Empresas y finanzas

BBVA reducirá un 98% sus beneficios este año: apenas ganará 46 millones

  • Espera tener que provisionar por la pandemia hasta 3.100 millones en 2020
Un cartel de BBVA. Foto: Efe

BBVA esquivará las pérdidas anuales por la mínima después de que en el primer trimestre de este año haya registrado 'números rojos' históricos, superiores a los 1.700 millones, como consecuencia de la pandemia del coronavirus. La entidad generará un beneficio inferior a los 50 millones, según el consenso de los analistas que sigue el propio banco. En concreto, las proyecciones realizadas sitúan las ganancias en apenas 46 millones.

El presidente del grupo, Carlos Torres, descartó a finales de abril pérdidas para el conjunto de 2020 durante la presentación de resultados hasta marzo. Hoy, en Financial Times, advertía de que los objetivos para este y el próximo ejercicio se iban a ver "fuertemente afectados" por la situación económica que dejará el Covid-19, por lo que tendrían que ser revisados a la baja. "Ciertamente nuestro nivel de ganancias no va a ser lo que era, en rentabilidades sobre el capital de dos dígitos; cuando volvamos a la normalidad dependerá de cuándo pasemos esta crisis", señaló.

El BCE ya ha admitido que distintos bancos europeos sufrirán agujeros muy significativos en sus cuentas debido al aumento de la morosidad y al descenso de la actividad, fruto del confinamiento y de las menores perspectivas económicas por el incremento del paro y la merma del consumo, y ha instado al sector a emprender planes de recortes de gastos y fusiones.

Las entidades españolas, por su negocio en nuestro país, ya acumulan entre enero y marzo una pérdida de 254 millones de euros, debido a las dotaciones realizadas para combatir los impactos del coronavirus. Una de las que ha contribuido a estos números rojos ha sido precisamente BBVA, que ofreció un resultado negativo de 141 millones.

El presidente del grupo avanzó que espera llevar a cabo en 2020 provisiones equivalentes a una horquilla de entre el 1,5 y el 1,8% del total de sus préstamos pendientes de pago. Es decir, la hucha rondaría entre los 6.000 y los 7.100 millones, lo que representaría entre 2.000 y 3.100 millones adicionales a las de 2019 debido al Covid-19.

Hasta marzo, BBVA había reservado 1.411 millones, siendo uno de los agentes que más fondos había destinado a esta partida por volumen de activos, por lo que en los próximos trimestres las necesidades por el coronavirus asciende a un mínimo de 600 millones y un máximo de 1.700 millones, aunque todo dependerá de la evolución de la economía.

El mayor impacto negativo lo tendrá en EEUU, donde apenas generará una cuenta positiva de 6 millones en 2020

Estas sustanciales dotaciones, unido al deterioro del fondo de comercio de la filial estadounidense por más de 2.000 millones, recortarán drásticamente el beneficio del segundo mayor banco español. El consenso del mercado apunta a una caída del 98,6% con respecto a los 3.512 millones de 2019.

Los analistas confían, eso sí, en que la entidad vaya recuperando en los próximos ejercicios su capacidad de generar resultados y vaticinan que en 2022 ganará más que el año pasado. Para entonces, los beneficios rozarán los 3.700 millones.

Áreas de negocio

Por áreas de negocio, el mayor impacto negativo lo tendrá en EEUU, donde apenas generará una cuenta positiva de 6 millones en 2020. Pero en España las consecuencias también serán demoledoras, ya que las ganancias se limitarán a menos de 400 millones, lo que supondrá un descenso del 72%.

México, como en la pasada crisis financiera, seguirá sustentando al grupo, a pesar de las expectativas también son mucho menores. De hecho el banco rebajó el valor de su franquicia azteca un 20% en el primer trimestre. Los analistas consideran que el país centroamericano será uno de los menos afectados por la pandemia de entre las economías emergentes. S&P ve mayores peligros en Turquía (donde BBVA tiene grandes intereses); Argentina o Colombia, donde el banco también está presente.

Precisamente este jueves, el consejero delegado del grupo, Onur Genç, se refirió a la situación del mercado otomano y la capacidad del sector financiero. La banca turca, a la que pertenece BBVA Garanti, "están en un momento muy bueno en términos de capital, liquidez y fortaleza y tenemos que transmitir confianza en la fortaleza, la resistencia y el futuro del sector".

En los últimos años esta franquicia ha sido motivo de preocupación por la debilidad de la economía del país, donde el grupo español se juega una inversión de 7.000 millones de euros y en torno a un 10% de los beneficios de cada ejercicio.

comentariosforum4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Corren malos tiempos, que se agravarán con este Gobierno.
A Favor
En Contra

Este banco de un tiempo para acá va de capa caída, y sus acciones ni te cuento; supongo que el caso Villarejo le habrá llegado a afectar bastante, a parte de la crisis, claro está. ¡Ya veremos si consigue los 46 millones de beneficios que pronostican! No sé, no sé.

Puntuación 0
#1
Josue
A Favor
En Contra

Este Banco lo recuerdo de siempre, con las oficinas hasta arriba de personal, hablando de futbol, risas, chistes entre ellos y atendiendo a la clientela con una parsimonia como si fueran funcionarios, esos tiempos de bonaza pasaron y mira ahora al BBVA...Todo se acaba pagando.

Puntuación 3
#2
Lo nos quieran decir
A Favor
En Contra

Esos cuarenta y tantos millones se los lleva un directivo solo y a algún paraiso.

Puntuación 4
#3
Nicaso
A Favor
En Contra

No hay que peeocuparse sus accionistas pagarán el pato como suele ser habitual. Baja cotización y cero dividendo, los cuartos del ahorrador no tienen importancia

Puntuación 3
#4