Economía

El frenazo de la economía ya pasa factura al mercado laboral de Alemania

  • Acumula cuatro meses en los que no ha logrado reducir el paro...
  • ... Después de 22 meses seguidos en los que el dato se reducía

Alemania comienza a ofrecer síntomas de que el frenazo de la mayor economía europea, al borde de la recesión tras contraerse un 0,1% en el segundo trimestre, está haciendo mella en el mercado laboral, después de que el número de desempleados haya aumentado en agosto en 4.000 personas y el país acumule cuatro meses en los que no ha logrado reducir el paro, después de 22 meses seguidos a la baja, según los datos ajustados estacionalmente de la Agencia Federal de Empleo.

De este modo, y a pesar de que la tasa de paro se haya mantenido estable en el 5%, el número de desempleados en Alemania ha subido hasta 2,289 millones.

"La desaceleración económica está dejando su marca en el mercado laboral"

Asimismo, el subempleo ha registrado en agosto un incremento mensual de 3.000 personas en datos ajustados, hasta un total de 3,203 millones, cifra que representa un descenso de 29.000 subempleados en un año.

"La desaceleración económica está dejando su marca en el mercado laboral", ha reconocido el director de la Agencia, Detlef Scheele, después de que el desempleo y el subempleo hayan aumentado en agosto. "El crecimiento del empleo persiste, pero pierde impulso y la demanda de trabajadores de las empresas ha vuelto a caer desde niveles elevados", ha añadido.

En datos no corregidos estacionalmente, el número de parados en Alemania aumentó en agosto en 43.900 personas, hasta 2,319 millones, elevando en una décima la tasa de paro, hasta el 5,1%.

"En datos no ajustados, se trata de la peor evolución del mercado laboral en agosto desde la reunificación", ha señalado Carsten Brzeski, economista jefe de ING Alemania, para quien los malos datos laborales de agosto significan que "el escudo de protección contra la desaceleración industrial y los problemas externos se hace cada vez más fino".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.