Bolsa, mercados y cotizaciones

Credit Suisse se 'desangra': sus fondos sufren salidas de 200 millones en cuatro días

  • Grandes patrimonios de Asia están abandonando el banco de forma masiva
  • Las acciones de la entidad vuelven a registrar caídas de doble dígito
Fachada de Credit Suisse. Foto de Reuters

Las acciones de Credit Suisse vuelven a sufrir otro día de extrema volatilidad. Tras una apertura tranquila, los títulos del banco suizo han llegado a caer más del 12% en la bolsa de Zúrich, incluso después de haber recibido el apoyo del banco central de Suiza (SNB). Los mercados parecen poner en duda el plan del Banco de Suiza y del propio Credit Suisse: los 50.000 millones pueden ser 'pan para hoy y hambre para mañana'.

La agencia financiera Bloomberg daba en el clavo con una información publicada este viernes: "Credit Suisse ya tiene la liquidez, ahora lo que tiene que hacer es recuperar los clientes".

El banco suizo ha conseguido 50.000 millones de euros en una línea de crédito que está respaldada por colateral, es decir, Credit Suisse ha tenido que entregar parte de sus activos para que le presten ese dinero que tendrá que devolver en algún momento. Si la crisis de liquidez y la fuga de depósitos y patrimonio no ha terminado tras el masivo préstamo del SNB, Credit Suisse seguirá teniendo los mismos problemas en el futuro. 

A día de hoy, la situación no parece mejor, más bien al contrario. El precio de sus acciones vuelve caer notablemente bajo los dos francos aunque, por ahora, no perfora los mínimos históricos vistos el miércoles. Las bolsas europeas sufren esta aversión al riesgo generalizada y sufren descensos que superan el 1%.

Son muchos los factores que están detrás de la desconfianza de clientes e inversores en la entidad helvética, pero hoy uno de los catalizadores son las nuevas salidas de capital que ha sufrido. Esto solo es la gota que colma un vaso que ya estaba cerca de rebosar tras años de escándalos y pérdidas masivas de dinero (Credit Suisse ha perdido dinero en 2021 y 2022).

Los fondos pierden 200 millones

El dato en cuestión que ha desatado las ventas en bolsa este viernes ha sido el de salidas de dinero de sus fondos: Credit Suisse registró salidas netas de más de 200 millones de dólares de sus fondos administrados en Estados Unidos y Europa después del 13 de marzo, según ha revelado este viernes Morningstar Direct.

Antes del 13 de marzo (cuando se desataron las turbulencias tras la caída de Silicon Valley Bank en EEUU) los más de 300 fondos administrados por el banco suizo habían disfrutado de una entrada neta estimada de 4 millones de dólares.

Sin embargo, desde el 14 de marzo hasta ahora la cantidad total neta de dinero retirado y que fluyó hacia estos fondos fue negativa en 205 millones de dólares, según el proveedor de datos. Los datos posteriores al 15 de marzo aún no se han recopilado y no todos los fondos de Credit Suisse informan diariamente, aseguran desde Morningstar. Pese a estos drásticos movimientos, el Banco Central Europeo ha concluído este viernes que la situación no es peligrosa para la banca europea. La exposición a Credit Suisse de las entidades europeas es "inmaterial".

Trabajar en la recuperación

"Queremos recuperar todo lo que perdimos", aseguraba Koerner en una conferencia con inversores el martes. "Y una vez que estamos allí ya haremos crecer el negocio nuevamente".

El banco siempre ha dicho que tiene suficiente liquidez, una posición que ha logrado tras años de retener beneficios. No obstante, desde Bloomberg aseguran que todavía no está claro cuáles son los flujos generales con los que cuenta la entidad en tiempo real o si el respaldo del SNB está ayudando a atraer de nuevo a los clientes. Los últimos datos siguen hablando de fuga de depósitos y clientes.

Llamadas bancarias

Los banqueros de Credit Suisse están llamando a los clientes para tranquilizarlos, preparados con puntos de conversación enviados por ejecutivos o comunicados en los ayuntamientos. La entidad está ofreciendo unos tipos de interés por sus depósitos significativamente más altos que los de sus rivales para recuperar fondos, según datos recopilados por Bloomberg a principios de este mes.

"En nuestras conversaciones con clientes en las últimas semanas, hemos experimentado un fuerte apoyo para el banco y nuestros empleados", aseguraba el banco en un comunicado. "Estamos completamente enfocados en brindar a nuestros clientes asesoramiento y soluciones".

Pero lo cierto es que los últimos datos revelan que algunas familias con patrimonios muy elevados han acelerado su marcha del banco suizo esta semana, al menos en Asia. Bloomberg ha tenido acceso a esta información a través de tres grandes oficinas familiares individuales, que administran colectivamente miles de millones, y múltiples banqueros privados con sede en Hong Kong y Singapur.

Por todo ello, el mercado cada vez duda más de que la liquidez ofrecida por el SNB vaya a ser la solución a los problemas de Credit Suisse. La liquidez ayudará a mantener el banco y dará tiempo para que se busquen soluciones, pero las ingeniosas soluciones tienen que salir de los directivos de Credit Suisse, que son los que deben reflotar el banco.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud