Empresas y finanzas

Oliu (Sabadell) abre la puerta a una fusión ante la presión de los inversores: "Quizá sí, ya veremos"

  • Dice que el mercado está presionando a la banca para que reduzca costes
  • Reconoce que la perspectiva de negocio de las entidades "no es muy boyante"
El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, e Ignacio Goirigolzarri (de Bankia). | Efe.

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, ha asegurado que los inversores están presionando a la banca para que reduzca costes y haya concentración y, en este sentido, ha abierto la puerta a que su entidad participe en algún proceso de fusión: "Quizá sí, ya veremos". Hace meses, el propio Oliu no descartaba una operación con Bankia: "Se puede plantear". 

Por décimo cuarto año consecutivo, Oliu ha pronunciado una conferencia en la Cámara de Comercio de Sabadell, donde ha reconocido que la perspectiva de negocio de las entidades financieras españolas "no es muy boyante", en su opinión por la percepción que tiene del sector la inversión internacional.

El presidente del Sabadell ha apuntado a los bajos tipos de interés como causantes de esta situación y ha señalado que los inversores "están haciendo presión" para que los bancos sigan reduciendo costes y se concentren, una posibilidad que no descarta que se produzca en el futuro en el caso de su entidad.

"La duda está y eso quiere decir que el nuevo Gobierno se tendrá que esforzar mucho en hacerlo bien. Comienza con un handicap"

El año 2020, ha indicado, ha comenzado "con ciertas dudas" sobre cómo evolucionará la economía española ahora que se ha conformado el nuevo Gobierno PSOE-Podemos, una coalición, ha dicho, que "no se ha visto nunca en España" y que genera "incertidumbre" entre los inversores. "La duda está y eso quiere decir que el nuevo Gobierno se tendrá que esforzar mucho en hacerlo bien. Comienza con un handicap", ha apuntado Oliu ante unos 150 empresarios de la comarca del Vallès.

Pese a las incertidumbres que afronta el sector financiero, Oliu cree que España mantendrá el presente año su ciclo alcista y que la economía mantendrá un crecimiento próximo al 2% anual. Lo hará en un contexto en el que los tipos de interés se mantendrán en mínimos históricos, con una evolución favorable del mercado laboral y con las empresas en una buena situación financiera y de tesorería.

El foco de atención este año estará puesto en la gobernabilidad interna, pero también en otros factores externos como el Brexit, ya que España tiene una economía muy ligada al Reino Unido. De cómo evolucione la negociación entre el Gobierno británico y la UE para hacer efectivo el Brexit estará también muy pendiente Banco Sabadell, que opera en ese país a través de su filial TSB.

"El Brexit para nosotros es muy importante. Es un tema que no acaba nunca..."

"El Brexit para nosotros es muy importante. Es un tema que no acaba nunca...", ha lamentado Oliu, que ve poco probable que este 2020 se cierre el acuerdo comercial, aunque tampoco espera que se produzcan grandes sobresaltos en la negociación.

En su tradicional conferencia en Sabadell sobre las perspectivas económicas de 2020, Oliu ha abordado también la situación del mercado inmobiliario, que ha augurado que seguirá creciendo este ejercicio y que los precios, que están un 20 % por debajo de los niveles previos a la crisis, continuarán al alza. "No hay burbuja ni sobreproducción de vivienda nueva, el mundo inmobiliario está en una situación equilibrada", ha recalcado el presidente del Sabadell.

Lo que realmente le preocupa de este ámbito, ha añadido, es la creciente "tendencia intervencionista" de las administraciones públicas sobre los alquileres: "Todas las intervenciones del mercado inmobiliario pueden provocar efectos muy perjudiciales", ha advertido. Ha agregado, en este punto, que "las cosas se tienen que hacer bien hechas" y de manera que se respeten las leyes del mercado y los incentivos al ahorro.

Oliu también ha calificado de "muy buena noticia" el acuerdo anunciado ayer con la compañía francesa Amundi para venderle su gestora de fondos por 430 millones de euros. "De cara al futuro pensamos que las empresas nos tenemos que centrar en aquello que tenemos una estrategia clara sobre lo que triunfar", ha afirmado Josep Oliu, que se ha mostrado convencido de que esta operación, una vez se cierre, será beneficiosa para los clientes y el propio banco, que obtendrá una plusvalía de unos 351 millones neta de impuestos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum3
forum Comentarios 3
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Caca.cnbmv y p.cortos
A Favor
En Contra

Abrimos largos!!

Puntuación 0
#1
O se fusionan rápido o hacen un Popular
A Favor
En Contra

O fusión o liquidación.





Oliu o espavilas O acabàs en el banquillo como Angelito Ron.





Si crearán un megazombie Bankia, Sabadell, CaixaBank, Cajamar, Liberbank, Ibercaja,... Igual con los ahorros en personal y oficinas hacían rentables a los zombies bancarios.

Puntuación -4
#2
Alell
A Favor
En Contra

Lo que no me gusta es que no quedan bancos locales, todos son de zonas ricas y cuando fuí a por crédito para la empresa usando subvenciones FEDER todos los negaron, algunos hasta me dijeron que esas subvenciones son peligrosas. En sus zonas no tienen derecho a los fondos FEDER pero al controlar el dinero le quitan el derecho al resto. Debería hacer algo la UE para demostrar que no es complice de la estafa.

Puntuación 4
#3