Bolsa, mercados y cotizaciones

El Tesoro capta 935 millones en letras a 3 y 9 meses con tipos en mínimos históricos

El Tesoro Público ha captado este martes 935 millones de euros en letras a 3 y 9 meses, en el rango alto previsto, y ha ahondado notablemente en los tipos negativos en ambos papeles registrando mínimos históricos en la primera subasta celebrada tras reducir las emisiones de este año en 15.000 millones de euros.

La demanda de ambas referencias ha sobrepasado además los 6.678 millones, lo que supone más de siete veces lo finalmente adjudicado en los mercados, por lo que los inversores siguen mostrando un elevado interés por los títulos de deuda pública españoles a pesar de la crisis del covid-19.

En concreto, el organismo emisor ha colocado 435 millones de euros, frente a unas peticiones de 2.601,5 millones, y el tipo de interés marginal ofrecido se ha situado en el -0,671%, más negativo que el -0,500% de la emisión anterior celebrada el pasado 15 de agosto. De hecho, el interés marginal marca un mínimo histórico, ya que el anterior fue del -0,544%, registrado el 20 de agosto del año pasado.

En las letras a 9 meses, el Tesoro ha adjudicado 500 millones de euros, muy por debajo de los 4.076,5 millones solicitados por los inversores, y la rentabilidad marginal se ha colocado en el -0,581%, también menos negativa que el -0,471% de la subasta previa del mes pasado. En este caso también se registra otro mínimo histórico respecto al último del 16 de octubre del año 2018, cuando se situó en el -0,636%.

Próxima subasta: el jueves

Tras la subasta de este martes, el Tesoro regresará a los mercados el próximo jueves con una nueva emisión en la que ofertará un bono a 5 años de nueva referencia, con un importe mínimo de 2.000 millones de euros y un máximo de 3.000 millones de euros.

La emisión del jueves, que se celebrará el mismo día en el que está previsto que el Gobierno remita a Bruselas el Plan Presupuestario de 2021, saldrá con un cupón del 0% y su fecha de vencimiento será el 31 de enero de 2026.

Con las dos operaciones que el Tesoro celebra esta semana, el organismo dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital concluye el calendario de emisiones del mes de octubre.

Así, el Tesoro continúa avanzando en la consecución de su programa de financiación, revisado en mayo al alza como consecuencia de las mayores necesidades por la crisis del covid-19, pero que se ha variado de nuevo para reducirse en 15.000 millones.

Reduce las emisiones

El pasado martes la vicepresidenta de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, avanzó que el Tesoro sopesaba la posibilidad de reducir las emisiones en función de la evolución del gasto, de las necesidades de financiación de las comunidades autónomas, de las subastas ya realizadas y de los fondos que aporte el programa europeo de apoyo al desempleo SURE.

El Tesoro revisó en mayo su programa anual de financiación y elevó en 100.000 millones las emisiones previstas en 2020 para hacer frente a las necesidades adicionales de financiación como consecuencia de la crisis.

Ahora ha decidido reducir en 15.000 millones la financiación prevista para este año, con lo que las emisiones netas quedan en 115.000 millones y las brutas en 282.137 millones. Tras esta reducción, las necesidades de financiación bruta hasta final de año pasan de los 47.000 millones a los 32.000 millones.

De esta cantidad, el organismo prevé que aproximadamente 10.000 millones se cubran con el nuevo instrumento europeo de ayuda al desempleo SURE en 2020, una vez que la Comisión Europea ha anunciado el comienzo de su programa de emisión.

Estos fondos se destinarán a atender los gastos de los distintos programas puestos en marcha para reducir el impacto sobre el empleo del covid-19. El resto de fondos asignados a España, hasta completar los 21.325 millones aprobados, se recibirá en 2021.

Al cubrirse esos 10.000 millones de euros con el SURE, el Tesoro solo precisará de una captación de 22.000 millones de euros en el mercado de capitales, por lo que no se prevén más emisiones sindicadas en 2020.

En detalle, de los 282.137 millones de euros de emisión bruta prevista para 2020, 188.469 millones de euros prevé financiarlos mediante deuda a medio y largo plazo y 93.668 con letras. De su lado, la emisión neta de 115.000 millones de euros prevé obtenerla con 103.500 millones en bonos y obligaciones y los restantes 11.500 millones mediante la emisión de letras.

Mínimos históricos

Según datos del Tesoro, el coste medio de las nuevas emisiones se ha ido reduciendo a lo largo del año y se sitúa en el 0,23%, nivel idéntico al de 2019, lo que ha permitido que el coste medio de la deuda en circulación haya seguido bajando y se sitúe en el 1,93%, un nuevo mínimo histórico. En paralelo, ha aumentado la vida media de la cartera de deuda del Estado a niveles máximos, situándose actualmente en 7,75 años.

La vicepresidenta tercera de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, cifró entre 2.000 y 2.800 millones de euros el ahorro que España podría conseguir en el coste de la deuda gracias al SURE, entre otros factores.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin