Economía

El BCE admite el "riesgo de recesión técnica" y cree que el mercado laboral podría comenzar a deteriorarse

  • Varios miembros del BCE apuestan por subir los tipos en 50 pb ya en julio
  • "Existe el riesgo de que se produzca un deterioro eventual del empleo"
  • "Es probable que las presiones inflacionarias del turismo continúen los próximos meses"
Christine Lagarde, presidenta del BCE

Las actas del Banco Central Europeo (referentes a la reunión del 9 de junio) han confirmado algunos de los miedos que llevan semanas sobrevolando los mercados y la economía europea. En esta minutas, los miembros del banco central han reconocido que vienen tiempos difíciles, con trimestres de crecimiento débiles y el "riesgo de recesión técnica". Además, la sorprendente fortaleza del mercado laboral podría tener los días contados, puesto que se ha basado en factores extraordinarios que podrían comenzar a desaparecer en los próximos trimestres. Pese a todo, varios miembros del BCE han defendido subir los tipos de interés en más de 25 puntos básicos en julio ante la fortaleza de la inflación.

Las actas del BCE señalan que "aunque las perspectivas de crecimiento a medio plazo parecían equilibradas en términos de riesgos, los próximos trimestres serán débiles y es necesario tener en cuenta el riesgo de una recesión técnica. Sin embargo, en general consideramos que la estanflación es un resultado poco probable". Una recesión técnica se produce cuando el PIB se contrae en dos trimestres consecutivos.

Se lleva especulando semanas con la llegada de una nueva recesión que podría afectar con mayor intensidad a la zona euro. Algunas firmas financieras ya han puesto fecha y duración esta contracción del PIB. Desde Nomura creen que la recesión comenzará a finales de este año y se prolongará durante 2023. La crisis energética y la incertidumbre de la guerra actuarán como agravantes de la recesión en la zona euro. 

¿Una subida de 50 pb en julio?

Pese a todo, la elevada inflación obligará al Banco Central Europeo a seguir con la normalización monetaria. Es decir, aunque la actividad económica se desacelere, el BCE parece absolutamente comprometido con el control de la inflación, según se puede extraer de las actas.

Es más, "un número de miembros (del Consejo de Gobierno) expresó su preferencia inicial por dejar la puerta abierta a un incremento mayor (de los tipos de interés) en la reunión de julio". Es decir, una parte del Consejo del Gobierno apuesta por una subida de tipos mayor a 25 puntos básicos (pb) en julio, que es lo que estaba previsto en la hoja de ruta del banco central. A su vez, el BCE está buscando fórmulas para que estas subidas de tipos no se conviertan en una lluvia de millones caídos del cielo para la banca privada.

El mercado laboral, en riesgo

Por otro lado, la minutas del banco central dedican varios párrafos a la sorprendente fortaleza del mercado laboral en los últimos trimestres. Este buen tono en la creación de empleo y la caída del paro podría ser en parte una suerte de espejismo provocado por la creación de empleo público y algunas medidas tomadas durante el covid que se mantienen en pie.

Las actas rezan que "los miembros reconocieron ampliamente la resiliencia del mercado laboral. Esto implica que la brecha del desempleo se cerraría mucho antes que la brecha del producto (la brecha de PIB), lo que resultaba desconcertante dado que el mercado laboral solía ser un indicador rezagado", reconocen los miembros del BCE. La tasa de paro en la zona euro se encuentra en el 6,6%, mínimos históricos desde la creación de la zona euro.

Durante la reunión "se argumentó que la resiliencia actual del mercado laboral reflejaba una serie de factores que hacían poco probable que fuera permanente, como el empleo público, la creación de puestos temporales y los esquemas de retención de empleo. Esto implica el riesgo de que eventualmente se produzca un deterioro del empleo", sentencia el documento.

La inflación seguirá presionando

El BCE reconoce que la inflación seguirá siendo elevada. Tras el shock de la energía y de los alimentos, ahora llega el de los servicios. "Las tasas de inflación de los servicios y de los bienes industriales no energéticos también han sorprendido al alza, no se había anticipado ninguno de los aumentos de la inflación subyacente que se ha visto en cada mes de este año. Es probable que las presiones inflacionarias de la reapertura en el sector del turismo, que habían sido prominentes en las cifras de mayo, continúen en los próximos meses a medida que el turismo se abra más ampliamente".

comentarios3WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 3

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Pero seguimos con dinero gratis
A Favor
En Contra

Burócratas que no hacen nada más que reunirse para darse banquetes celebrando que roban millones y millones todos los días a los esforzados ahorradores.Acabemos con ellos de una vez por todas.El dinero es de su dueño y del que se esforzó para conseguirlo y no del vago y pedigüeño.Menudo robo que están perpetrando nuestros políticos y banqueros a las clases medias y bajas.Hemos de pararles los pies o mataran de hambre a nosotros y a nuestros hijos....

Puntuación 10
#1
Intruso
A Favor
En Contra

Estoy hasta las pelotas de ver el careto de la vieja momia. Dicho esto, proponer una subida de 50 puntos básicos en la facilidad de depósito, con una inflación en la eurozona del 8,6%, con unos tipos oficiales en el 0% y una tipos reales en el -8,6% es una burla y una falta de respeto a su mandato, al sentido común y a la economía. Tienen que subirlos ya 200 puntos básicos sin esperar a ninguna reunión, puesto que no es necesario reunirse para subir tipos. ¿La prima de riesgo de España y la posible desaparación del eurito de los huevos y de su invento la UE? pues se soluciona cerrando chiringuitos y echando a la pu.ta calle al 1.800.000 enchufados...con eso ya tenemos más de 100.000 millones para afrontar una subida de tipos de nuestra deuda ¿Por que no se hace ni lo impone el BCE? pensad, pensad.

Puntuación 2
#2
fed
A Favor
En Contra

si lo dice el BCE será totalmente lo contrario. es decir, no pasará absolutamente nada

Puntuación 0
#3