Bolsa, mercados y cotizaciones

La crisis energética acerca a Europa al mínimo anual que abre caídas del 14%

  • Si se pierden el 'suelo' del año, en los 3.400, se podría ver una vuelta a niveles previos a la vacuna
  • Los descensos de ayer testaron el primer suelo que se encuentra en los 3.450 del EuroStoxx 50
Madridicon-related

Antes de la apertura de este lunes comenzaron a encenderse todas las alarmas en las bolsas europeas (ayer era festivo en Wall Street por el Día del Trabajador) en cuanto los futuros anticipaban un inicio de sesión con caídas que podían ser cercanas al 3%.

Y, aunque a medida que avanzó el día estos descensos se fueron aligerando, los niveles de soporte en el EuroStoxx 50 se llegaron a perder por momentos, algo que allanaba el terreno para ver mayores caídas y una vuelta a los mínimos del año, también en el Ibex 35, que ayer cedió un 0,9%.

La gota que ha colmado el vaso ha sido el hecho de que Rusia haya cerrado sine die el Nordstream (el último tubo por el que llega gas a Europa procedente de Rusia). Esto, a su vez, ha provocado que los precios del gas se hayan vuelto a disparar, marcando nuevos máximos, apuntalando el temor a no haber visto todavía el techo de la subida de la inflación, y en un contexto en el que esta misma semana el Banco Central Europeo se reúne para seguir ajustando su política monetaria para combatir esta subida de los precios.

"Tanto en EEUU como en Europa la situación es crítica a corto plazo, ya que si las caídas siguen profundizando por debajo de los mínimos marcados la semana pasada me temo que una vuelta a los mínimos del año estaría cantada", añade el asesor de Ecotrader, Joan Cabrero. La hipótesis de entrar en un mercado lateral pasa por tener estabilidad en el suelo marcado en marzo tras la invasión rusa y que volvieron a testar en julio, que es el rango de los 3.400-3.300 puntos del EuroStoxx. "Mientras ese nivel se mantenga no descartaría esta hipótesis, aunque se vería amenazada si se pierden los 3.450 enteros", advierte Cabrero.

¿De vuelta a los 3.000?

El escenario que se abriría si se pierde dicho nivel sería una profundización de la corrección en el que cabría la posibilidad de asistir a otra pata bajista que podría llevar al EuroStoxx 50 a la zona de los 3.000-3.100 puntos (un descenso adicional del 11-14%), que es donde cotizaba este índice antes de la aparición de la vacuna del Covid en Europa y que sirvió para levantar el ánimo en los parqués mundiales. En ese nivel el experto de Ecotrader sí estaría dispuesto a tomar posiciones de nuevo en renta variable europea. "Sería partidario de utilizar la munición que hace meses les sugiero tener en forma de liquidez [un 50%] para comprar bolsa y poner el segundo pie en el mercado", recomienda Cabrero.

El Dax alemán es otro ejemplo que describe la situación. El índice sirve como una referencia importante a la hora de saber quién gana el debate entre alcistas y bajistas. "El Dax ha mostrado un comportamiento impecable y eso anima a seguirlo con atención; el soporte a vigilar en este caso son los mínimos de marzo y julio, que pasan por los 12.400 puntos que, de perderse, abriría una caída del 10% hasta los 11.000", concluye el experto.

La sesión de ayer se caracterizó por pasar del desplome de los primeros minutos de cotización a los recortes vistos al cierre (véase gráfico). Solo el principal índice londinense, el Ftse 100, consiguió cerrar el lunes en positivo (aunque por la mínima) en la jornada en la que se anunció el nombre de la nueva primera ministra del país, Liz Truss, que tomará el testigo al saliente Boris Johnson. No obstante, el Ftse 100 refleja el deterioro de la bolsa europea de las últimas semanas y ya cotiza en negativo en el conjunto de 2022.

Y más allá del índice alemán y del EuroStoxx -pierden en torno a un 19% en el año- el índice italiano Ftse Mib registra uno de los mayores recortes del continente (más del 21% desde el primero de enero). El Ibex por su parte pierde casi un 10%. La presión inflacionista compite con el Banco Central Europeo por reducir el dinero depositado en los mercados. Mismo efecto provoca la Reserva Federal de Estados Unidos en los índices neoyorquinos, que por su peso contagian al resto de la renta variable mundial. "En la situación actual, se cumple la máxima de cuanto mejor, peor y si los indicadores macroeconómicos muestran fortaleza de consumo o empleo, esto solo sirve para que el mercado descuente mayor probabilidad de subidas de tipos agresivas por parte de la Fed y del BCE", apuntan desde Bankinter. Ese contexto pasa por la reunión del BCE de esta misma semana, en la que se descuenta otra subida de tipos de interés en la zona euro aunque no haya consenso sobre un movimiento de 50 o 75 puntos básicos, según la última encuesta de Bloomberg.

El Ibex 35 se sitúa a un 2,5% de su suelo

La coyuntura actual ha llevado a la bolsa mundial a tocar de nuevo mínimos del año. En esta carrera por registrar un nuevo suelo en 2022 el Ibex 35 tiene todas las de ganar, dado que se sitúa a un 2,6% de los 7.644 puntos que anotó el 7 de marzo. En la misma fecha alcanzó su mínimo el Ftse 100 aunque tendría que caer un 4,5% para alcanzar su peor registro del año. Es el Dax alemán el que más cerca está de adelantar al Ibex 35 y alcanzar los 12.400 puntos, nivel más bajo desde el primero de enero, y del que resta casi un 3%. De hecho, la bolsa europea está más cerca de sus respectivos mínimos que los principales índices de Wall Street. El S&P 500 tendría que caer otro 6,5% para tocar su suelo del año.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud