Empresas y finanzas

Helvetia-Caser explora vías para entrar en el mercado hipotecario

  • España aporta ya el 20% de los ingresos del grupo suizo
  • La compañía señala que la compra de la firma española ya es rentable
El consejero delegado de Helvetia, Philipp Gmür. Foto: Nacho Martín

Helvetia se muestra optimista sobre las oportunidades que ofrece el mercado español después de la adquisición del 70% de Caser a mediados del año pasado. A pesar de la pandemia, el consejero delegado de la compañía suiza, Philipp Gmür, sostiene en seis meses esta compra ya es rentable y confía en las posibilidades que ofrece nuestro país, en el que opera a través de su propia marca y la firma de las antiguas cajas de ahorros.

En la actualidad, la aseguradora está analizando distintas alternativas para ampliar su negocio en nuestro territorio, con el lanzamiento de nuevos productos. Uno de ellos, según su responsable, es la hipoteca, aunque remarca que todavía no hay nada decidido, por lo que no da más detalles. A su juicio, los créditos para la adquisición de vivienda están generando cierto interés en distintos actores en Europa, donde la comercialización ya no es exclusiva de los bancos, y genera clientes e ingresos ante la elevada demanda de los clientes.

De hecho, Helvetia ya vende hipotecas en Suiza, bien de manera directa bien como bróker, donde tiene una cartera valorada en 5.000 millones de francos (4.540 millones de euros, al cambio actual). Además, Caser ofrece desde hace algún tiempo las denominadas hipotecas inversas, un producto destinado a las personas mayores para que consigan una mayor renta en su jubilación a través de la venta de su vivienda a través de una préstamo que sus herederos pueden amortizar tras el fallecimiento.

Pero la financiación para inmuebles es solo una de las vías que está estudiando Helvetia para crecer en el mercado español, ya que encima de la mesa se encuentran diferentes productos de ahorro y gestión de activos.

De momento, según las cifras ofrecidas por Gmür, España aporta entorno a un 20% de los ingresos del grupo suizo y algo más de la quinta parte de sus resultados de manera anualizada. "Caser ya es rentable en solo seis meses" y "ha cumplido con las expectativas fijadas en el proceso de adquisición", señala. La contribución anualizada sería de unos 70 millones, ya que entre junio y diciembre de 2020 ha aportado al conglomerado helvético unos 54 millones de francos (49 millones de euros) a pesar de la crisis del coronavirus.

Confianza plena en España

"Creemos en España y vemos potencial de su economía y de la menor confianza que hay ahora en el sistema público de pensiones", sostiene Gmür, quien descarta de plano que Helvetia vaya a llevar a cabo ventas de ramas de actividad de Caser, tal y como se especula en el mercado, como su red hospitalaria o de residencias de ancianos.

Eso sí, en estos momentos está viendo las consecuencias de la posible ruptura en bancaseguros con Bankia en Baleares tras la fusión de ésta con CaixaBank. Pero, el directivo confía plenamente en las capacidades que ofrecerá ahora su alianza con Liberbank y Unicaja, una vez se integren, al ser un banco más sólido. Estas dos entidades, junto a Ibercaja, poseen el 30% restante del capital de Caser. Un porcentaje que, según Gmür, no tiene visos de cambiar en un futuro próximo.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.