Economía

Amor (ATA) niega que las empresas de distribución hayan aumentado sus márgenes con la inflación

  • "El problema hay que buscarlo en los costes"
  • El presidente de ATA critica la subida de las cotizaciones un 8,6% "sin consulta"
  • Amor es "poco optimista" con las perspectivas de este año
Madridicon-related

El presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) ha negado que el incremento en el precio de los alimentos, un 15,4% en enero, se haya traducido en las cuentas de resultados de las empresas como un aumento en los márgenes empresariales.

"El problema no es la cadena alimentaria ni las empresas de distribución. El problema hay que buscarlo en los costes de transporte, en los costes de producción, en los costes energéticos, en los costes de fertilizantes, en los costes de las materias primas, en los impuestos al plástico, en los costes laborales, en los costes fiscales... Se están incrementando. Indudablemente, cuando se incrementa todo esto, se tienen que subir precios", ha insistido Amor, en un desayuno organizado por Nueva Economía Fórum.

A pesar de los malos datos de inflación, el vicepresidente de CEOE ha comparado la situación de España con Europa, diciendo que "está por debajo de lo que han crecido los precios de los alimentos en la media europea".

También ha salido en defensa de las empresas que forman parte de la distribución y venta de alimentos, asegurando que los márgenes de las compañías no se han visto afectadas positivamente por el alza de precios. Por ende, no entiende que desde el Gobierno se "descalifique, insulte y menosprecie" la figura del empresario que están "arriesgando su patrimonio y el de su familia para generar empleo y bienestar".

Más gastos que ingresos

El presidente de ATA ha precisado que cuando se habla de aumento de los beneficios empresariales, hay que tener presente que muchas pymes y autónomos personas físicas están reduciendo su rendimiento neto medio declarado.

"Yo no voy a negar que haya empresas que a día de hoy tengan beneficios empresariales, pero uno de cada cinco autónomos de este país, cada vez que levantan la persiana, saben que ese día van a gastar más de lo que van a ingresar", ha añadido.

Asimismo, se ha referido a los costes financieros y al encarecimiento de las hipotecas, que también afectan a los préstamos sobre oficinas, naves y oficinas comerciales, y a la revisión al alza de los alquileres.

Entre las dificultades que afrontan los trabajadores por cuenta propia, Amor ha citado el incremento de los costes laborales y de las cotizaciones sociales, con ese nuevo 0,6% para el Mecanismo de Equidad Intergeneracional (MEI).

El presidente de ATA ha criticado en su intervención la subida de las cotizaciones un 8,6% "sin consulta" por parte del Gobierno. Amor ha reconocido que la subida de las cotizaciones "se ha hecho siempre", aunque con consulta, y se ha referido al periodo de ministra de Empleo de Fátima Báñez (PP), presente en el desayuno como presidenta de la Fundación CEOE.

Pese a su disconformidad con ese incremento, Amor ha recalcado que no tiene nada que ver con la reforma del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), y ha defendido su aplicación, ya que va a permitir que muchos autónomos puedan cotizar menos o igual que el año pasado pro sus rendimientos netos.

El presidente de ATA también ha aludido al error cometido por la Seguridad Social el mes pasado con la entrada en vigor del nuevo RETA, con el cobro de la cuota mínima normal a los nuevos autónomos dados de alta entre el 1 y el 9 de enero, en lugar de los 80 euros de la tarifa plana que les correspondería.

"Me alegro de que la Seguridad Social cometa fallos y errores y se dé cuenta de que comete fallos y errores, porque cualquier empresario, entidad financiera, o autónomo que no llegamos al día 28, porque hay errores y no llegamos, por esas 24 horas nos meten un recargo y ahí no existen errores", ha comentado.

Poco optimismo para los autónomos

Amor ha indicado en el desayuno que es "poco optimista" con las perspectivas de este año, con previsiones de crecimiento de entre "el 1% y el 1 y pico por ciento".

Esto estará acompañado de una "inflación que va a seguir elevada" y una creación de empleo "que va a ser un mantenimiento o incluso un aumento de la tasa de desempleo".

El presidente de ATA se ha referido a los autónomos como un "indicador adelantado del mercado laboral", sin buenos augurios para el futuro del empleo, ya que "en los últimos seis meses se han destruido empresas y se han perdido 40.000 autónomos".

"Entre mayo de 2008 y 2011, se perdieron en España 300.000 autónomos, aquello advertía de la situación de que se estaba perdiendo el empleo. Si el pasado año se perdieron autónomos, este año no vamos a estar mucho mejor", ha vaticinado.

A pesar de esa falta de optimismo, Amor no da todo por perdido y cree que "puede cambiar" si afloran "los dos millones de actividades económicas y trabajos que se realizan en España cada día sin cotizar a la Seguridad Social".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud