Bolsa, mercados y cotizaciones

El impulso de los beneficios empresariales pone en positivo a Wall Street, con el S&P 500 cruzando los 3.000 puntos

  • El S&P está a una distancia del 2% de sus máximos en la zona de 3.060 puntos
  • Mario Draghi presidirá este jueves su última reunión de política monetaria

Wall Street se movía con indecisión este miércoles, pero se ha inclinado por terminar en positivo, aunque con tímidos avances. Los resultados de compañías como Caterpillar, Apple o Hilton han contribuido a que índices como el Dow Jones repunten un 0,17%, hasta alcanzar los 26.833,95 puntos; el S&P 500 registra una subida del 0,24%, hasta las 3.003,39 unidades, y el Nasdaq 100 sube un 0,19%, hasta tocar los 7.889,47 puntos.

"El S&P 500 volvió a mostrarse incapaz de superar su resistencia de corto plazo de los 3.020 puntos, cuya ruptura es necesaria para que se aleje el riesgo de asistir a una nueva corrección en el mercado norteamericano", explica Joan Cabrero, director de estrategia de Ecotrader.

"Su superación abriría la puerta a un ataque rápido de la zona de resistencia creciente y crítica de los 3.060 puntos, análoga a los 27.550 puntos del Dow Jones Industrial, que son las que tiene que superar el mercado norteamericano para que se abra paso definitivamente un escenario de subida libre absoluta, que es la situación técnica más alcista que existe", subraya el analista. 

Mientras tanto, la rentabilidad de los bonos norteamericanos cae un día más. El 'papel' a diez años (Treasury) baja al 1,74% al tiempo que el de dos años cede hasta el 1,57%.

El petróleo experimenta su mayor subida de los últimos días

Los futuros del petróleo Brent han superado con fuerza la zona de los 60 dólares y alcanzan los 61,05 dólares por barril hacia el cierre de la sesión en Wall Street, tras repuntar en torno a un 2,3% con respecto al martes. El crudo de referencia en Europa no cotizaba por encima de los 61 dólares desde el pasado 27 de septiembre. En lo que va de ejercicio, las ganancias acumuladas llegan al 13,5%.

Por su parte, los futuros del West Texas rebotan un 3% con respecto al día anterior, hasta alcanzar los 55,8 dólares por barril hacia el final de la sesión, y elevan al 22,8% su rentabilidad anual.

"Los Estados Unidos puede que no sean energéticamente independientes todavía, pero su apetito por el petróleo extranjero ha disminuido a su nivel más bajo en décadas", informan desde Bloomberg. Por tercera semana consecutiva, los Estados Unidos vendieron más crudo y productos derivados del petróleo de los que compraron, conforme las importaciones cayeron a su nivel más bajo desde 1996 la semana pasada, según datos de la Agencia de Información Energética. 

"La dependencia estadounidense de las importaciones extranjeras se ha visto reducida al tiempo que la producción doméstica de petróleo alcanza nuevas cotas, pero los Estados Unidos todavía necesitarán importar crudo diferente al de esquisto", recalcan desde Bloomberg.

La libra prosigue su camino hacia los máximos del año

La divisa británica supera el cambio de 1,16 euros, trasun repunte del 0,3% con respecto al martes, y se acerca a su mejor nivel de 2019: los 1,177 euros. En lo que va de ejercicio, la libra esterlina gana un 4,3% en su cruce con el euro.

Por su parte, la divisa europea avanzaba un ligero 0,1% con respecto al día anterior, hasta situarse en el nivel de cambio de 1,114 dólares, y ha psado de depreciarse casi un 4% frente al billete estadounidense a perder un 2,9% de su valor en lo que va de año.

Ranko Berich, jefe del equipo de análisis de MONEX EUROPE, ha hecho un recorrido por la trayectoria de la libra durante los últimos 200 años para subrayar el impacto del mismo sobre el deterioro estructural del valor de la moneda, teniendo en cuenta su fortaleza y estabilidad históricas. "La libra ha caído cerca de un 30% en términos nominales desde el referéndum de 2016. Es aproximadamente la misma caída en términos porcentuales que en los 58 años previos a 2008", aseguraba el experto.

Sin embargo, ha destacado que el factor clave para juzgar hasta qué punto llegará un rally de la libra esterlina después del Brexit será la inversión empresarial, "que básicamente se ha derrumbado durante el último año y medio, contrayéndose durante cuatro de los últimos cinco trimestres". "Si los empresarios comienzan a invertir de nuevo, el crecimiento de la libra en su conjunto aumentará por encima de la tasa del 1% a la que ha estado tendiendo y la libra esterlina al menos tendrá la oportunidad de recuperar niveles cercanos a las fechas previas al referéndum", ha recalcado.

En cuanto a los metales, el oro repunta un ligero 0,6% durante la jornada, hasta alcanzar los 1.490 dólares por onza, lo que deja la rentabilidad anual en el 16,3%. El oro registró sus máximos anuales en la cota de los 1.554 dólares por onza.

Resultados trimestrales

Microsoft ha ganado 10.000 millones en el trimestre que va de julio a septiembre, y sus títulos retroceden un 0,4% en el afterhours, la cotización posterior al cierre del mercado, pese a que los resultados han superado las expectativas.

Asimismo, los balances trimestrales de las compañías marcan el ritmo una jornada más. Entre los valores más destacados hacia el final de la sesión está Boeing (con subidas del 1% al cierre). La aeronáutica redujo un 95% su beneficio neto en los nueve primeros meses del año, pero ha superado las previsiones de los analistas.

Caterpillar, que retrocedía cerca de un 2% tras caer un 13,5% sus ganancias y rebajar por segunda vez sus previsiones para este año, acababa la sesión con una subida del 1,2% -el mercado acogía con optimismo la intención de la compañía de recortar la producción. 

Por su parte, Snap (matriz de la red social Snapchat) registra unas pérdidas del 5,8% en sus títulos. En la noche del martes había anunciado un récord en el crecimiento de sus usuarios. En cambio, perdió 227 millones de dólares en el tercer trimestre.

El adiós de Mario Draghi

La reunión de política monetaria del BCE de este jueves será la última en que participará Mario Draghi, y sus palabras serán medidas con detalle. Palabras como la frase "haremos lo que sea necesario", en plena crisis del euro en 2012, y que siempre le acompañarán.

"Aunque aquellas palabras fueran indiscutiblemente importantes, solo fueron el comienzo de su gran obra", sostiene Mondher Bettaieb, director de crédito de Vontobel AM: "Diría que Mario Draghi es el hombre que realmente entiende cómo funciona nuestro sistema económico y afortunadamente para Europa pudimos contar con él en los momentos más delicados".

Gracias a medidas como el programa Outright Monetary Transactions (OMT), que permitía la compra de bonos soberanos para que los gobiernos de los países que habían pedido ayuda a través del Fondo Europeo de Estabilidad pudieran financiarse, tuvo lugar "un estrechamiento de los diferenciales de los bonos soberanos, lo que mejoró la capacidad de financiación a tipos asequibles", valora el experto.

No obstante, hay medidas que se han quedado por implementar y objetivos por alcanzar. "El objetivo de inflación durante su mandato no se ha cumplido, quizás una tarea casi imposible dada la escala del desapalancamiento en la zona euro y las desafiantes tendencias demográficas", concede Nick Wall, codirector  del Merian Strategic Absolute Return Bond Fund, de Merian Global Investors.

"Pero su legado es la supervivencia del euro durante su prueba más dura hasta la fecha, usando métodos que habían sido previamente execrables para un banco central asentado en las tradiciones del Bundesbank", añade Wall.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0