Retail - Consumo

La próxima amenaza inflacionaria mundial proviene de la India y tiene que ver con el arroz

  • El mayor exportador del mundo impone aranceles y restringe la venta
  • India ya ha frenado recientemente las exportaciones de trigo y azúcar
  • La decisión puede exacerbar la inflación alimentaria mundial y el hambre
Imagen: Dreamstime

India, el mayor exportador de arroz del mundo, ha restringido las exportaciones de variedades clave que se destinan principalmente a alimentar a Asia y África, amenazando con agitar los mercados mundiales de cultivos y exacerbar la inflación alimentaria y el hambre.

El gobierno indio ha impuesto un arancel del 20% a los envíos de arroz blanco y marrón, y ha prohibido la venta de arroz partido en el extranjero. Según los cálculos de Bloomberg, las restricciones se aplican a aproximadamente el 60% de las exportaciones totales de arroz de la India.

Las medidas adoptadas por India, que representa el 40% del comercio mundial de arroz, supondrán una mayor presión para los países que luchan contra el aumento del hambre y la inflación alimentaria. El arroz es un alimento básico para cerca de la mitad de la población mundial, y Asia produce y consume cerca del 90% del suministro mundial.

El arroz es el tercer producto agrícola importante de la India que se enfrenta a restricciones en las ventas al exterior este año. El país del sur de Asia ya ha frenado las exportaciones de trigo y azúcar, sumándose a una oleada de proteccionismo alimentario que ha exacerbado el caos en los mercados mundiales de alimentos provocado por la guerra de Ucrania.

En contraste con la subida de los precios del trigo y el maíz tras la invasión rusa de Ucrania, el arroz se había mantenido a raya debido a las amplias reservas, lo que ha contribuido a evitar una crisis alimentaria mayor. Con la última medida de la India, esto puede estar a punto de cambiar.

Las restricciones se aplican a las variedades marrones sin moler y descascarilladas, informó el gobierno a última hora del jueves. El arroz semiblanqueado y blanqueado -o arroz blanco- tendrá un derecho similar. El arroz vaporizado y el basmati quedan excluidos de las restricciones.

La variedad que ahora está sujeta al impuesto de exportación representa alrededor del 60% de los envíos de arroz no basmati de la India, según B.V. Krishna Rao, presidente de la Asociación de Exportadores de Arroz. La restricción beneficiará a los proveedores rivales, Tailandia y Vietnam, que están cooperando para apuntalar los precios del arroz.

"La medida del gobierno impulsará los precios mundiales del arroz", señala Rao, quien estima que los precios de exportación del arroz blanco podrían superar los 400 dólares por tonelada, frente a los 350 dólares actuales en transporte por barco (free on board). 

Los exportadores pedirán al gobierno que renuncie a los impuestos sobre unos dos millones de toneladas de arroz que se han contratado, pero que aún no se han enviado, añade Rao. 

El arroz partido, cuya venta al exterior está prohibida, se utiliza principalmente para la alimentación animal. Los precios han subido este año por el aumento de la demanda de exportación. Entre los principales compradores se encuentran China, que lo utiliza para la alimentación del ganado, y algunos países africanos que lo importan como alimento. Representa casi el 20% de los envíos de la India al extranjero. 

La siembra de arroz en la India ha disminuido un 5,6% esta temporada debido a la falta de lluvias en algunas zonas. Las lluvias del monzón han sido más de un 25% inferiores a la media en los principales estados productores de Uttar Pradesh, Jharkhand y Bihar. En general, el país ha registrado un 5% de precipitaciones por encima de lo normal durante el periodo. 

Las restricciones comerciales crearán problemas de suministro, dado que India es el mayor exportador de arroz, valora el analista de Bloomberg Intelligence Alvin Tai. "Definitivamente, no ayudará a la inflación alimentaria mundial, pero depende de cuánto tiempo la mantengan".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud