Bolsa, mercados y cotizaciones

La OPEP y Rusia dan un giro inesperado: recortan en 100.000 barriles la producción y el petróleo se dispara un 4%

  • El mercado esperaba que la OPEP mantuviese sin cambios las cuotas de producción
  • Los futuros de petróleo suben alrededor de un 4% tras el anuncio del cártel
  • Cuatro de cada diez barriles que se extraen en el mundo vienen de la OPEP+

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha vuelto a los recortes antes de lo esperado. Aunque el movimiento es mínimo, los mercados parecen haber captado el mensaje. La OPEP+ (cuenta con la OPEP, Rusia y otros países satélites de Moscú) ha anunciado que la producción de petróleo volverá a los niveles de agosto, lo que supone de facto un recorte mensual de 100.000 barriles por día. Aunque este es un recorte simbólico en el suministro de petróleo (que se ejecutará en octubre), las intenciones son claras y preocupantes para los países importadores: la OPEP ha dejado atrás los aumentos de producción y ahora podría poner el foco en los recortes, para alcanzar lo que ellos denominan la estabilidad de precios y de los mercados de crudo.

De este modo, el grupo liderado por Arabia Saudí y Rusia reducirá la producción en 100.000 barriles por día el próximo mes, lo que devuelve la producción del cártel y sus aliados a los niveles de agosto, según han revelado los delegados en el comunicado oficial publicado en la propia página de la OPEP. Por el contrario, el consenso del mercado había previsto una reunión tranquila y sin cambios de producción.

Este movimiento sorpresa revierte exactamente el aumento de la producción anunciado para septiembre. Ese incremento del bombeo de crudo fue una decisión que llegó como respuesta a las súplicas del presidente de EEUU, Joe Biden, ante la asfixia que sufren los países avanzados por la elevada inflación, en buena parte provocada por la subida de la energía. Tras la decisión de la OPEP, los países occidentales podrían ver con mejores ojos la vuelta de Irán al mercado, lo que supondría el levantamiento de las sanciones que recaen sobre Teherán y un nuevo acuerdo nuclear.

Un acuerdo preocupante

Este giro se convierte en un acontecimiento preocupante para las naciones consumidoras que se enfrentan a la presión inflacionaria por los precios de la energía. El crudo se encuentra en niveles relativamente altos. El barril de Brent sube alrededor de un 4% tras el anuncio de la OPEP y alcanza los 96 dólares el barril.

No obstante, el mensaje más preocupante de esta reunión es el giro que da la política de la OPEP. El cártel parece poner fin a los aumentos de producción y ahora pone el foco en los recortes. Este giro se produce después de que el precio del petróleo haya sufrido varias correcciones semanales ante el riesgo de recesión en los países avanzados y los problemas económicos en China, que es el mayor importador de petróleo del mundo. Las importaciones de petróleo en China cayeron un 9,7% en julio, una tendencia que preocupa sobremanera al cártel.

Los futuros del petróleo han perdido un 20% en los últimos tres meses ante este temor a la desaceleración económica mundial. El crudo, que llegó a cotizar en 139 dólares al comienzo de la guerra, ahora se encuentra por debajo de los 100 dólares. 

Aunque el recorte "es intrascendente en términos de volumen, más bien tiene la intención de enviar la señal de que la OPEP+ está de vuelta en un modo de vigilancia de precios", asegura Bill Farren-Price, director de investigación de petróleo y gas en Enverus. El grupo puede esperar que este movimiento "sea suficiente para disuadir a los vendedores en corto (apuestan a través de de derivados a que el petróleo va a caer", sostiene este experto.

Rusia y Arabia Saudí producirán la misma cantidad de petróleo

Tras esta decisión, las cosas quedan así entre los países productores de crudo: a partir de octubre, los miembros de la OPEP que participan del acuerdo producirán de forma conjunta 26,689 millones de barriles de petróleo por día, mientras que los aliados ajenos a la OPEP bombearán 17,165 millones. Arabia Saudí y Rusia extraerán ambos 11,004 millones de barriles diarios. Aquí puede leer la tabla al completo con la producción de cada país.

De este forma, Rusia y Arabia Saudí producirán exactamente la misma cantidad de crudo. Ambos países son los grandes líderes de este mega-cártel (OPEP+) que produce alrededor del 40% de todo el petróleo del mundo.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud