Economía

¿Volverá el BCE a activar el 'modo crisis'? La economía coge a Draghi a pie cambiado

  • "Un cambio en la hoja de ruta podría ser visto como una sobrerreacción"
  • El crecimiento económico y la inflación están en plena desaceleración
Mario Draghi, foto de Reuters

El Banco Central Europeo anunció el fin del programa de estímulos (QE por sus siglas en inglés) cuando la economía de la Eurozona crecía a un ritmo del 2,3% interanual y la inflación crecía al 2%, el nivel coherente con la estabilidad de precios del propio banco. Ahora, la situación es muy diferente. El crecimiento ha perdido mucha fuerza, los precios también, la volatilidad domina los mercados y todo ello ha coincidido con el fin de los estímulos netos. El mercado y algunos expertos empiezan a pedir al BCE que tome cartas en el asunto y ponga en marcha las herramientas necesarias para revertir la situación (aunque el único mandato del BCE es la estabilidad de precios).

El BCE se reúne este jueves. El contexto para el cónclave es complejo: el crecimiento del PIB y la inflación han caído hasta el 1,6% (se prevé que sigan perdiendo fuerza), los mercados se han mostrado como mínimo erráticos en los últimos meses, la demanda exterior pierde fuerza y la incertidumbre política es elevada.

Oxford Economics: "Un cambio en la hoja de ruta podría ser visto como una sobrerreacción"

Carsten Brzeski, economista jefe de ING para Alemania, cree que "hay pocos signos de remisión en la reciente debilidad y pérdida de 'momentum' de la economía. Con la persistencia de un posible Brexit sin acuerdo y sin ningún tipo de presión inflacionaria, las llamadas para que el BCE vuelve al 'modo crisis' (estímulos o mayor flexibilidad con la liquidez) están creciendo cada vez con más fuerza".

Esperar es la mejor opción

No obstante, este economista cree que aún es demasiado pronto para que el BCE cambie su hoja de ruta. Aunque la situación sea mucho peor hoy que hace siete meses, Draghi debe mantenerse dentro las líneas marcadas por dos razones: "La situación no es (todavía) lo suficiente amenazante como para activar el modo crisis... y por ahora es mejor ser un tipo frío en alerta, en lugar de entrar en pánico con una decisión impulsiva". Esto último podría ser contraproducente y causar más miedo a los mercados que otra cosa.

En la misma línea se muestran los analistas de Oxford Economics. Resulta evidente que el contexto se ha deteriorado sobremanera, pero "un cambio en la hoja de ruta podría ser visto como una sobrerreacción".

No obstante, el BCE podría reconocer que los riesgos para el crecimiento y la inflación son ahora superiores, mientras que "la debilidad de la inflación subyacente (descontada energía y alimentos frescos) y los riesgos para el crecimiento han desplazado la primera subida de tipos para 2020".

La inflación subyacente seguirá por debajo del objetivo durante los próximos años

El BCE podría verse obligado a recalcular su estrategia aunque no anuncie nada de forma oficial en esta reunión. Por un lado, "la inflación general va a seguir bajando por la caída de los precios del petróleo... si el petróleo se mantiene en niveles actuales (unos 60 dólares el barril), la inflación podría caer hasta el 1% o incluso menos para finales de 2019", señalan desde Oxford Economics.

Aline Schuiling, economista senior de ABN Amro, asegura que la inflación subyacente se mantendrá por debajo del objetivo del BCE "en los próximos años". Schuiling cree que los salarios reducirán su crecimiento este 2019, mientras que el debilitamiento de la actividad reducirá la creación de empleo. A esto hay que sumar "esperada apreciación del euro que presionará a la baja los precios de importación y la inflación en general".

Lo que si es probable es que se hable de "la inminente llegada de nuevas rondas de financiación a largo plazo. Mediante estas operaciones se ofrecen préstamos a la banca a un plazo mucho más largo que el vencimiento que presentan las operaciones de política monetaria convencionales. 

Aún así, al igual que el resto de grandes banqueros centrales, Draghi ya reconoció que la evolución reciente de la economía ha sido más débil de lo que se esperaba durante un discurso el pasado 15 de enero. El euro ha retrocedido un 1% frente al dólar desde que el italiano pronunció ese discurso en el que omitió que los factores que estaban reduciendo el crecimiento eran 'temporales', como si había hecho en alocuciones anteriores.

Es posible que Draghi dé algunas pistas y use un tono más dovish (sí, todavía más) que en otras reuniones. Sin embargo, queda prácticamente descartado el anuncio de nuevos estímulos, bajadas de tipos o el uso de otras herramientas que pudiesen enviar una señal de extrema debilidad a los mercados, lo que podría causar más daños que beneficios sobre la economía y los precios.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum8

A Favor
En Contra

Hoy en economía ficción, el evidente caso en el que, si le das a la impresora como si no hubiera un mañana para hacerte tu Monopoly a base de Fiat se va la economía a la mierda

Si te gustó aeropuertos sin vuelos, trenes sin pasajeros, el buitre, con hipotecas supreme y a lo loco o rescata como puedas

Próximamente, TSUNAMI DE FIAT, un relato de ciencia ficción que narra la loca historia de Banqueros centrales y políticos que sin tener ni repajolera idea de lo que hacen se encuentran un tóner mágico que les permite imprimir dinero respaldado en humo jodiendo por su camino a trabajadores y ahorradores para salvar a sus amiguitos rentistas y elitistas y sus empresas ZOMBIE

Puntuación 30
#1
lh295380
A Favor
En Contra

No se podia haber descrito mejor, y anadiria otro greatest hit proximamente en sus pantallas: "Esta crisis esta muy viva"

Puntuación 19
#2
¿¿¿???
A Favor
En Contra

A ESTE CARPANTA NO LO JUBILAN???

Puntuación 4
#3
A Favor
En Contra

Muy fácil criticar desde un ordenador pero si está gente no hubiera actuado así en 2008-2010 y hubieran hecho lo contrario lo que ustedes defienden ahora no habría intener y las comunicaciones serían con señales de humo , todos en taparrabos eso si el ahorrador tendría dos taparrabos jajajaj

Puntuación -6
#4
Basurero
A Favor
En Contra

Toda desintoxicación es dura.

Como volváis a regar el mercado con los papelitos de colores nos volveremos como Japón, adictos a los estímulos del BCE y ya se convertirá en norma las inyecciones de liquidez.

El mercado debe sanearse y sí, costará y muchas empresas caerán por el camino, pero no hay otra manera si se quiere tener una economía sana.

Si vuelve a regar de dinero el sistema es como el yonki que dice... "va, una última dósis" y nunca llega esa última.

Puntuación 5
#5
Juan
A Favor
En Contra

Teneis todos razon.

Lo que se ve es que al final acabaremos con taparrabos.

Se ha intentando engañar las leyes de la naturaleza para seguir igual. La naturaleza exige su precio, y no hombres se hacen los remolones.... quieren seguir trampeando. Al final la naturaleza que cobrara su precio y nos impondra el sacrificio mas gordo cuanto mas remolones nos hagamos.

Puntuación 3
#6
Juan
A Favor
En Contra

Teneis todos razon.

Lo que se ve es que al final acabaremos con taparrabos.

Se ha intentando engañar las leyes de la naturaleza para seguir igual. La naturaleza exige su precio, y no hombres se hacen los remolones.... quieren seguir trampeando. Al final la naturaleza que cobrara su precio y nos impondra el sacrificio mas gordo cuanto mas remolones nos hagamos. La impresion de dinero se hizo para ganar tiempo, pero la adición es de tal calibre, que no se puede revertir sin grandes sacrificios y seguimos igual. La deuda seguira creciendo y se seguira invirtiendo en cosas sin futuro ni prácticas. Al final lo pagaremos caro... espero que solo sea en dinero y esclavitud.

Puntuación 1
#7
acasaya
A Favor
En Contra

que tio mas cenizo ni se jubila ni lo jubilan.

Puntuación 0
#8