Actualidad

Qué diferencia hay entre Gaza y Cisjordania: mapa de los dos territorios palestinos

Quienes menos conozcan la realidad del conflicto árabe-isaelí pero estén siguiendo con preocupación los últimos acontecimientos en la Franja de Gaza, probablemente se estén haciendo muchas preguntas. Qué ha dado pie a este conflicto, cuáles son sus actores, qué demandan los diferentes bandos...

Mientras que en un primer momento todas las miradas las acaparó Israel, donde Hamás perpetró varios y sangrientos ataques, actualmente el foco de atención se encuentra sobre la Franja de Gaza, duramente bombardeada por represalias, y en la propia frontera, desde donde se espera que dé comienzo una invasión terrestre israelí. Sin embargo, otros importantes territorios están sufriendo las consecuencias de esta masacre. Y uno de ellos es Cisjordania.

Gaza y Cisjordania son los dos territorios que conforman Palestina, aunque no gozan de la misma consideración por la comunidad internacional. Tanto Israel como Estados Unidos consideran a Cisjordania simplemente como un territorio palestino, mientras que otros países incluyen a Cisjordania dentro del Estado de Palestina. Es, al igual que la franja, un territorio en permanente conflicto, dado que ambos pueblos se consideran legítimos para reclamarlo.

Geográficamente, Cisjordania se encuentra en la ribera oeste del río Jordán y limita al sureeste con el mar Muerto. En consecuencia, también limita con Jordania.

Últimos movimientos sobre el territorio

Tras la Segunda Guerra Mundial, la Asamblea General de Naciones Unidas dictaminó en 1947 la repartición del territorio que hasta entonces era parte del Mandato Británico en dos estados, uno árabe (Palestina) y otro judío (Israel). Al no quedar conformes, los países árabes rechazaron el reparto y declararon la guerra al estado judío. Y pese a que durante años Cisjordania se mantuvo ocupada por Jordania, Israel conquistó y ocupó el territorio tras la Guerra de los Seis Días (1967). No obstante, todos estos movimientos y anexiones no fueron reconocidas por casi ningún país, por lo que se consideraron como nulos a ojos de la comunidad internacional.

En 1988, Jordania renunció a sus pretensiones soberanas, y en ese mismo año se produjo la Primera Intifada, un movimiento popular palestino contra las fuerzas israelíes que se extendió también a Cisjordania. Y años más tarde, tanto Israel como la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) firmaron en 1995 el Acuerdo Interino sobre Cisjordania y la Franja de Gaza, por el que se sentaron las bases de la creación de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), a la que se transfirió la administración de la Franja de Gaza y de parte del territorio de Cisjordania (excepto Jerusalén Este).

A día de hoy, la mayor parte del territorio de Cisjordania (el 62 %) sigue parcialmente bajo control militar israelí, mientras que el resto permanece controlado por la ANP. No obstante, en los últimos años el primer ministro Netenyahu no ha ocultado su pretensión de extender la soberanía de Israel en el territorio.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud