Empresas y finanzas

Vodafone señala que el impacto de la guerra de fútbol está "en línea con lo que se esperaba"

El director general de la unidad de negocio de Particulares de Vodafone España, Andres Vicente, ha señalado que el impacto de la decisión de Vodafone de no emitir el Partidazo y la Champions esta temporada y la guerra mantenida entre los operadores por captar clientes en este nuevo escenario de los derechos televisivos del fútbol ha estado en línea con lo que esperaban.

En la rueda de prensa de presentación de su nueva marca Vodafone Bit, Vicente ha señalado que no puede dar detalles sobre el impacto que ha tenido en sus cuentas su decisión de no emitir desde septiembre todo el fútbol, ya que la empresa es cotizada y presenta sus resultados la semana que viene, pero ha apuntado que han estado "en línea con lo que esperaba".

Así, ha remarcado que en agosto y septiembre hubo una lucha entre los operadores por captar clientes, desencadenando una guerra de precios que ha calificado de "innecesaria", al mismo tiempo que ha asegurado que Vodafone no fue la primera compañía en lanzar ofertas privadas.

En el caso de octubre, ha señalado que a principios de mes todavía hubo un "rebufo de actividad" heredado de los meses anteriores en esta guerra del fútbol, pero ha subrayado que en la última semana de octubre se ha vuelto a "cierta normalidad" en el comportamiento comercial en relación al que había antes de empezar esta batalla.

Una batalla por el fútbol que ha hecho perder clientes a Vodafone

Telefónica anunció en el mes de junio la adquisición de los derechos de La Liga para tres temporadas a partir de 2019/2020 por 2.940 millones de euros, así como la compra a Mediapro de los de la Champions y la Europa League para las próximas tres temporadas a partir de la de 2018/2019 por 1.080 millones de euros.

Tras realizar su oferta mayorista en julio, que obliga a la compañía a revender la mitad de su contenido premium a sus rivales tras la compra de Digital+, Orange optó por comprar el Partidazo de La Liga y la Champions, mientras que Vodafone rehusó recomprar estos derechos, lo que creó un nuevo escenario comercial en el sector, que en los últimos meses se ha caracterizado por una mayor agresividad comercial.

Los datos oficiales de agosto de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) recogen que la decisión de no emitir todo el fútbol ha llevado a Vodafone a registrar una pérdida neta de 96.960 líneas de banda ancha fija y 34.600 líneas de móvil en el octavo mes del año.

Por su parte, Movistar ha logrado sumar más clientes. En concreto, logró en agosto 91.650 líneas de telefonía móvil y 35.800 de banda ancha fija y Orange, que sí ha comprado a Telefónica los derechos, ha logrado ganar en agosto 2.400 líneas netas de banda ancha fija, pero en el caso de la telefonía móvil ha registrado una perdida neta de 10.900 líneas.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0