Empresas y finanzas

Las aerolíneas se preparan para dejar de volar en Europa por el coronavirus

  • IAG, Ryanair, Lufthansa, Air France-KLM cancelan hasta el 90% de sus vuelos
  • Las grandes cotizadas presumen de una gran liquidez para afrontar el colapso del sector
Avión de Iberia

Las aerolíneas se preparan para dejar de volar en Europa durante, al menos, unas semanas. Como si de un efecto dominó se tratase, los países de la UE y medio mundo van uno a uno cerrando sus fronteras al tráfico de pasajeros y restringiendo la movilidad de sus ciudadanos para tratar de poner freno a la expansión del coronavirus.

Así, España y Alemania se han sumado en las últimas horas a países como Polonia, Portugal, Italia, Noruega, Marruecos, Dinamarca, Malta, Chipre, Hungría, Austria, República Checa o Eslovenia y han limitado el transporte. Por ejemplo, los gobiernos español, alemán y luso han cerrado las fronteras y el polaco prohibió los vuelos, lo que ha hecho que su tráfico aéreo cayera el domingo un 97%, mientras se espera que Francia cierre el país.

Las aerolíneas europeas ya han anunciado la cancelación de entre el 70 y el 90% de sus vuelos

Ante el avance de las restricciones y la caída de la demanda, las aerolíneas europeas ya han anunciado la cancelación de entre el 70 y el 90% de sus vuelos en los meses de abril y mayo y preparan ajustes temporales de empleo para el grueso de sus plantillas. En este punto, Ryanair, que tiene previsto reducir su capacidad un 80% durante los próximos dos meses, ha dejado la puerta abierta a dejar en tierra toda su flota y ha señalado que todas las aerolíneas se verán obligadas a parar la mayor parte de sus aeronaves.

Y es que, la compañía ya contempla cancelar toda o casi toda su operativa en nuestro país, como ya lo hizo en Italia y Polonia, por el estado de alarma y la norma de limitar la venta de plazas en cada vuelo para los pasajeros mantengan la distancia de un metro. Y es que, más allá de las limitaciones, nadie va a querer volar a España ya que no se puede salir. Así, Jet2.com ha suspendido todos sus vuelos a España y easyJet tiene previsto "dejar en tierra la mayoría de la flota" y casi limitarse a operar vuelos de rescate para los turistas.

Por su parte, y antes de que España decretara el cierre de las fronteras, IAG anunció la cancelación del 75% de su operativa prevista para los dos próximos meses y retrasó los relevos en las direcciones del holding, Iberia y Vueling para mantener estabilidad. Aunque Reino Unido se está resistiendo a tomar medidas contra el coronavirus para salvaguardar la economía, lo cierto es que British Airways cada vez tiene menos destinos a los que volar tanto dentro como fuera de Europa ya que EEUU ha prohibido la entrada de europeos y hay limitaciones en Bolivia, Colombia, Perú, Chile, Argentina, India, Irán... Restricciones que golpean también a Iberia, que el domingo, antes de que se agravara la situación, apenas había registrado un descenso de su tráfico del 13% con respecto a un día análogo del año pasado. Por su parte, la operativa de Vueling registró una caída del 48% que se va pronunciar.

La situación afecta a casi todas las aerolíneas por lo Lufthansa ha anunciado la cancelación del 70% de su operativa, Air France-KLM ha señalado que recortará sus vuelos previstos entre un 70 y un 90% en los próximos meses y Norwegian ha suspendido el 85% de su programación del las siguientes semanas y ha puesto en marcha un ERTE para el 90% de su plantilla. Ryanair ha presentado uno del 50% de la jornada para sus 1.500 trabajadores en España pero para abril.

"La situación es cambiante. Las decisiones se toman hora a hora. Hay mucha incertidumbre sobre cuándo va a terminar la crisis", informan fuentes del sector.

Las grandes presumen de liquidez

En este contexto de incertidumbre la liquidez ha ganado mucho peso para asegurar la supervivencia de las aerolíneas a medio plazo. A lo largo del día de ayer, mientras se hundían en bolsa, las grandes aerolíneas cotizadas dieron a conocer la caja con la que cuentan para hacer frente al colapso del sector. Así, IAG publicó que cuenta con una caja de 7.530 millones y líneas de crédito de 1.900 millones para hacer frente al desplome de los ingresos. easyJet comunicó por su parte que tiene una liquidez de 2.100 millones de libras y aviones en propiedad valorados en 4.000 millones de libras que puede usar para lograr fondos extra con una operación de sale and lease back.

En esta línea, Lufthansa asegura que posee 4.300 millones en caja, créditos por 800 millones y la posibilidad de usar los aviones para lograr 10.000 millones extra. Air France-KLM, que ya negocia ayudas con su Gobierno, habla de una liquidez de 6.000 millones y Ryanair de 4.000 millones.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0