Empresas y finanzas

Globalvia gana un laudo y ya controla más del 40% de Itínere de manera directa

  • Sacyr presenta recurso de anulación contra la resolución del pasado mes de septiembre
Javier Pérez Fortea, consejero delegado de Globalvia

La Corte de Arbitraje de la Cámara de Comercio e Industria de Madrid ha emitido hoy un laudo según el cual se ordena a Estivo, vehículo del fondo de pensiones holandés APG, que entregue a Globalvía una participación directa en la operadora de autopistas española Itínere equivalente a alrededor del 16%, a cambio de la participación indirecta que tenía en Arecibo, la sociedad que ostenta la mayoría de la compañía y con la que Citi blindó en 2009 el control de la firma de infraestructuras. De este modo, si el laudo se hace firme, Globalvia poseerá de manera directa más del 40% de la concesionaria y reforzará su posición en su afán por convertirse en su mayor accionista.

El laudo es susceptible de anulación ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. No en vano, cabe esperar que tanto Gateway, heredera de las acciones de Citi, como Estivo, presenten sendos recursos. La resolución, de hecho, se ha aprobado con un voto particular de uno de los tres árbitros. La presentación de una acción de anulación de este laudo suspenderá su ejecución, de forma que no podrá hacerse efectivo mientras esta anulación no se resuelva.

Arecibo se creó en 2009 cuando Citi se convirtió en accionista de control de Itínere con una participación del 52,87% -ahora del 54,19%-. Aglutinó las acciones de la entidad americana y de Kutxabank. El acuerdo impedía a las partes disolver la sociedad. Con ello, Citi, que tenía el 69,92% del vehículo (por el 30,08% de la entidad vasca) quería blindar su posición en la concesionaria.

En 2018, ya en plena disputa entre Gateway, heredera de Citi, y el resto de principales accionistas de Itínere, Kutxabank reclamó vía arbitraje la disolución de Arecibo. Una opción que abrió en 2013 en el marco de la refinanciación de la operadora de autopistas, siempre y cuando la entidad vasca cumpliera un pacto de accionistas superior. Gateway defiende que Kutxabank lo incumplió.

En los últimos meses los dueños de Arecibo han cambiado. Estivo, controlado por el fondo de pensiones holandés APG, compró a Gateway el 69,92%, y Globalvia hizo lo propio con el 30,08% de Kutxabank.

El laudo no tiene incidencia alguna ni en el control ni en la gestión actual que las sociedades Estivo e Itinere Investco, vehículo gestionado por Corsair, mantienen en Itinere, ni tampoco en la composición del consejo de administración de la sociedad de infraestructuras. La resolución tampoco tendrá efecto sobre la composición del consejo de administración de Itínere, ya que es el Juzgado Mercantil Número 1 de Bilbao el responsable de dictaminar, en primera instancia, si Globalvía puede tener representantes en el consejo de administración de Itínere, al estimar Corsair que son sociedades competidoras. Por lo tanto, Globalvía continuará sin tener acceso al consejo de administración y seguirá sin poder participar en la gestión de la compañía de infraestructuras.

La concesionaria que preside Juan Béjar aún no ha presentado un recurso de apelación contra la sentencia del pasado mes de enero emitida por el Juzgado de Primera Instancia número 82 de Madrid en la que desestimó la demanda interpuesta por Globalvia contra la venta del 17,5% que Sacyr transmistió a Itínere Investco. De hacerlo, el caso se dirimirá en la Audiencia Provincial de Madrid, e incluso, posteriormente, podría llegar al Tribunal Supremo.

Recursos contra el laudo

En paralelo, Sacyr ha presentado hoy una acción de anulación contra el laudo dictado en septiembre pasado en procedimiento relativo a la terminación del contrato de accionistas de Itínere. Aquel laudo, ratificado a comienzos de enero por la Corte de Arbitraje de Madrid, anula desde el 5 de febrero de 2018 el pacto de accionistas, lo que a juicio de Globalvia le llena de argumentos para reclamar que la venta de la participación de Sacyr a Itínere Investco se retrotraiga y pueda así hacerse con ese 17,5% que le daría la mayoría del capital de Itínere. Asimismo, Gateway está ultimando su propia acción de anulación contra el mismo laudo, que quedará presentada en los próximos días –el plazo vence el próximo 7 de marzo-.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0