Deporte y Negocio

La RFEF 'abarata' la final de la Copa del Rey para dársela a RTVE y dejar fuera a Mediapro

  • La oferta de la cadena pública ha sido superior a los 1,7 millones de Mediapro
  • Luis Rubiales alega falta de tiempo para no pedir cantidades superiores
  • En un primer momento las cifras fueron insuficientes para el organismo
Foto: Getty.
Madrid

La RFEF ha decidido otorgar a RTVE los derechos de emisión de la final de la Copa del Rey, una vez que se ha hecho valer que su oferta estaba por encima de la del resto de cadenas. De esta forma, el ente presidido por Luis Rubiales ha elegido quedarse con las primeras cantidades ofrecidas, pese a que en un primer momento le eran insuficientes. La falta de tiempo y la decisión judicial han sido los motivos que el organismo alega para tener que elegir a TVE y no permitir una oferta mayor por parte de Mediapro, quien por ahora no llevará a cabo más acciones legales.

Radio Televisión Española retiene la final copera tras todo el caos que ha rodeado a la previa de ésta. La semana que ha tenido a Jaume Roures llevando la decisión de la RFEF de excluirles de la oferta ante el Juzgado Mercantil número 12 de Madrid, ha finalizado con Rubiales otorgando el paquete al ente público casi 24 horas antes de que Barcelona y Valencia salten al Benito Villamarín.

En un auto del 20 de mayo, el Juzgado Mercantil ordenó a la RFEF repetir el concurso, pero la federación pidió una vista tras varios días en los que no movió ficha y provocó una reclamación por parte de Mediapro, que entendió la actuación del organismo que preside Luis Rubiales como un retraso deliberado en vista a complicar la presencia de la firma de Jaume Roures en la final de Copa como operadora.

De esta forma, la RFEF tuvo que volver "al momento inmediatamente anterior al acuerdo" por el que adjudicó los derechos de la final de Copa a RTVE, que se impuso a Atresmedia y Mediaset. Por lo tanto, tuvo que abrir la oferta de Mediapro, que en un primer momento había dado 1,7 millones de euros.

En el momento de aceptar ofertas, la RFEF estableció una cláusula que dejó fuera a empresas "sancionadas penalmente o que hayan reconocido su responsabilidad penal", lo que hizo a la federación excluir a Mediapro atendiendo al caso que le implicó por los sobornos de una filial suya a dirigentes de otras federaciones y que terminó con un pacto con la fiscalía de EEUU.

Mediapro recurrió esta decisión alegando que "podría ser constitutiva de un abuso de posición de dominio contrario a las normas de defensa de la competencia" y el Juzgado Mercantil le ha dado la razón argumentando que la actuación de la federación ha ido encaminada a crear una cláusula especiífica para la exclusión de Mediapro del concurso, previo estudio de la compañía audiovisual: "Se reitera que lo que se ha acordado es declarar que la RFEF ha actuado con abuso de posición de dominio en la actuación consistente en novar una cláusula que es contraria al R D-L- 5/2005, y que resulta ser discriminatorio con los pujantes, por resultar 'dirigido' a la exclusión de Mediapro (por no hablar de la omisión deliberada de los Delitos contra la Hacienda Pública que puede tener relación con otros de los pujantes)".

Tras el acuerdo final, el medio de Roures entiende que no llevará a cabo más acciones legales antes de la disputa del encuentro, para no torpedear la emisión de este. Sin embargo, no descarta en próximos días estudiar de nuevo todo el proceso y pedir algún tipo de compensación por no permitir una nueva ronda de ofertas.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0