Economía

La advertencia del SEPE: estas son las causas por las que te pueden quitar el paro

  • El organismo contempla varios supuestos en los que se extingue
Foto: EP.

El paro o prestación contributiva por desempleo es una de las coberturas más comunes cuando el trabajador se encuentra desempleado, pero este debe saber que no es un cheque en blanco: existen ciertas circunstancias en las que se le retirará dicha prestación.

El Servicio Estatal de Empleo Público (SEPE) es el encargado de gestionar estas prestaciones e informa en su página web de los supuestos en los que el trabajador vería extinguido su derecho a cobrar la prestación por desempleo. Son los siguientes:

-La primera y más lógica es el agotamiento del periodo de la prestación, que tiene una duración máxima de dos años en los casos de cotizaciones de 2.160 días en los últimos seis años.

-El supuesto más grave es el de "sanciones por infracciones leves, graves y muy graves en los términos previstos en la Ley sobre Infracciones y Sanciones en el Orden Social".

-La renuncia voluntaria.

-El fallecimiento, aunque un familiar puede heredar la parte proporcional del mes en el que se produzca el deceso y que haya generado el difunto.

-Realizar un trabajo por cuenta ajena de al menos 12 meses de duración. Si al terminarlo tiene derecho a una nueva prestación, tiene derecho, eso sí, a elegir la que estaba percibiendo anteriormente o la nueva.

-Realizar un trabajo por cuenta propia de al menos 60 meses de duración, siempre que esté dado de alta en el Régimen Especial correspondiente.

-El cumplimiento de la edad ordinaria de jubilación si ha llegado al periodo mínimo de cotización.

-Convertirse en pensionista por jubilación o incapacidad permanente absoluta, total o de gran invalidez. En este último caso, se podrá elegir entre la prestación más favorable (pensión o paro).

-Trasladarse al extranjero para buscar o realizar un trabajo, así como para el pefeccionamiento profesional o cooperación internacional en estancias de un año o más. Si el traslado es por otros motivos, la prestación se pierde a los 90 días.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin