Bolsa, mercados y cotizaciones

Los 'osos' aún no han hecho saltar la banca

  • El riesgo es ver una profundización de las caídas en un 10% adicional
  • Para que los bajistas tomen el control es necesario que los osos hagan 'saltar la banca'
  • Qué hacer hoy si invierte con Ecotrader
Las bolsas de Europa, pendientes de la banca
Barcelona

Los principales índices de Wall Street marcaron la semana pasada un nuevo mínimo relativo decreciente dentro de la tendencia bajista que desarrollan durante los últimos meses, lo que a priori es de todo menos algo alcista para la renta variable global y que nos advierte de la posibilidad de que podamos acabar viendo una profundización de las caídas en un 10% adicional.

Sin embargo, todavía no estoy por la labor de favorecer ese extremo, que a la postre no vería como algo muy negativo ya que serviría para ejecutar la segunda parte del plan de trading que hace meses tengo diseñado, que supondría poner el segundo pie en el mercado aprovechando la munición en forma de liquidez que seguimos atesorando como muy bien indica el hecho de que la exposición recomendada de nuestra cartera modelo se encuentra en torno al 50-55%.

Para que los bajistas consigan tomar el control de un modo contundente y se abra la puerta a esa posible caída del 10% adicional en las bolsas de ambos lados del Atlántico, que podría llevar a los índices a niveles de compra que hace meses venimos indicando desde elEconomista, como son los 10.000/10.600 del Nasdaq 100 y los 3.000/3.100 del EuroStoxx 50, es necesario que los osos (bajistas) logren hacer saltar la banca. Para ello el Stoxx Europe 600 Banks (índice SX7R) debería de perder los mínimos de mayo en los 335 puntos.

Análisis estratégico del EuroStoxx 50

En los 335 puntos del Stoxx 600 Europe Banks se encuentra la base del proceso consolidativo lateral que desarrolla el sectorial bancario durante los últimos meses, que en estos momentos está a una distancia del 3%. Ese es el filtro que sugiero dar a corto plazo para saber si realmente los bajistas han conseguido retomar el control o, por el contrario, lo visto es un nuevo susto dentro de un contexto de mayor lateralidad con base en los mínimos de marzo.

Que el sectorial bancario europeo SX7R se mantenga sobre ese soporte de los 335 puntos es el clavo ardiendo al que se pueden todavía agarrar los alcistas junto con el mantenimiento de los mínimos de marzo en los principales índices europeos.

La pérdida de este soporte clave en el SX7R confirmaría un patrón de continuidad bajista en forma de doble techo en la banca que abriría la puerta a la más que probable pérdida de los mínimos que marcó el EuroStoxx 50 en marzo en los 3.387 puntos. Todo ello podría provocar una ciclogénesis explosiva en la que cabría la posibilidad de ver caídas de un 10% adicional que llevaran al EuroStoxx 50 a la zona de los 3.000/3.100 puntos, que es donde cotizaba antes de la aparición de las primeras vacunas contra la Covid crash.

Ahí es donde recomendaría poner el segundo pie y sería partidario de comprar.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin