Banca y finanzas

La banca quita el dividendo y deja sin 650 millones a la Obra Social

  • Las antiguas cajas perderán ingresos equivalentes al 80% de su inversión anual
Foto: Archivo.

La cancelación de los dividendos de 2019 por parte de las entidades, tras la orden dada por el BCE a todo el sector para que contribuyan con mayor fortaleza a la recuperación de la economía, golpeará a las fundaciones bancarias de las antiguas cajas de ahorros. Estas instituciones, que se dedican a proyectos benéficos a través de los planes de Obra Social, dejarán de percibir más de 650 millones de euros de los bancos que son accionistas. Esta cuantía representa un 80% de los desembolsos realizados por el conjunto de las fundaciones en 2018, que ascendió a 813 millones.

Aunque no todas las entidades aún han suspendido el abono de estas retribuciones se espera que en las próximas semanas lo comuniquen, tal y como hizo el Santander el jueves, que informó que iba a eliminar la propuesta de reparto de ganancias a sus accionistas con cargo a 2019, después de las directrices del organismo supervisor.

Decisiones

Por ahora, tan solo Liberbank ha cancelado completamente el reparto del dividendo. CaixaBank únicamente ha reducido a la mitad la cuantía, pero en el mercado se da por hecho que anuncie la suspensión total en breve, ya que está fijada su distribución para el día 15 de abril. Esta entidad, de hecho, en su comunicado del pasado 26 de marzo, hacía hincapié en que la decisión de recortar estos abonos afectaría a la contribución de la obra social de laCaixa que cuenta, "entre sus prioridades, la investigación médica y el cuidado a las personas de edad avanzada, dos ámbitos especialmente relevantes en momentos como los actuales".

Con las decisiones adoptadas hasta la fecha, CaixaBank pagará 180 millones a Criteria -brazo inversor de laCaixa, un dinero que está en el aire tras la presión del BCE, que ha advertido con sanciones o requerimientos especiales a las entidades que no sigan sus directrices teniendo la posibilidad a su alcance. En su propuesta inicial, la entidad catalana tenía previsto destinar casi 900 millones a sus socios, de los que 360 millones iban a ir a parar Criteria -que ostenta un 40% del capital-.

Este holding, por tanto, va a perder músculo para nutrir de fondos a laCaixa, fundación que gasta anualmente unos 500 millones en planes benéficos. Criteria, aun así, mantiene ingresos por otras participadas, como Telefónica, Suez, Agbar. En concreto, ingresos solo vía dividendos por todas sus inversiones 742 millones. Con cargo a 2019, va a aportar la Fundación 170 millones, que servirán para financiar proyectos sin ánimo de lucro.

De la medida que tome CaixaBank también se verán perjudicadas otras antiguas cajas. Así, por ejemplo, la antigua de Canarias perderá unos ingresos de hasta 5,6 millones por el 0,63% que tiene la entidad. Otras fundaciones socias del banco catalán (Cajasol, Caja Navarra y Caja Burgos) es previsible que sufran por la cancelación, pero no hay datos públicos sobre su participación.

Por su parte, Liberbank dejó de abonar 22 millones, de los cuales 5,3 millones iban a ser cobrados por las tres fundaciones bancarias heredadas de las antiguas Cajastur, Caja Cantabria y Caja Extremadura, que controlan el 24% del capital de la entidad.

Unicaja, KutxaBank e Ibercaja deberán informar aún de cuál es su decisión final, pero algunas fuentes destacan que siempre y en esta ocasión no va ser de otra manera seguirán las recomendaciones de los supervisores. Así, se prevé que Unicaja retire de la propuesta de la junta de finales de abril de la distribución de 77 millones a sus accionistas, de los cuales 39 millos los iba a percibir la Fundación. KutxaBank, por su parte, analiza qué hacer con los 176 millones que iba a abonar a BBK, Kutxa y Caja Vital, al igual que Ibercaja, con los 17,5 millones que iban a percibir las fundaciones de Ibercaja, Caja Círculo, Badajoz e Inmaculada.

comentariosforum4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

bla bla bla
A Favor
En Contra

No nos acordábamos de esta parte noble de las antiguas cajas. Pedidle a ING, al Pichincha o a Mediolanum que aporten algo, lo aportarán en su país y lo veo difícil

Puntuación 8
#1
Usuario validado en elEconomista.es
da-yana-maria
A Favor
En Contra

Eso, eso, recortes a los ricos y sus helicópteros tirando los billetes robados a los es.timados ciudadanos!

Poca obra social cuando más se necesita, claro, fundaciones de enchufados y amiguetes que desgravan y rescates y ERTES a ellos y a los necesitados como decía Robocop, futbolistas, multinacionales y demás pesebreros.. y otros 20.000 pavos de deuda por ciudadano o 40.000 que ni ellos ni los pesebreros pagarán 1€.

Y las ONGetas, PERsebreros, reclusos.. de perfil, en vez de atender mayores, ir a desinfectar, recolectar?

Puntuación 4
#2
Mike
A Favor
En Contra

Siempre saldra algun listo que se cree el discurso podemita, pero los bancos han tenido que despedir ya a miles de personas este año por que se un banco ya no es negocio. Es hora que la banca Española juegue en la misma liga que los INGs que no aportan nada a la sociedad.

Ahora son los que estan soportando el peso de la crisis retrasando hipotecas y prestamos sin pedir nada a cambio y encima tiene que escuchar el continuo desprecio de los ciudadanos, prensa etc.

Puntuación 5
#3
nicaso
A Favor
En Contra

Al final llueve para todos. Cuando la manta es corta si te tapas la garganta te destapas los pies, o sea que la coges siempre. Han querido chulearle los dividendos a los accionistas como si fueran ricachos sin caer en que los danmificados son más. Los que toman las decisisones seguramente continuarán descansando en sus colchones de pluma ajenos a las consecuencias de sus decisiones. Descansen en paz pues.

Puntuación 3
#4