Bolsa, mercados y cotizaciones

Así se puede ahorrar para la pensión cada vez que uno va de compras

  • Ir de rebajas puede engordar la hucha para la jubilación
  • Axa, Caser y Allianz ya ofrecen aplicaciones que fomentan el ahorro

Las pensiones han ido escalando puestos en el ranking de mayores preocupaciones a las que se enfrentan los ciudadanos españoles y de hecho, ya está en el top tres de inquietudes para el 15,5% de los ciudadanos, según el último informe del CIS. Pero este aumento de preocupación no ha ido acompañado de un incremento en el número de aportaciones que se hacen a los planes de pensiones privados, el gran producto de ahorro finalista no tanto atendiendo a criterios financieros sino fiscales, ya que son, junto con los PPA, los únicos productos que permiten deducciones en la Declaración de la Renta. Más bien todo lo contrario, ya que en 2017 las aportaciones brutas a planes de pensiones cayeron un 0,04% hasta los 4.970 millones de euros, según los datos de Inverco.

Tampoco crecen, o al menos no como deberían, los seguros pensados para gestionar este ahorro a largo plazo que nos permita complementar una pensión pública que se estima que en 2050 cubrirá el 50% del salario, frente al 70% actual. Así, según los últimos datos publicados por la patronal de las aseguradoras, Unespa, las provisiones técnicas de los seguros de ahorro crecieron en el primer trimestre del año apenas un 0,38% y si esta cifra ha sido positiva ha sido por el dinero que ha entrado tanto en los SIALP, que apenas cuentan con tres años de vida, y por la trasformación del patrimonio en rentas vitalicias gracias no solo a la ventaja fiscal que ofrecen, sino también a que, desde 2015, las ganancias patrimoniales que se obtengan por la transmisión de un patrimonio, ya sea que venga de acciones, fondos o de la venta de un inmueble, que se deriven hacia rentas vitalicias están exentas de impuestos en operaciones de hasta 240.000 euros.

Pero no se trata de que en España no se ahorre para la jubilación, el problema es que en España no se suele ahorrar en términos generales. De hecho, la tasa de ahorro de los hogares, que alcanzó niveles del 14% en el apogeo de la crisis financiera, ha vuelto a cifras negativas con la recuperación económica, y según el INE se situó en el primer trimestre del año en el -4,2% de su renta disponible.Y esta cifra se produce a pesar del incremento que experimentó la renta bruta de los hogares, que se incrementó un 3,9% en los primeros tres meses del año, justo lo mismo que creció el gasto en consumo final.

¿El cuarto pilar de las pensiones?

De estas cifras se extrae una clara conclusión: cuando la economía mejora el consumo también lo hace, lo que explica el retroceso del ahorro. De ahí que en los últimos meses hayan surgido varias iniciativas que lo que buscan es conseguir un incremento del ahorro ligado al consumo. Una de esas primeras fue la que desarrolló Pensumo: "Fuimos los primeros que hicimos algo así en el mundo y lo que buscamos es que se ahorre cada vez que se consuma, ya que hay muchas familias que no pueden ahorrar pero que sí consumen, es como el cuarto pilar del sistema de pensiones", afirma José Luis Orós, socio director de Pensumo.

El invento en cuestión, que ya cuenta con cerca de 3.000 usuarios, parte de una asociación con comerciantes, principalmente aragoneses, y también con varias plataformas de comercio online como son Amazon, Aliexpress, Fnac o Mediamark, entre otros, y son esos socios los que aportan un porcentaje de la compra que realiza el usuario de Pensumo en esos establecimientos a un plan de ahorro gestionado por Allianz, al menos de momento, ya que Orós reconoce que están en proceso de cerrar acuerdos con otras aseguradoras.

Pero Pensumo tiene una gran diferencia con respecto a sus competidores, ya que también premia con ahorro a los usuarios que lleven una vida responsable. "Se premia por ejemplo el comportamiento sostenible ya que estamos viculados a apis de deportes que también destinan una parte al ahorro cada vez que corres", apunta Orós. Una atractiva iniciativa que incluso ha despertado el interés de varios colectivos profesionales que están cerca de cerrar acuerdos con Pensumo para ofrecérselo a sus trabajadores.

Aprovechar el tirón del consumo para generar ahorro parece ser un campo en el que las aseguradoras están poniendo todos sus esfuerzos ya que, además de Allianz con Pensumo, hay otras dos iniciativas en este sentido que han desarrollado tanto Caser como, más recientemente, Axa. 

Esta última acaba de presentar una aplicación llamada vidAhorro y está dirigida tanto a los actuales clientes de la aseguradora como a los nuevos con el objetivo de "dar una solución a un problema como el del ahorro jubilación que no estamos afrontando como sociedad", según ha apuntado en la presentación Luis Sáenz de Jáuregui, director de distribución de Axa España. Su modelo es parecido al de Pensumo, ya que es uno de los establecimientos con los que se han asociado -en la lista figuran Alibaba, El Corte Inglés, Booking, Lufthansa, Just Eat, Cepsa...-, el que aporta al plan de pensiones del consumidor un porcentaje predeterminado en función del consumo que realizan.

La mejor manera de entenderlo es con un ejemplo. Un usuario se registra en la aplicación y realiza a través de la misma una compra en, por ejemplo, Amazon por valor de 30 euros, introduce en el momento de pago el código de barras o código QR asociado a cada usuario y Amazon aportará a un plan de pensiones entre el 3 y el 8% del importe de la compra. Esa bonificación va en principio a parar a una cuenta de transición a la que también irán las bonificaciones que aporten el resto de comercios adheridos.

En el momento en que el dinero en esa cuenta alcance los 30 euros, es cuando se realizará la aportación al plan de pensiones MPP Moderado -el periodo suele ser de dos o tres meses después de la compra-.

En los últimos meses son varias las aseguradoras que han lanzado aplicaciones para transformar a los consumidores en inversores de productos de ahorro.

Caser, por su parte, se ha aliado con Coinscrap,una aplicación para smartphones que redondea al euro más cercano cualquier compra o cargo de la cuenta corriente o tarjeta y automáticamente transfiere la diferencia a un producto de ahorro de Caser. La principal diferencia con respecto a las dos anteriores es que la aportación la hace el propio inversor. "En base a nuestros datos, un usuario de 35 años que comience a redondear a los 2 euros más cercanos y con una aportación mensual de 25 euros podría llegar a acumular al momento de su jubilación unos 54.000 euros", afirma el fundador de la app, David Conde.

En la actualidad, los productos asociados a la app son desde un seguro muy básico para quien ahorre corto plazo hasta dos planes de pensiones, Caser Renta Fija y Caser Magallanes de cuya gestión se encarga la gestora Magallanes para quien ahorre pensando en la jubilación y, próximamente "se incorporará un unit link también cuyo objetivo es simplemente batir la inflación para quien tenga un horizonte de medio plazo", apunta Conde. Además, también están ultimando dar la posibilidad al usuario de destinar el redondeo de sus compras a asociaciones benéficas y de lanzar nuevas "reglas para fomentar el ahorro como la de que el usuario decida qué parte de su salario quiere destinar al mes a su producto de ahorro", afirma Conde.

El ahorro como factura

De hecho, ésta es una de las recomendaciones que más hacen los expertos cuando se les pregunta por la mejor manera de construir un ahorro pensando en la jubilación, la de aportar una cantidad pequeña cada mes casi sin que uno se dé cuenta. "Cuesta mucho menos aportar una cantidad determinada mes a mes que una cantidad 12 veces mayor de golpe a final de año.

Al hacerlo de forma mensual, al cabo de poco tiempo la aportación se convierte en una factura más a pagar como la luz, el agua o el gas, lo cual hace que nos acabemos olvidando de ella y que, por tanto, psicológicamente cueste mucho menos hacerlo", afirma Ignacio Rambaud desde Fidelity.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado

Strogonof
A Favor
En Contra

Las aportaciones a los planes de pensiones lo único que hacen es aplazar la tributación. Nadie explica por que si uno decide ahorrar por su cuenta, no tiene las mismas ventajas fiscales. Tampoco parece haber demasiado interés por profundizar en la bajísima rentabilidad de las planes de pensiones y la información tan opaca que dan... ¿Por qué será?

Puntuación 5
#1
Sara
A Favor
En Contra

No está siendo nada fácil para las aseguradoras, pero ellas no se rinden y continúan trabajando en ello, es por ello que insisten tanto en los ahorros de jubilación o la inversión del mismo, ya que por lo visto es un futuro muy incierto el que nos espera. https://www.psn.es/seguros-ahorros-jubilacion/

Puntuación 1
#2