Energía

Naturgy se divide en dos empresas para impulsar su valor en bolsa

  • La compañía espera cerrar la operación este año
  • El fondo australiano contará con un puesto en el consejo

El consejo de administración de Naturgy adoptó el pasado 1 de febrero una decisión histórica. La compañía, tras 140 años de historia, acordó su escisión en dos empresas dentro del llamado proyecto Géminis para impulsar su valoración en bolsa y otorgar una mayor liquidez a sus accionistas.  

A propuesta del comité de dirección, y tras el visto bueno unánime del consejo, la gasista llevará a una próxima junta extraordinaria la decisión de dividir sus negocios. 

Por un lado, se agruparán los activos regulados y, por otro, los liberalizados. A la empresa Géminis 1 -que todavía no ha recibido el nombre- se trasladarán las actividades de transporte y distribución que ahora mismo se encuentran en Nedgia, Unión Fenosa Distribución o los activos que el grupo tiene en redes en países como Chile, Argentina, Panamá, México y Brasil.  Esta empresa contará con una base de activos de 155.000 kilómetros de redes de electricidad, 135.000 kilómetros de redes de gas natural y 16 millones de puntos de conexión.

Por otra parte, en Géminis 2 se situarán los negocios de generación y comercialización. La compañía contará con el desarrollo de renovables, la cartera de clientes de energía y servicios asociados, el parque de generación convencional que asegura el suministro, y la gestión de los mercados mayoristas de energía. Con unos objetivos a 2025 de 25 GW de capacidad de generación eléctrica instalada (14 GW de renovables y 11 GW de generación convencional), 11 millones de clientes y una cartera diversificada de aproximadamente 290 TWh de aprovisionamientos de gas.

Ambas compañías estarán cotizadas y contarán, con la misma estructura accionarial que en la actualidad tiene Naturgy, es decir, Criteria seguirá siendo titular de un 27% de las acciones, CVC y GIP con el 20% cada una e IFM con el 12% del capital y el resto free float.

El presidente de Naturgy, Francisco Reynés, aseguró que queda mucho trabajo por delante, ya que la empresa todavía no ha tomado decisiones sobre las nuevas marcas, ubicación de la sedes sociales,  ni sobre el gobierno corporativo. En la actualidad, el responsable del negocio regulado en Naturgy es Pedro Larrea mientras que el área de renovables depende de Jorge Barredo y los clientes de Carlos Vecino. La división de ambas compañías supondrá previsiblemente cambios en el organigrama de la empresa y que probablemente estos directivos acaben en las distintas empresas. 

Permisos

Una vez que la operación reciba los permisos regulatorios, los títulos se desdoblarán y cada accionista contará con el mismo número de títulos en cada empresa. Por el momento, según explicó Reynés, no se puede valorar que peso tendrá cada una de las sociedades ya que dependerá del reparto que se realice de los 13.000 millones de euros de deuda que tiene la compañía en estos momentos. 

En cualquier caso, la división de Naturgy supondrá una de las mayores operaciones realizadas en España por valor de empresa ya que se repartirá una sociedad con un valor de 40.000 millones de euros (13.000 millones de deuda y 27.000 millones de capitalización).

"Con esta operación, la empresa pretende que los accionistas no pierdan liquidez y que la suma de las dos acciones sean la misma y esperamos que más" indicó Reynés.

La operación que ahora arranca se espera que pueda cerrarse durante este año para aprovechar el cierre contable de 2021. Según explicó el presidente de Naturgy, con esta operación, la compañía podrá beneficiarse de un mayor foco y espera que tenga "una gran incidencia en positivo" de modo que se aumentará la especialización de ambas partes. Para Reynés, se trata de un proyecto novedoso en España que permite concentrarse en la actividad central y evitar los problemas de un gran conglomerado.

Las consecuencias de Géminis, indica Reynés, "serán espectaculares para España ya que se crean dos campeones nacionales en tamaño y en capitalización. Cualquiera de las dos tendrá una capitalización por encima de la media del Ibex".

La segunda característica del proyecto Géminis es, según el presidente de la compañía, "la ilusión con la que se afronta desde el punto de vista de los que lo tienen que ejecutar. No es lo normal que la batuta de estos proyectores correspondan al comité de dirección".

Naturgy indicó que la operación no supondrá cambios ni en el empleo, ni del portfolio de la compañía puesto que no contempla la venta de la compañía. La empresa además reiteró los objetivos del plan estratégico presentado en medio de la opa de IFM y asegura que tanto los planes de inversión como del dividendo se mantendrán, es decir, la suma de ambas partes supondrá los objetivos marcados en este nuevo plan estratégico de la compañía.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Nicaso
A Favor
En Contra

Al final esto de qué va y qué significa para un accionista minoritario ?. Tiene esto alguna repercusión fiscal para el accionista de a pie o sencillamente todo sigue igual ?.

Puntuación 3
#1
aa
A Favor
En Contra

Regulado + Transporte=Generación + Comercialización, yo no lo tengo tan claro...

Puntuación 0
#2