Bolsa, mercados y cotizaciones

Metavalor, Cobas y Horos son los reyes de la gestión activa en 2021

  • El fondo de Metagestión obtiene una rentabilidad superior al 11%

El propósito de cualquier gestor activo es conseguir rentabilidades superiores a las del mercado. Y en este arranque de año, la mayoría lo logra con sus fondos de bolsa española. La seña de identidad de estos vehículos es que al menos un 60% de sus carteras se encuentra descorrelacionada de sus índices de referencia. Es el requisito básico para formar parte de la Liga de la Gestión Activa de elEconomista, que acaba de ser revisada, junto a tener un patrimonio de al menos 5 millones de euros y una inversión mínima que no supere los 30.000 euros (se excluyen las réplicas luxemburguesas).

A pesar de los cambios que se han producido, el líder indiscutible en este inicio de año vuelve a ser el fondo activo más rentable de 2020. Metavalor, bajo los mandos de Miguel Méndez, director general de Metagestión, acumula ya una rentabilidad del 11,19% en lo que va de año, con datos de Morningstar hasta el 9 de febrero, que contrasta con el 0,66% que logra el Ibex con dividendos en el mismo periodo. El año pasado Metavalor sumó un 2,85%, frente al 11,68% que perdió de media la gestión activa en bolsa española.

"Nuestra clave es una adaptación constante a los cambios de los flujos de inversión. Monitoreamos el mercado en tiempo real. Nuestros aciertos fueron saber capear muy bien la crisis con aumentos de liquidez en determinados momentos, como en marzo o en el verano, y ser capaces de rotar a acciones mucho más agresivas con el surgimiento de la nueva vacuna allá por octubre/noviembre", explicaba Méndez en una entrevista a finales de enero a elEconomista, en la que especificaba que, en el inicio de año, se han deshecho de renovables y han comprado petroleras, turismo y materias primas.

Cobas cree que su cartera ibérica tiene un potencial del 110%, hasta los 177 euros por participación

La segunda y tercera posición de la nueva Liga de la Gestión Activa de bolsa española la defienden Cobas Iberia, gestionado por Francisco García Paramés y Horos Value Iberia, bajo la batuta del antiguo equipo de Metagestión, Javier Ruiz, Alejandro Martín y Miguel Rodríguez. La recuperación de los sectores más cíclicos -muchos de ellos con sesgo value- desde que Pfizer anunciara la eficacia de su vacuna contra el Covid el pasado 9 de noviembre ha resucitado a los fondos de inversión que buscan oportunidades en las compañías de valor. Es el caso de Cobas Iberia, que el año pasado perdió un 21,58% -el quinto que más, entre los fondos activos de bolsa española-; mientras que este año avanza más de un 6%.

Según explicaba la gestora a sus partícipes en su última carta, correspondiente al cuarto trimestre, la cartera ibérica tiene margen para alcanzar los 177 euros por participación, por lo que el potencial asciende al 110%. Durante ese periodo, salieron por completo de siete compañías que tenían un peso cercano al 7% al cierre de septiembre, debido a su buen comportamiento, mientras que por el lado de las compras solo entraron en FCC, y aumentaron significativamente su posición en Atalaya Mining, que opera la milenaria mina de cobre de Riotinto, hasta el 8,6%.

Esta compañía también está presente en la cartera de Horos Value Iberia, fondo que repunta casi un 4% en 2021. Además, el año pasado se comportó mejor que otros productos con alma value de bolsa española, al contener los números rojos hasta el 6,02% -mejor, también, que la media del mercado-. Entre sus últimas incorporaciones figura Ence, en la que entraron tras la venta del 49% de su negocio de energía, que le ha permitido reducir su nivel de apalancamiento. También elevaron el peso en Elecnor, donde la tesis de inversión es que "el mercado no estaría dando ningún valor a las divisiones de energía eólica y de concesiones. Sin embargo, la nula cobertura de analistas y su baja liquidez, hacen que esta ineficiencia se mantenga, por lo que hemos aprovechado las ventas de otras inversiones para incrementar el peso". A su vez, han reducido el peso al sector financiero, e incrementado el del inmobiliario, aumentando la exposición a compañías como Merlin, que se ha convertido en la principal posición del fondo.

Algunos nuevos... a la cola

En última posición de la nueva Liga se encuentra uno de los fichajes más recientes: Fidelity Iberia, que se une a la clasificación junto a DWS Invest II Spanish Equities NC Cap, Gestifonsa RV España Base, y a Solventis Aura Iberian Equity -en su lugar se han marchado el fondo de Firmino Morgado en Man GLG, al liquidarse recientemente esta estrategia, junto a Mirabaud Equities Spain A, White Fleet CS Equity Spain A, DIP - Spanish Equities, Caixabank Bolsa Gestión España, o Trea Iberia Equity-.

Fidelity Iberia se deja este año un 1,78%. El icónico producto de la gestora americana maneja en la actualidad 242 millones de euros, aunque llegó a estar cerrado a nuevos inversores al superar los 1.300 millones hace seis años, y ha pasado por las manos del afamado Firmino Morgado. Gestionado por Fabio Riccelli desde el año 2014, el fondo ofrece un 0,33% anualizado a 3 años y un 4,05% anualizado a 5 años. Iberdrola, Inditex, Grifols, Amadeus, Fluidra y Vidrala eran las principales posiciones de la cartera de este vehículo a finales del año pasado, con una fuerte convicción en las cuatro primeras firmas, con pesos que rondaban el 9%. El año pasado, sin embargo, cedió menos que el resto: un 7,39% frente 12,69% que perdió en su conjunto la categoría.

Tras este, los otros dos fondos que más retroceden en este inicio de año también son dos de las últimas incorporaciones. Gestifonsa RV España Base, de Banco Caminos, se estrena en esta clasificación ocupando la parte baja, al ceder un 0,58% en lo que va de año, según Morningstar. A pesar de ser un fondo de bolsa española, también tienen algo de exposición a otros mercados. A cierre del año pasado, un 3% de su cartera estaba invertido en Portugal, un 1% en Estados Unidos, y un 9,63% en valores europeos. Según la última información disponible en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el fondo vendió su participación en EDP Renovables, MásMóvil, Naturgy, Acciona y todos los futuros que tenían del Ibex 35. "También se vendió parcialmente Amazon, Cellnex, Inditex e Iberdrola", detallan. Mientras que por el lado de las compras incluyeron a la holandesa Flow Traders, Inditex y a Soltec.

El tercer fondo de la Liga más rezagado, tras el de Fidelity y Banco Caminos, es DWS Invest II Spanish Equities NC Cap, gestionado por Juan Barriobero, que retrocede un 0,34% en 2021, tras perder un 12,72% en 2020. No obstante, tanto este vehículo como el anterior acumulan ganancias en el largo plazo, concretamente a cinco y diez años. Con los últimos datos disponibles, los sectores que más pesan en su cartera son el de bienes industriales (22,2%), servicios públicos (21,5%) y el de consumo discrecional (14,2%). Por compañías, la ponderación más elevada la consigue Iberdrola, que representa un 9% de la cartera, seguida de Inditex, a la que da un peso del 8,6% y Ferrovial, con un 7%. En su caso también reserva algo de munición para invertir fuera de España. Además de compañías con sello portugués, invierte una parte en los Países Bajos y en Gran Bretaña.

En total hay siete fondos activos de bolsa española que este año pierden dinero a pesar de que el Ibex 35 no lo hace. Sin embargo, los 32 vehículos que forman parte de la nueva clasificación repuntan de media un 1,64%, más de lo que sube el índice con dividendos.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin