Bolsa, mercados y cotizaciones

La bolsa europea cotiza la ruptura de resistencias del Dow Jones

  • El parqué londinense se apunta las mayores alzas en el arranque de la sesión
  • El mercado de bonos continúa presionado por las compras
  • El dólar se debilita frente a las principales divisas
madridicon-related

La bolsa europea arranca la sesión con alzas entre sus principales referencias. La ruptura de resistencias del Dow Jones y la caída del IPC del Reino Unido impulsan las alzas con el Ftse londinense subiendo casi un 1% en los primeros instantes de cotización. La inflación británica cayó por debajo del 8% por primera vez en quince meses, lo que facilita la tarea del Banco de Inglaterra y hace ver a los inversores una política monetaria menos restrictiva en el Reino Unido.

El resto de parqués del continente tampoco se queda atrás en los primeros minutos de cotización. El EuroStoxx por su parte avanza un 0,5% mientras el Ibex saca casi un 0,6% en la apertura de la sesión y busca recuperar los 9.500 puntos.

Pero este impulso de la bolsa europea tiene su origen también al otro lado del Atlántico. El índice industrial neoyorquino, el Dow Jones, superó en la sesión del martes los 34.700 puntos. Una zona que ha frenado las alzas en este selectivo hasta en siete ocasiones desde agosto del año pasado. Pero al confirmar su ruptura abre la puerta a nuevas alzas de hasta un 6% y ya mira a sus máximos históricos en los 37.000 puntos.

"A corto plazo, el único detalle que faltaba para que el 'desmadre' fuera completo era que el Dow Jones se apuntara a la fiesta y batiera los 34.600/34.700 puntos", explica el asesor de Ecotrader, Joan Cabrero. Y es que el Nasdaq 100 ya logró la semana pasada batir el techo de su consolidación y encaja con ese impulso de Wall Street que se ha visto en los últimos meses.

La renta fija también reacciona con virulencia en las últimas sesiones. A medida que los bancos centrales endurecían sus políticas monetarias el rendimiento de los bonos soberanos ha tendido al alza. Y, sin embargo, la presión compradora de las últimas sesiones ha recortado la rentabilidad en el mercado de renta fija hasta el punto de que los bonos alemanes y estadounidenses ofrecen hoy menos retorno que al comienzo del año.

El mercado ya está anticipando el fin de las alzas de tipos de interés en Estados Unidos. El Banco Central Europeo tiene todavía camino por delante para controlar la inflación pero las firmas de análisis también especulan con la pausa de su ajuste e incluso el recorte de los tipos de interés en la eurozona que podría verse a mediados del año que viene, según Bloomberg. Esto deja al bono alemán a diez años en una rentabilidad del 2,37% mientras que el estadounidense con el mismo vencimiento se sitúa por debajo del 3,8%.

Las alzas de tipos de interés en Estados Unidos están llegando a su fin, según las previsiones que barajan las casas de análisis. Esto está provocando la caída del dolar frente al resto de grandes divisas del mercado. El índice del dólar (que cruza a la divisa estadounidense con el euro, libra esterlina, yen o franco suizo, entre otras) retrocede en el año un 3,5% y anticipa el final del reinado del dólar que se impuso hace casi quince meses, con la primera subida de tipos de interés de la Reserva Federal de Estados Unidos. Pero este declive del dólar puede dar alas a la bolsa estadounidense para que toque nuevos máximos históricos.

Además, el euro y la libra seguirán fortaleciéndose al cambio con el billete verde. Ambas referencias están en máximos de febrero del año pasado con la divisa de la eurozona en los 1,12 dólares. Es decir, saca al dólar una ventaja de casi el 5% en 2023.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud