Empresas y finanzas

Madrid exigirá el uso obligatorio de mascarillas en el transporte público

  • Reforzará la capacidad con lanzaderas y promocionará el uso de la bicicleta
Reparten mascarillas en el Metro

Uso obligatorio de mascarillas, más capacidad para respetar la distancia social, escalonar la entrada al trabajo e impulsar el uso de la bicicleta y los paseos a pie. Estas son las patas sobre las que pivota la estrategia de movilidad para la desescalada que ha elaborado la Consejería de Transportes de la Comunidad de Madrid para minimizar el riesgo de contagio por coronavirus en el transporte público conforme se avanza en la reactivación de la economía.

"Con la recuperación paulatina de la actividad, iniciamos una nueva fase que va a exigir nuevas medidas para garantizar la movilidad. Las principales deben ser la obligatoriedad del uso de mascarillas en el transporte público, principalmente en Metro y Cercanías, y desplegar el cien por cien de la capacidad disponible", asegura el consejero de Transportes, Movilidad e Infraestructuras de Madrid, Ángel Garrido.

"Las principales deben ser la obligatoriedad del uso de mascarillas en el transporte público y desplegar el cien por cien de la capacidad disponible"

Las medidas planteadas por la consejería están en línea con las expuestas esta mañana por el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, que también ha planteado la necesidad de reducir la demanda en origen y las horas punta con la ampliación de los horarios laborales y la extensión del teletrabajo.

La estrategia de movilidad para el periodo incluye el refuerzo de la capacidad disponible para garantizar que se respeta la distancia social. sobre todo en medios de alta ocupación como los Cercanías y Metro. Y es que, si se debe garantizar un metro distancia entre los viajeros, la capacidad del transporte público se reduce a un 30% de lo habitual, lo que implica que sólo podrá llevar a 1,5 millones de pasajeros al día frente a los 5,5 millones de antes de la alerta sanitaria. Si la distancia se eleva a los 1,5 metros la capacidad desciende un 80% y si el distanciamiento social finalmente es del 2 metros, solo se podrá atender a 885.000 viajes en todo el sistema, informa la consejería. 

La distancia de seguridad reduce a un 30% la capacidad de Metro, Cercanías y autobús

Para evitar que esta limitación anime a la gente a coger el coche y reste al transporte público su papel de garante de la movilidad, la consejería de Transportes propone potenciar las líneas de autobús que recorren los principales barrios y reforzar la oferta en las paradas con más demanda. Asimismo, se incluye la puesta en marcha de autobuses lanzadera entre intercambiadores y puntos críticos, como hospitales o centros de trabajo y líneas de autobús que refuercen las rutas ferroviarias con más demanda. "La Consejería entiende que será necesario que se promuevan planes de movilidad al trabajo e impulsar el uso de la bicicleta y los trayecto a pie", aseguran desde la Comunidad de Madrid.

Garrido propone reforzar el servicio en un momento en el que los ingresos del transporte público están bajo mínimos y no se espera una gran recuperación ya que no se vana reactivar hasta septiembre actividades como la universidad o los colegios. El consejero ha enviado una carta al Ministerio de Transportes pidiendo que mejore la financiación de los sistemas públicos de movilidad para evitar la quiebra.

Otra pata fundamental del plan son las medidas para reducir la hora punta y la saturación en el transporte público con más teletrabajo y distintas horas de entrada al trabajo. Asismismo extenderán las medidas de desinfección diaria del los vehículos.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Nicaso
A Favor
En Contra

Si nos obligan a llevar mascarilla las deben de regalar y a razón de dos diarias al menos.

Puntuación -2
#1