Tecnología

Redit Ventures 'ficha' a los exdirectores de Tempe y de Lanzadera para invertir en spin-off

Jaime Esteban.
Valencia

El vehículo de los institutos tecnológicos valencianos para desarrollar y lograr financiación para crear empresas de base tecnológica, Redit Ventures, ha apostado por contar con algunos de los profesionales con una larga experiencia en el terreno del lanzamiento y consolidación de empresas emergentes.

Una apuesta por la independencia y profesionalización de un vehículo de inversión que contará con 1,5 millones de euros y que, como recordó el propio presidente de Redit, Fernando Saludes, "es un instrumento de riesgo".

La sociedad encargada de buscar y decidir las inversiones dentro de las iniciativas de los propios centros tecnológicos contará en su consejo de administración con dos expertos que conocen sobradamente el ecosistema emprendedor e inversor ligado a las startups como independientes. Se trata de Javier Megías, director del Programa Startup de la Fundación Innovación Bankinter y fundador de Startupxplore, también vinculado a la asociación valenciana Startup Valencia.

De Tempe a Lanzadera

El otro independiente será Ezequiel Sánchez, que durante varios años fue director de Tempe, la división alicantina de calzado de Inditex, que fundó Binomio Ventures para ofrecer asesoramiento y servicios a empresas emergentes y que está presente en proyectos como Distrito Digital de Alicante y startups como Simplicity Works o PLD Space.

Para las labores de gestión y búsqueda de los casos de éxito también contará con otro conocido del ecosistema emprendedor valenciano: Jaime Esteban, el que fuera director de Lanzadera, la aceleradora de empresas de Juan Roig, presidente de Mercadona, y que puso en marcha la consultora SpeedOut, que actualmente dirige.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.