Bolsa, mercados y cotizaciones

La libra cae un 20% frente al dólar en 2022 y sube el riesgo al 60% de ver la paridad

  • El desplome coincide con el anuncio de la mayor rebaja fiscal en el país desde 1972
Madrid

El dólar lleva todo el año martilleando al resto de las grandes divisas del mercado hasta el punto de alcanzar la paridad en casos como el euro. Sin embargo, en el caso de la libra esterlina, no se puede achacar toda la culpa al impulso dado por la Reserva Federal de Estados Unidos al precio del dinero en el país, aunque su subida de tipos de interés esté marcando el ritmo este 2022.

El paquete de rebajas fiscales propuesto por el equipo de la nueva primera ministra del país, Liz Truss, ha tumbado a la libra esterlina en los primeros instantes de la sesión de este lunes. A su cambio con el billete verde supuso alcanzar los 1,033 dólares, lo que equivale a tocar un mínimo no visto desde 1985, con Margaret Thatcher al frente de Downing Street y con la huelga minera de esas fechas en el Reino Unido como telón de fondo.

Al cierre del mercado europeo de este lunes, la libra esterlina se asentó en los 1,07 dólares, lo que supone perder más de un 20% en lo que va de 2022. Y frente al resto de divisas de referencia en el mercado, como son el euro, el yen japonés o o el franco suizo; también cede terreno aunque sea en porcentajes más modestos. Esta debilidad de la moneda británica acerca, más si cabe, la posibilidad de encontrar la paridad con el dólar.

Si al cierre de la semana pasada el riesgo de ver un cambio equitativo entre el dólar y la moneda británica era cercano al 30% las posibilidades actuales de que se consiga antes de cerrar 2022 se han disparado por encima del 60% según Bloomberg. Y es que el mercado está descontando que el mayor recorte de impuestos en medio siglo -desde 1972- del Reino Unido provoque un repunte de los precios que lleven a la inflación en el país por encima del 10% este año.

Se ha barajado incluso la posibilidad de que el Banco de Inglaterra anuncie una reunión de emergencia para adelantar una subida de tipos de interés antes de la reunión agendada para noviembre. No obstante, el gobernador del banco central británico, Andrew Bailey, descartó ayer esta posibilidad al asegurar que se realizará una "evaluación completa en su próxima reunión programada".

Esto hace especular al mercado con una subida de tipos de interés en noviembre superior al punto porcentual, también porque el movimiento al alza de 50 puntos básicos de la semana pasada supo a poco. "El BoE decepcionó a los mercados, lo que provocó la caída de la libra frente a sus homólogos", apuntó el economista y estratega senior de Europa de Schroders, Azad Zangana. Así, este lunes se descontaba una subida de 175 puntos básicos para la próxima cita, según Bloomberg, lo que dejaría el tipo de interés de intervención en el 4% (en la actualidad se sitúa en el 2,25%).

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments