Opinión

España-EEUU, el precio de la deslealtad

El esperpéntico viaje de Sánchez a EEUU concluyó sin que pudiera verse con Joe Biden ni nadie de la Casa Blanca

No hace falta ser muy listo ni tener la mayor corte de asesores de la democracia para saber que si vas a pedir dinero a alguien no puedes presentarte en su casa sin avisar, sin el permiso del jefe de familia, y muchos menos insultarle o recriminarle sus relaciones o actitudes. Pues eso es lo que ha hecho Pedro Sánchez durante sus vacaciones en Estados Unidos visitando Nueva York, Hollywood y el Apple Park, pero sin ver al presidente Joe Biden y a nadie del gobierno norteamericano y sin traer ningún compromiso de inversiones, que era la excusa con la que justificaban el viaje.

Un episodio más de ese esperpento en que Sánchez y su gobierno han convertido nuestras relaciones con el gigante norteamericano, que tuvo su punto álgido durante el ninguneo de Biden en ese paseíllo de 29 segundos en la cumbre de la OTAN, pero cuyas razones van más allá de la inconsistencia personal del presidente español -en el mundo la falsificación de su tesis le descalifica intelectual y éticamente- y de su irrelevancia en el contexto internacional.

En Estados Unidos las ofensas y las deslealtades no se olvidan y, como apunta un veterano y destacado responsable de la diplomacia económica española, en Washington se mantiene todavía "una herencia de la afrenta gratuita e innecesaria de la retirada de tropas de Irak, no tanto por la retirada sino por no avisar y por haber invitado a otros socios a que le siguieran". Y una deslealtad en una guerra no se olvida fácilmente, como tampoco el desprecio de Rodríguez Zapatero permaneciendo sentado al paso de la bandera americana en el Día de la Hispanidad de 2003.

Dos gestos cuyas repercusiones aquí ni se ven ni quieren verse, como tampoco se ve en todo su significado exterior la trascendencia de mantener un gobierno de coalición con comunistas que, para los estándares occidentales es muy difícil de asumir tanto en Europa como sobre todo en EEUU, un país teóricamente socio, en el que están instaladas bases de la OTAN y para el que determinadas actitudes son "inaceptables".

Ambas cuestiones, la deslealtad y la coalición con los podemitas, han llevado a las diferentes administraciones norteamericanas, republicanas o demócratas, a apostar por Marruecos como nuevo socio estratégico en el Mediterráneo occidental. "Mohamed VI aprendió en Perejil donde estaba la fuerza y empezó a aproximarse cuando nosotros nos alejábamos. Han bombardeado Siria conjuntamente, les están comprando material bélico, que eso en USA gusta" explican también las citadas fuentes diplomáticas. Un Marruecos que no renuncia a la soberanía sobre Ceuta y Melilla, que presiona con la emigración y que se ofrece, además, a tener bases en África

Añadir a todo esto nuestra ambigüedad, por no decir complicidad, con las dictaduras de Cuba y Venezuela acentuada cuando en este viaje de inversiones el propio Pedro Sánchez atribuía al embargo norteamericano el origen de la crisis política cubana.

Cómo desconocen el funcionamiento de las relaciones internacionales no perciben la trascendencia de sus actos y sobre los intereses económicos de nuestras empresas y la imagen de la Marca España. Estados Unidos es el principal socio comercial de España fuera de la UE y el sexto destino de las exportaciones españolas, con un total de 36.571 millones de euros en 2020. Y en el apartado de inversiones EEUU es el segundo destino de la inversión española en términos de stock con 2018, 84.648 millones de euros, con participación de alrededor de 646 filiales de empresas españolas dando empleo a algo más de 113.000 personas, mientras que Estados Unidos es el primer inversor en España con 87.642 millones de euros, en el que participan más de 2.000 firmas norteamericanas, que contribuyen a crear más de 200.000 puestos de trabajo

Empresas cuyos directivos saben bien que los asuntos que afectan a las inversiones exteriores deben tratarse y avalarse con la negociación política, y el hecho de que Sánchez no haya sido capaz de concertar reunión alguna con Biden ni con nadie de su gabinete demuestra la insignificancia a la que este Gobierno está colocando a España y a los españoles.

comentarios8WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 8

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

MARYLASKA
A Favor
En Contra

Tenemos lo que nos merecemos. Queremos chulos y guapos que nos mientan pues a cargar con esto.

Puntuación 22
#1
El pesao
A Favor
En Contra

Lo de ZP fue una estupidez y lo de Sánchez,... No se si hablar con fondos buitre sea lo mejor, pero ¿en serio creéis que la oposición lo haría mejor? Me da miedo cuando el PP entre en gobierno y comience a robarnos mientras le chupa el culo al americano para desviar atenciones.

Puntuación -11
#2
desde Málaga
A Favor
En Contra

Elecciones anticipadas, Ya !!!

Puntuación 8
#3
Usuario validado en elEconomista.es
hcanonimo
A Favor
En Contra

Indpendientemente de que guste o no este personaje de presidente, no hay que olvidar que también hay que tener orgullo y ser valiente.

Aquí hay muchos que con gusto se arrodillarían, y le dirian que si a todo lo que diga Biden con tal de tener su aprobación.

Deslealtad fué asesinar a miles de inocenes en Iraq, en base a unas pruebas falsas de armas de destrucción masiva.. Deslealtad fué boicotear a Alemania la construcción del Nord Stream 2.. Deslealtad fué espiar a los líderes Europeos en el escándalo de 2013.. Pero nada, aquí la gente sigue estando deseosa de arrodillarse, y de seguir queriendo la aprobación de los que nos menos precian... cultura de vasallos y cobardes es lo que tenemos.

Puntuación -12
#4
Miguel Ángel
A Favor
En Contra

Como se nota la falta de imparcialidad y el uso incorrecto de términos como “podemita". Si se es periodista, sé es con la mayor objetividad posible y con un uso correcto y respetuoso de las palabras. Hay gente que no vale para esto y el periodista lo demuestra

Puntuación -1
#5
Aurelio
A Favor
En Contra

No tenemos un gobierno, tenemos una manada de ministros que son unos tuercebotas y un presidente mentiroso, ruin y ahora lameculos. Si sabe que no es bien recibido porque se pega una vacaciones para nada. Zapetero es un iluminado que ha hecho un daño a España terrible por su incompetencia y Sánchez hace lo mismo desde una ignorancia y una arrogancia insufrible.

Puntuación 13
#6
A Favor
En Contra

Ya que tienen tan buena memoria, que no se olviden tampoco de que, en la independencia de Estados Unidos, España jugó un papel fundamental.

Puntuación 2
#7
Usuario validado en Facebook
Josep Ribes
A Favor
En Contra

Y aquí sigen considerando a los demócratas de su cuerda y para estos es normal que1º vaya USA.

Puntuación 1
#8