Hemos cerrado el año con 300 camas en España y nuestro plan de expansión es alcanzar las 3.000 camas en tres años. Buscamos edificios históricos para rehabilitar en ubicaciones prime, pero también estamos viendo algunas transformaciones de uso a viviendas en oficinas desocupadas o zonas industriales, porque nuestro público no solo son estudiantes también son trabajadores de empresas que buscan un espacio compartido.

¿Este año 2022 vais a conquistar nuevas plazas en España?

Madrid es nuestro campamento base, porque pensamos que es una ciudad internacional con mucho potencial y es una apuesta clara de DoveVivo con ubicaciones dentro de la M-30 y en otros puntos estratégicos. Pero para este año estudiamos abrir en otras ciudades. Estamos mirando Barcelona, Valencia, Málaga o norte de España.

¿La regulación del 'coliving' en Madrid será un referente para otras ciudades?

Sí, supone un paso muy importante. El Ayuntamiento de Madrid está trabajando en una modificación al Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que integre espacios compartidos como coliving y cohousing dentro de la regulación. Es un gran paso que la Administración entienda que la gente joven necesita espacios para vivir que no son los tradicionales. Porque un joven cuando se independiza no necesita un piso de tres habitaciones y dos baños. Tenemos que analizar las necesidades reales de los jóvenes cuando se emancipan, cuando tienen que mudarse por estudios o trabajo a una ciudad distinta durante un cierto tiempo. En España no había ningún tipo de espacio dentro de nuestra normativa que acogiera el coliving. En Madrid tener un marco regulatorio claro va a dar seguridad al inversor y veremos más proyectos de cara a los próximos años.

¿Qué aporta vuestro modelo de negocio en España?

Hemos encargado un estudio a Ipsos con el objetivo de evaluar el impacto de la pandemia en las decisiones sobre vivienda y la evolución de la relación con el hogar. La conclusión que se extrae es que más de 500.000 jóvenes quieren emanciparse este año en España. Necesitan una solución más flexible para poder vivir viajando, compartiendo experiencias vitales y socializando en un ambiente internacional. No quieren alquilar un piso y enfrentarse a la soledad, buscan un alquiler con servicios de calidad y vivir en comunidad y eso es lo que aporta DoveVivo: espacios bien diseñados y equipados, así como una gestión profesionalizada.

¿Qué servicios incluye DoveVivo?

Cuando vives en un piso de alquiler con varias personas la parte negativa es, por ejemplo, ver quien baja la basura, quién realiza la limpieza o hacer frente a los pagos de los suministros del hogar. DoveVivo elimina todas esas barreras e incluye en la tarifa del alquiler de la habitación todos estos servicios: limpieza, mantenimiento, pago de suministros como la luz, gas, wifi, zonas comunes, salas de coworking, sala de yoga, etc. Además, damos servicios personalizados como lavandería o planchado de ropa si lo necesitan. A esto hay que añadirle una atención 24/7 a través de nuestra app, así como organización de eventos y actividades que generen sinergias y enriquezcan la convivencia.

¿Cuál es el perfil de vuestros clientes?

Nuestro perfil lo componen estudiantes universitarios, de postgrado y jóvenes profesionales. Aunque nuestro modelo de coliving no se centra en un perfil por edad, sino por necesidades y cultura. Son personas que quieren compartir experiencias, conocer gente y hacer networking en una nueva ciudad. Buscan espacios bien diseñados con todos los servicios incluidos.

¿Cómo están diseñados vuestros 'coliving'?

Tenemos muy en cuenta todo lo que demanda ahora el usuario. Lo primero que preguntan es por la red wifi, si es de alta velocidad y segura. La tecnología es una prioridad para nuestros colivers. También preguntan por la sostenibilidad. DoveVivo no sólo tiene en cuenta la sostenibilidad en la rehabilitación del inmueble pensando en hacer hogares más sostenibles, sino que lo traslada al interiorismo con pinturas ecológicas, materiales y muebles vintage combinados con las últimas tendencias en decoración.

¿Cuánto cuesta una de vuestras habitaciones en Madrid?

Depende de la ubicación y del espacio, tenemos diferentes opciones según el perfil de usuario. Si necesitan una habitación de 12 metros en una zona universitaria el precio se sitúa entre 600 y 700 euros y si es un estudio o apartamento más grande en zona céntrica puede estar en 1.200 euros con todos los servicios incluidos. Es un precio competitivo porque si una persona quiere alquilar un estudio en la misma zona además de pagar la misma renta tendría que contratar y abonar aparte los servicios de suministros de agua, luz, wifi, limpieza, mantenimiento, espacio de coworking, gimnasio, etc.

¿Cuáles son las tendencias que marcan estos espacios de coliving?

Para que entendamos esta forma de vida: nuestro usuario utiliza el transporte público y carsharing, por lo que nuestros edificios no necesitan plazas de aparcamiento. Este joven no se compra coche, lo que demanda es pago por uso y por ello buscamos siempre ubicaciones estratégicas con buenas comunicaciones. La cocina está generando un polo de atracción, se buscan cocinas muy equipadas y compartidas, donde socializar, cuya limpieza esté incluida. Otro punto diferenciador, y tal vez el más importante, es la posibilidad de hacer networking y de sentirte parte de una comunidad internacional que te acoge desde el minuto uno. Sabes que van a ayudarte si tienes cualquier problema y esto te hace sentir en casa, estés donde estés. Era algo que se estaba perdiendo, la conexión con las personas y que las nuevas generaciones están recuperando con estos nuevos formatos habitacionales.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.