Podcasts

La crisis energética dispara los costes agrícolas y amenaza la producción

  • Los productos para abonar en la sementera son los que más inquietan
  • El precio de los fertilizantes se ha disparado hasta un 70% de media
  • Hay empresas que ya han cerrado plantas por la producción "antieconómica"
Madridicon-related

Electricidad, gas, gasóleo agrícola, fertilizantes... son algunos de los costes de las explotaciones agrícolas que se han disparado en los últimos meses. Una escalada de precios que está provocando que los gastos habituales se estén casi duplicando.

Los productos para abonar en la sementera son los que más inquietan a los agricultores, al registrar los mayores incrementos de precios. En el caso de los fertilizantes, se estima que, con la subida, se van a llevar el 77% de las ayudas de la PAC en algunas comunidades autónomas. Por ejemplo, en Castilla y León y Andalucía, y algo menos en Aragón y Castilla La Mancha.

"En todas las comunidades está empezando la sementera, y es una barbaridad porque los fertilizantes son fundamentales en la labor agrícola", afirma Lorenzo Rivera, coordinador de COAG en Castilla y León. Tan solo esta comunidad, consume más de un millón de toneladas de fertilizantes al año, lo que supone un desembolso de 420 millones. La subida de precios podría disparar el gasto total hasta los 770 millones de euros. Una crisis de fertilizantes en Europa que amenaza con poner el precio de los alimentos por las nubes.

Casi todos los productos fertilizantes han duplicado sus precios

Se trata de medias. Hay que tener en cuenta que los precios oscilan cada semana. Ahora mismo se da el caso de que casi todos los productos han duplicado sus precios. Y algunos ya ni siquiera se están vendiendo. La Asociación Europea de Fabricantes de Fertilizantes también se queja. Explica que los precios asfixiantes están haciendo que la producción de amoniaco y fertilizantes sea antieconómica. Tanto que varios productores ya han anunciado a corto plazo cierres completos o la reducción temporal de la producción de amoniaco y fertilizantes.

¿Por qué se han disparado los precios? El alza de la demanda, el precio del gas y el aumento de los costes de la electricidad y del transporte marítimo han provocado la tormenta perfecta que está detrás de esta situación.

El campo estaba viviendo un momento dulce, impulsado por la subida del precio del cereal. Pero esta crisis está diluyendo sus ganancias y amargando la situación. "Estábamos más contentos por la buena cosecha y los altos precios, pero nadie nos dice cómo va a ser la siguiente campaña", explica Donaciano Dujo, presidente de Asaja Castilla y León.

"El precio es alto hasta cuando no se riega"

Para una explotación de secano media, de 200 hectáreas, el aumento de los costes respecto a la anterior campaña, solo en fertilizantes y gasóleo es de más de 8.000 euros. Y no son los únicos costes que han crecido.

Por ejemplo, la subida de los precios de la electricidad también han afectado al riego. Una situación que, además, ha avivado las críticas de los agricultores contra el Gobierno por no permitir dos cánones de potencia, uno para la época de riego y otro para cuando no se riega. "El precio es alto hasta cuando no se riega", denuncian desde Asaja.

Estamos ante una situación que, si se prolonga, podría afectar al rendimiento agrícola del próximo año.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud